Las familias que se adhieran al banco de libros pagarán solo el 10% de su valor en el curso 2019-20

Las familias que decidan adherirse al banco de libros recibirán los lotes de sus hijos para el curso 2019-2020 por un precio no superior al 10% de su coste, según la orden que va a publicar esta semana en el BOA el Departamento de Educación.

Este texto, que regula el banco de libros para su próxima puesta en marcha, supone el primer paso administrativo para la efectiva constitución de este organismo y establece que serán los propios padres los que tendrán que solicitar su incorporación a este sistema durante este curso, para poder recibir los libros del siguiente un 90% más barato que hasta ahora.

En cualquier caso, los beneficiarios de una beca de material curricular seguirán recibiéndola como hasta ahora, con la única diferencia de que, a partir de este curso, todos aquellos que perciben estas ayudas deberán dejar los libros en su centro una vez terminado el periodo de clases, señala el Gobierno de Aragón en una nota de prensa.

En todos los centros

El banco de libros funcionará en todos los centros sostenidos con fondos públicos en Aragón. Los centros educativos serán los responsables de los fondos que se depositarán en sus instalaciones.

Además, se está trabajando en la puesta en marcha de una aplicación informática que centralizará la información de los bancos de libros de todos los centros de la Comunidad, lo que ayudará a simplificar la labor de los centros. A través de esta aplicación se realizarán trámites como las altas o bajas del sistema o la resolución de incidencias como pueden ser pérdidas o traslados de centro, se explica desde el departamento de Educación.

Por otra parte, en los últimos años se han venido desarrollando en varios centros docentes proyectos de bancos de libros, con la colaboración conjunta de la comunidad educativa. Educación tiene previsto incorporar la experiencia en el nuevo banco de libros general, adaptándose a lo establecido en la actual regulación.

La presente orden vendrá seguida de otra posterior que regulará todo su calendario de aplicación y el sistema de gestión de los libros, puntualiza la citada nota de la DGA. En cualquier caso, la previsión de la Administración es adelantar el proceso a las previsiones iniciales referidas en su día por la consejera de Educación, Mayte Pérez.

Incentivar al alumnado

Los centros, que tendrán en propiedad los libros que constituirán su fondo para el banco, deberán decidir y comunicar quién se va a encargar de esta gestión: si el propio centro, su ampa o una librería de proximidad.

“Además de la oportunidad para las familias de beneficiarse de un sistema que permitirá un menor desembolso en los materiales educativos”, indica el Ejecutivo territorial, “con esta iniciativa también se pretende fomentar en el alumnado actitudes de respeto y uso responsable de los bienes financiados con fondos públicos”, agrega en la nota.

Como especifica la orden, los libros y materiales curriculares objeto del sistema serán los correspondientes a los cursos de 3º a 6º de Educación Primaria y a los de la Educación Secundaria Obligatoria.

Los libros de 1º y 2º de Primaria son material fungible y, por lo tanto, no reutilizable posteriormente. Sin embargo, todos los que cumplan los requisitos para optar a una beca de material curricular la recibirán.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies