Impulso definitivo al banco de libros en los colegios aragoneses

El Consejo de Gobierno ha aprobado la suscripción de cuatro acuerdos con distintas entidades que supondrán el impulso definitivo al sistema de banco de libros de Aragón que comenzará el próximo curso, y que supondrá que las familias que se hayan suscrito podrán contar con los libros de texto por alrededor de 20 euros en Primaria y por 25 en Secundaria, mientras el alumnado con beca continuará recibiendo el material a coste cero.

Más de 49.000 escolares se van a beneficiar de la puesta en marcha de este banco, para lo cual el Departamento firmará estos convenios con la Federación Aragonesa de Gremios y Asociaciones de Librerías (Fagal), la Federación de Asociaciones de Padres y Madres de Alumnado de Aragón Juan de Lanuza (Fapar), las asociaciones de madres y padres que así lo estimen y los establecimientos de venta de material curricular que lo deseen.

La inclusión en este banco es voluntaria y aquellas familias que se han adherido –las solicitudes se hicieron entre diciembre y febrero– se comprometen a entregar en su centro educativo los libros que sus hijos están utilizando este año en buen estado d conservación. Esto les da derecho a recibir los lotes para el curso 2019-2020 por un precio no superior al 10% de su coste. Por niveles, en Primaria han solicitado unirse al banco de libros cerca de 25.900 alumnos. En Secundaria son 23.217.

Aplicación informática

Los centros cuentan con una aplicación informática que centraliza la información de los bancos de libros para ayudar a simplificar los trámites. A través de esta aplicación se realizarán las altas o bajas del sistema o la resolución de incidencias como pueden ser pérdidas o traslados de centro. Aquellos centros que ya disponían de algún tipo de servicio similar de préstamo de materiales, adaptarán su funcionamiento a esta nueva regulación.

Para la gestión del banco, cada centro tuvo que decidir si se hace cargo la propia dirección, las familias o librerías de proximidad. Y la suscripción de estos convenios supone ahora un paso más para avanzar en este objetivo.

El acuerdo con Fagal permitirá que esta federación dé a conocer a los establecimientos que venden libros de texto el sistema de banco de libros y orientarles junto al Gobierno de Aragón en todo lo necesario para su participación en él.

Convenios

Por su parte, el texto que se firmará con Fapar supone un reconocimiento de la labor que muchas ampas han desarrollado en el pasado para facilitar el material curricular en sus centros y permitirá que esta asociación informe a las familias y potencie el conocimiento del banco de libros.

Además, cada ampa y cada librería encargada de gestionar el banco de libros en su centro educativo suscribirá un convenio con Educación por el que se hará cargo de revisar los ejemplares que se entreguen al centro, encargar los nuevos que se precisen y asignar los lotes a los usuarios.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies