accesible

Aprobada por unanimidad la Ley de Discapacidad para impulsar un Aragón más accesible e inclusivo

El último pleno ordinario de la legislatura de las Cortes de Aragón ha aprobado este jueves por unanimidad la Ley de los Derechos y la Atención a las Personas con Discapacidad, una norma transversal para garantizar la igualdad de oportunidades con especial incidencia en el empleo.

La norma, a través de sus doce artículos, reorienta las actuaciones públicas garantizando su transversalidad, pone el acento en el reconocimiento de las capacidades diferentes y da prioridad a las políticas de empleo dirigidas a garantizar la igualdad de oportunidades. Velará por una educación inclusiva mediante la elaboración de un censo de alumnado con discapacidad y garantizando la accesibilidad de los centros. Establece medidas contra la discriminación y avanza en atención infantil temprana coordinando los ámbitos de Salud, Educación y Servicios Sociales.

Máximo consenso

Los grupos parlamentarios se han congratulado del consenso alcanzado en torno a esta Ley, uno de los pocos textos que han salido adelante con el máximo consenso tras un trabajo en ponencia en el que se admitieron el 93 por ciento de las 435 enmiendas presentadas por los grupos, ha destacado la coordinadora, la socialista Pilar Zamora, quien ha enfatizado que es una ley no sólo importante para las personas con discapacidad, sino para el conjunto de la sociedad porque persigue garantizar los derechos y propiciar una sociedad inclusiva.

Una ley pionera que va más allá de lo regulado por otras comunidades, ha agregado, que responde a las necesidades de las personas con discapacidad y sus familias, que tiene que ver con un modelo de convivencia frente a los que excluyen al diferente y que es el “broche de oro” a una legislatura caracterizada por políticas sociales.

Porque ha sido el Gobierno PSOE-CHA, tomando como base un protocolo firmado con CERMI, el que ha remitido a las Cortes el proyecto de ley frente a otros que tuvieron la oportunidad y no lo hicieron.

Garantizar derechos

Sin embargo, para la diputada del PP Marian Orós, se trata de una norma que se presentó “tarde y mal” después de tres años de reivindicaciones, a finales del año pasado, y sin las aportaciones de las entidades y sin memoria económica, aunque gracias al esfuerzo de todos se ha pactado un texto que garantiza los derechos de las personas con discapacidad “huyendo de paternalismos” y obliga a remover los obstáculos para hacer efectiva la igualdad de oportunidades.

Desde Podemos, Raúl Gay ha insistido en que los derechos no se promueven, sino que se garantizan y defienden “con uñas y dientes” y ha subrayado que ésta no es una ley más, aunque ha lamentado que queden en el limbo una dirección general de la discapacidad que podría coordinar todos los ámbitos desde el gobierno y la figura concreta del mediador laboral ante tasas de desempleo “vergonzosas”.

Elena Allué, del PAR, ha asegurado que se trata de una ley fundamental, hecha para que permanezca en el tiempo y no solo para reconocer derechos, sino de garantías, en especial para el empleo, y no sólo público con una reserva del 8 %. En este sentido, ha advertido de que de las 100.000 personas con discapacidad en Aragón, el 65 por ciento son mujeres y sólo 16 % de ellas tiene empleo, y la desigualdad es también la base de la violencia de género.

Incidencia especial en el empleo

Desirée Pescador, de Ciudadanos, tras incidir en que sacar adelante este texto no ha sido tarea fácil, ha destacado su carácter transversal, al actuar en materia de sanidad, educación, vivienda o empleo, con especial sensibilidad hacia las niñas y las mujeres, con un plan de acción integral.

Patricia Luquin, de IU, también ha resaltado el acuerdo en esta ley, porque es fundamental para garantizar derechos, con recursos, teniendo en el empleo la “espina dorsal” para garantizar la independencia económica de las personas con discapacidad e incluyendo un régimen sancionador con multas de entre 300 euros para infracciones leves y un millón, para las muy graves, porque debe calar en al sociedad que “nadie es más que nadie”.

Finalmente, Gregorio Briz, de CHA, ha celebrado para las entidades sociales que trabajan por las personas con discapacidad la aprobación de esta ley, que es el “colofón” a la actuación del Gobierno aragonés a lo largo de la legislatura ante la demanda social de “pacto de estado”, como supone esta legislación, para garantizar los derechos de las personas con discapacidad (en la imagen superior, representantes de las asociaciones de discapacitados, a las puertas de las Cortes).

El Ayuntamiento hará reformas como la de Don Jaime en otras calles de la ciudad

Las obras de remodelación de la calle Don Jaime están ya en su fase de conclusión. A final de mes se completará la reforma del tramo entre Echegaray y Calle Mayor-Espoz y Mina, con lo que la vía se abrirá de nuevo al tráfico rodado de vehículos de transporte público, reparto y bicicletas. El Ayuntamiento tiene previsto realizar remodelaciones similares, con igualación de calzada y aceras, en otras calles de la ciudad.

El concejal de Urbanismo, Pablo Muñoz, ha informado este miércoles 12 de septiembre de que el equipo de gobierno tiene previsto desarrollar nuevas actuaciones en la vía pública inspiradas en la consecución de “la accesibilidad universal como criterio colectivo”, de forma que en determinadas vías se procederá al rebaje de aceras y en otras a la elevación de la calzada para igualar ambas y facilitar la movilidad.

Muñoz ha remitido la aplicación de estas medidas en otras calles de la ciudad, que no ha especificado porque todavía se encuentra en estudio el proyecto de actuación, al éxito de la experiencia aplicada en la calle Don Jaime (en la foto superior, los viandantes pasean ya por uno de los tramos concluidos).

Pero ha dado por seguro que la medida iba a funcionar en esta vía principal del Casco Histórico, por lo que las igualaciones para facilitar el tránsito peatonal en otras calles del Casco Histórico se van a realizar, porque desde el Gobierno municipal se considera que en esa área son necesarias para facilitar una mejor movilidad y accesibilidad, sobre todo, tratándose de un barrio de calles y aceras más estrechas y con población bastante envejecida.

Reuniones con vecinos y comerciantes

El concejal ha asegurado que tanto las asociaciones vecinales de la Margen Izquierda como las asociaciones de comerciantes de Don Jaime y otras del Casco Histórico, se han mostrado favorables a la remodelación de la calle en las reuniones mantenidas este verano por el concejal con representantes de las mismas.

Muñoz ha añadido que la entidad CERMI, que agrupa a asociaciones de personas con problemas de movilidad, también le ha trasladado su conformidad con la medida aplicada y ha reclamado que la igualación de calzada y acera se extienda a toda la calle, desde Echegaray al Coso.

El concejal ha indicado que el Ayuntamiento contempla esa actuación y también la posibilidad de extender la nueva calzada de losas hasta el puente de Piedra, atravesando Echegaray, tal y como solicitan las asociaciones vecinales de Arrabal y Barrio Jesús.

Diversos tipos de losa

Respecto al enlosado de la calzada, Muñoz ha precisado que se realiza mediante tres tipos de baldosas. La utilizada en la mayor parte del tramo reformado proviene de Calatorao “y ya ha sido suministrada en su totalidad por lo que no habrá problemas para su colocación dentro de los plazos previstos”.

En la plaza de La Seo se colocan baldosas de mármol, “que el Ayuntamiento tenía en almacén, por lo que no hay ningún problema para su instalación”, ha puntualizado el concejal.

Por último, la obra requiere también la colocación de losas de granito como las existentes en plaza del Pilar, “cuyo suministro no ha llegado todavía, pero lo hará a final de mes”, ha indicado Muñoz, quien ha asegurado que “se cumplirán los plazos” de una actuación que ha sido recibida “con alta satisfacción por parte de vecinos y comerciantes”.

Cultura más accesible y participativa gracias a nueva estrategia digital

El Ayuntamiento de Zaragoza ha puesto en marcha una nueva estrategia digital con el objetivo de mejorar la comunicación, la participación y la accesibilidad en el Área de Cultura. Esta iniciativa nace para dar a conocer la cultura que se crea en la ciudad, independientemente de quién sea el agente que la promueva.

Uno de los pilares fundamentales de esta estrategia digital es la página web. Con un diseño más accesible y adaptado a todos los dispositivos, funciona como una agenda cultural que aglutina actividades tanto públicas como privadas. “No solo se recogen las actividades del Ayuntamiento, también aquellas que se generan en el seno de asociaciones o colectivos. Para incorporarlas, solo tienen que llenar un formulario, un técnico las valida y pasan a formar parte de la agenda”, ha comentado el consejero de Cultura, Fernando Rivarés.

Esta página, entre otras utilidades, ofrece un canal de participación que permite verter quejas y sugerencias por parte de la ciudadanía. También hay un apartado profesional, que ofrece información sobre convocatorias, un directorio de empresas del sector, un perfil del contratante, etc.

Redes sociales y boletines

Además de la web, se está trabajando para crear y ampliar la comunidad en redes sociales -#ZGZesCultura-. A lo largo del último año esa comunidad ha pasado de 6.000 a 23.000 seguidores en Facebook y en Twitter se ha logrado que las publicaciones alcancen las 78.400 impresiones únicas y que 1.365 usuarios únicos mencionen a @ZCultura en sus tuits.

El tercer pilar de la estrategia son los boletines informativos. Se envían semanalmente y mensualmente, destacando los diferentes actos de la ciudad.

Dentro de esta línea, se está avanzando en la segmentación de contenidos para lograr “llegar a más gente”. Rivarés ponía de ejemplo que quizá alguien familiarizado con el mundo del jazz no habría estado interesado en asistir a un concierto de Slap! si no llega a ser por estos boletines.

Esta estrategia ya ha dado los primeros resultados. “La segmentación nos ha permitido cambiar los horarios y los días de algunas actividades para que los interesados puedan acudir y aumenten su conciliación y a identificar los gustos y el tipo de público”, ha comentado Rivarés.

Laura Hevia – Aragón Press