alerta

Intervención artística para potenciar el comercio en el barrio Jesús

Una intervención artística, impulsada por el Ayuntamiento de Zaragoza a través del Plan de Dinamización del Pequeño Comercio, pondrá de manifiesto el vacío que dejan en los barrios los locales que se ven obligados a cerrar.

Con este iniciativa se pretende incidir en que “las tiendas de barrio tienen un papel fundamental en la calidad de vida de los barrios. Acercan bienes y servicios a los hogares durante todo el año y son punto de referencia para los vecindarios, además de lugar de encuentro para distintas generaciones”, señala el Consistorio en una nota de prensa.

La actividad consiste en pegar grandes fotografías, impresas en vinilo, sobre la fachada de varios locales cerrados. Vecinas y vecinos están llamados a participar en una de las pegadas, el próximo domingo 3 de febrero, a las 12 horas, en la plaza Jesús.

El objetivo es concienciar al vecindario del vacío que dejan los establecimientos de proximidad que se ven obligados a cesar su actividad. Y, al mismo tiempo, celebrar que muchos otros siguen abiertos y que se está a tiempo de reconocer su papel en la vida social de la zona.

Activación del pequeño comercio

La intervención artística corre a cargo de Olsen Projects, colectivo compuesto por la fotógrafa Lorena Cosba y la artista visual Lara Albuixech, y forma parte del Plan de Dinamización del Pequeño Comercio que el Ayuntamiento de Zaragoza lleva a cabo en Barrio Jesús y Gancho.

Este plan está impulsado por el Plan Integral del Casco Histórico (PICH) y Zaragoza Activa, y está siendo dinamizado por la entidad El Ganchillo Social. La actividad cuenta también la colaboración de Zaragoza Dinámica, que se ha unido desde su programa de activación del pequeño comercio.

Esta iniciativa de sensibilización se suma a otras realizadas previamente, como una guía del pequeño comercio de la zona, una encuesta sobre hábitos de consumo o el sorteo de una cesta de productos y servicios de establecimientos locales, entre otras.

El Plan pretende expandir la cultura de la colaboración entre ciudadanía, comercios y entidades barriales (como la Asociación de Vecinos de Barrio Jesús, en este caso) con el objetivo de mejorar los vínculos entre personas y contribuir a la calidad de vida en los barrios. El trabajo se basa en la formación de un grupo motor de comercios de la zona que aprenden a colaborar entre sí y a hacer visible su aportación social al vecindario.

Desactivada la alerta por la crecida del río Ebro

El Ayuntamiento de Zaragoza ha desactivado la fase de alerta del Plan Municipal de Protección Civil por la crecida del Ebro, cuya punta ha pasado esta madrugada por la capital aragonesa, sin apenas incidencias, con un caudal de 1.457,84 metros y una altura de 4,21 metros.

Los servicios municipales seguirán no obstante atentos a la evolución de la situación en las riberas del río, cuyo nivel va bajando ya “con relativa rapidez”, informan fuentes del Ayuntamiento.

La punta de la crecida ha pasado por la capital aragonesa a las 4.00 horas y se encuentra ya en descenso. A las 10.00 horas tenía un caudal de 1.427,60 metros cúbicos por segundo y su altura había descendido a los 4,15 metros, según el Sistema Automático de Información Hidrológica de la Confederación Hidrográfica del Ebro (CHE).

Activada la alerta por riesgo de inundaciones debido a la crecida ordinaria del río Ebro

El Gobierno de Aragón ha desactivado este viernes 25 de enero el Plan Territorial de Protección Civil de Aragón (PLATEAR) en fase de alerta y ha activado el Plan Especial de Protección Civil por Riesgo de Inundaciones (PROCINUN) en fase de preemergencia –equivalente a alerta- ante la previsión de una crecida ordinaria del Ebro.

La activación del PROCINUN –cuya regulación está en proceso de modificación y pasará a denominarse PROINAR- se ha declarado de acuerdo con la información facilitada por la Confederación Hidrográfica del Ebro (CHE) sobre el actual episodio de riesgo de inundación, informan fuentes del Gobierno de Aragón en una nota de prensa.

En la fase de preemergencia o alerta actual se comunica la situación a los ayuntamientos de las localidades de la Ribera del Ebro, incluida Zaragoza capital, pero en principio no se prevé que sea necesario adoptar más medidas pasando a otra fase ya que la previsión de la avenida tiene carácter ordinario (en la imagen superior, el Ebro este viernes en las inmediaciones de Calahorra).

Punta de la crecida, el domingo

Según la última actualización hecha pública por la CHE, en Castejón de Navarra esta mañana se esperaba una crecida ordinaria de entre 1600 y 1900 m³/s (6.40-6.90m) que se mantendría hasta el final del sábado.

La punta de esta avenida está previsto que llegue a Zaragoza a primera hora del domingo con un caudal aproximado de 1.526,6 metros cúbicos por segundo, mientras que en estos momentos se presenta un volumen de 622,6 y una altura de 2,42 metros.

El episodio de nevadas, frío y viento que hizo activar el PLATEAR el martes todavía afectaba este viernes a carreteras en Aragón, aunque ya no ha sido necesario suspender rutas de transporte escolar como en días pasados.

En la provincia de Huesca permanece cerrado a causa de la nieve el paso fronterizo del Portalet y otro tramo de la carretera A-136, de Biescas a Francia, por Sallent de Gállego, del kilómetro 24 al 27, así como toda la carretera SC-H02 de Sallent de Gállego a Formigal.

Vídeo de este viernes en que se comprueba el gran caudal del Ebro a su paso por Logroño:

La alerta naranja por lluvias se amplía hasta el lunes

La Agencia Estatal de Meteorología (Aemet) mantiene activa desde primeras horas de la madrugada de este domingo 14 de octubre en las tres provincias aragonesas la alerta naranja por lluvias que podrían descargar hasta 50 litros en una hora, una situación que se prolongará en la provincia de Huesca hasta la mañana del lunes.

La influencia del huracán Leslie, que ha tocado las costas atlánticas de Portugal, ha situado en situación de alerta naranja durante toda la jornada del domingo la provincia de Huesca, la Ribera de Ebro (Zaragoza) y el Bajo Aragón y la comarca de Gúdar y Javalambre, en Teruel.

Según informa el Organismo meteorológico, esta situación de inestabilidad, que se combinará con alertas amarillas por vientos y tormentas en las tres provincias aragonesas, se debe a la entrada del ciclón Leslie en las costas atlánticas de Portugal y de España.

En el caso de Huesca, este aviso se prolongará hasta las 06.00 horas de la madrugada del lunes, con acumulaciones estimadas de 80 litros en doce horas, y de hasta 20 litros en una hora en el Pirineo y en la zona centro de la provincia.

Vientos

La alerta amarilla por vientos fuertes, con rachas de hasta 70 kilómetros a la hora, se ha activado en toda la provincia de Huesca, en el Bajo Aragón turolense y en las Cinco Villas y en la Ribera del Ebro.

El aviso amarillo por lluvias estará activo en el Pirineo, donde se podrían acumular hasta 60 litros en doce horas, así como en las sierras de Albarracín y Jiloca y en las comarcas de las Cinco Villas e Ibérica zaragozana, con cantidades estimadas en ambos casos de 20 litros por metro cuadrado en una hora (en la imagen superior de @AEMET_Aragón, una de las tormentas que ha llegado en la jornada de este domingo a Zaragoza).

En las Cinco Villas, estas lluvias podrían prolongarse hasta las 06.00 horas del lunes.

La Aemet advierte, además, que la incertidumbre existente en relación a la evolución del ciclón Leslie podría propiciar que los avisos puedan ser modificados significativamente en las próximas horas.

Alerta por fuertes lluvias y viento a partir de madrugada del domingo

Las Fiestas del Pilar parece que van a despedirse con mucha lluvia y fuertes vientos, que se esperan a partir de la madrugada de este domingo 14 de octubre. La Agencia Estatal de Meteorología (Aemet) ha activado para este día la alerta naranja por lluvias que podrían descargar hasta 50 litros por metro cuadrado en una hora en la provincia de Huesca, en la Ribera de Ebro (Zaragoza) y en el Bajo Aragón y la comarca de Gúdar y Javalambre.

Según informa el Organismo meteorológico, esta situación de inestabilidad, que se combinará con alertas amarillas por vientos y tormentas en las tres provincias aragonesas, se debe a la entrada del ciclón Leslie en las costas atlánticas de Portugal y de España (en el gráfico superior, trayectoria y horas de llegada previstas del huracán a la Península Ibérica).

La alerta naranja permanecerá activa en las zonas referidas entre las 12.00 y las 24.00 horas del domingo, la misma franja horaria en la que se producirán los vientos y las tormentas.

La alerta amarilla por vientos fuertes, con rachas de hasta 70 kilómetros a la hora, se ha activado en toda la provincia de Huesca, en el Bajo Aragón turolense y en las Cinco Villas y en la Ribera del Ebro.

Más lluvia en el norte de Aragón

El aviso amarillo por lluvias estará activo en el Pirineo, donde se podrían acumular hasta 60 litros en doce horas, así como en las sierras de Albarracín y Jiloca y en las comarcas de las Cinco Villas e Ibérica zaragozana, con cantidades estimadas en ambos casos de 20 litros por metro cuadrado en una hora.

Debido a la situación de inestabilidad, las lluvias se podrían extender en la zona norte de la provincia de Huesca hasta las 06.00 horas de la jornada del lunes.

El huracán, a las puertas de Portugal esta tarde del sábado

La alerta amarilla por tormentas permanecerá activa en la zona sur de Huesca, en el Bajo Aragón y en las sierras de Gúdar y Maestrazgo, y en la Ribera del Ebro.

La Aemet advierte, además, que la incertidumbre existente en relación a la evolución del ciclón Leslie podría propiciar que los avisos puedan ser modificados significativamente en las próximas horas.

Caen tormentas por todo Aragón y en el Pirineo pueden ser muy fuertes

La tormenta de este miércoles llegando a Calanda. Foto: Juanma Bernad

El Gobierno de Aragón ha activado el Plan Territorial de Protección Civil de Aragón (Platear) en fase de alerta debido a las previsiones de que en toda la Comunidad se produzcan este miércoles y el jueves 8 y 9 de agosto lluvias y tormentas intensas.  Las previsiones apuntan a que las precipitaciones pueden ser muy fuertes en el Pirineo, donde hay alerta naranja.

El martes por la tarde ya se produjeron tormentas fuertes, algunas acompañadas de granizo, en amplias zonas del Pirineo oscense (en la foto superior de Daniel Yeste @danitonski, granizo caído en una tormenta en el Valle de Benasque, con La Maladeta al fondo).

Imagen del tornado que se ha formado en las cercanías de Alcañiz. Foto: Meteo Aragón

En la tarde del miércoles también han sido frecuentes las tormentas. En Zaragoza ha llovido unos minutos, en torno a las 20 horas, con escasa intensidad.

Pero en zonas como el Bajo Aragón han descargado fuertes tormentas, en algunos casos acompañadas de granizo, como puede observarse en el vídeo de más abajo que muestra la tormenta en la localidad de Castelserás. El granizo ha causado daños en la agricultura, sobre todo en el melocotón de Calanda.

Además, en las inmediaciones de Alcañiz se ha producido un tornado que ha cruzado parte de la comarca del Bajo Aragón, hacia Urrea de Gaén..

La Agencia Estatal de Meteorología (Aemet) ha emitido aviso de nivel amarillo por lluvias y tormentas a partir de las 14.00 horas, aunque el mayor riesgo comenzará la próxima madrugada en el Pirineo oscense, donde se ha elevado el aviso al nivel naranja desde las 00.00 horas.

El nivel naranja significa que se esperan tormentas muy organizadas y generalizadas y, además, es posible que se puedan registrar lluvias localmente muy fuertes, vientos localmente muy fuertes, granizo superior a 2 cm, rayos y posibles inundaciones.

En concreto, en la zona pirenaica se esperan entre 30 y 40 litros en una hora y 80 litros en 24 horas.

Fuertes precipitaciones en el norte el jueves

La Agencia Estatal de Meteorología (Aemet) anuncia para este jueves chubascos y tormentas fuertes en la mitad norte e incluso muy fuertes en el Pirineo durante la primera mitad del día en el tercio norte cielo nuboso o cubierto con lluvias y chubascos generalizados, que pueden ser fuertes o muy fuertes en el Pirineo de Huesca.

A partir de la tarde, se abrirán claros en el tercio norte. En el resto poco nuboso sin descartar alguna nube de evolución con algún chubasco aislado en la Ibérica occidental.

Temperaturas en descenso, más acusado en las máximas del cuadrante noroeste. Oscilarán entre 27 y 16 grados en Huesca, entre 33 y 14 en Teruel y entre 28 y 17 en Zaragoza.

Viento flojo a moderado de sur, sureste y este de madrugada, tendiendo a noroeste moderado en el Valle del Ebro, y flojo en el resto.

Previsiones para próximos días

El viernes 10 de agosto se prevé cielo poco nuboso con intervalos matinales de nubes bajas y nubosidad de evolución diurna en el Pirineo e Ibérica, donde serán probables chubascos dispersos.

Temperaturas mínimas en descenso; máximas en descenso en el sur de Huesca y Teruel y sin cambios o en ascenso en el resto. Viento del noroeste flojo, con intervalos de moderado en el valle del Ebro al principio tendiendo a variable flojo.

El sábado, 11 de agosto habrá predominio de cielo poco nuboso, con intervalos de nubes bajas matinales y nubes de evolución diurna en zonas de montaña. Chubascos con tormenta por la tarde en la Ibérica este de Teruel que serán probables también en el Pirineo.

Temperaturas en ascenso. Viento variable flojo tendiendo a sureste flojo con intervalos de moderado.

El domingo, 12 de agosto el cielo estará poco nuboso con intervalos de nubes altas y nubes de evolución diurna generalizados con probables chubascos y tormentas.

Temperaturas en ascenso, especialmente las mínimas. Viento variable flojo.

Avisos a ayuntamientos, comarcas y campamentos

Respecto a la activación del Platear en fase de alerta, se identifica con la existencia de informaciones procedentes de servicios de previsión y alerta o de los servicios ordinarios de intervención que, por evolución desfavorable, pudieran generar una emergencia en la que haya que aplicar medidas de protección civil.

Protección Civil ha alertado a todos los alcaldes, presidentes de comarcas, cuerpos operativos y directores de las acampadas activas en el territorio aragonés que pueden verse afectados por este episodio para que extremen las precauciones.

Y se ha enviado a los municipios una serie de consejos básicos de autoprotección, entre ellos mantenerse informados a través de los medios de comunicación de las predicciones meteorológicas y del estado de la situación, permanecer en casa, revisar la vivienda y limpiar las bajantes y canalizaciones, mantenerse alejado de alambradas, verjas y objetos metálicos, evitar el uso de bicicletas y motos, cerrar las ventanas para evitar corrientes de aire que puedan atraer rayos, o desconectar los aparatos eléctricos para evitar que sean dañados por subidas de tensión.

En el caso de estar en el exterior, se recomienda evitar permanecer en lo alto de las colinas, no se refugiarse bajo árboles y alejarse de las zonas bajas de laderas y, si empieza a llover de forma torrencial, pensar que pueden producirse inundaciones y se tomen medidas.

El Gobierno de Aragón es optimista y rebaja la alerta en el Ebro

El consejero de Presidencia del Gobierno de Aragón, Vicente Guillén, ha señalado este martes 17 de abril que los datos en torno a la crecida extraordinaria del río Ebro son “optimistas”, que “lo peor ha pasado ya” y que acaban de rebajar el nivel de emergencia en la zona del 2 al 1.

Esto significa que la Unidad Militar de Emergencias (UME) dejará de actuar en la zona de forma escalonada, aunque todavía continúa parte de su operativo en la Ribera Baja, ha informado Guillén a los medios al término de una nueva reunión del Centro de Coordinación Operativa Integrada (CECOPI) en el 112 Aragón.

Guillén ha explicado que el cauce del Ebro está bajando de una manera “ostensible”, 75 centímetros en las últimas horas, y ha asegurado que no se van a registrar mayores problemas aguas abajo, más allá de alguna incidencia resuelta en Sástago o la inundación del colegio en Velilla, que ha calificado de “menores”.

Del mismo modo, ha aseverado que dada la situación, espera que el realojo de las personas con movilidad reducida trasladadas de sus casas se pueda realizar “desde ya”.

Prevención por lluvia y deshielo

Por otro lado, ha apuntado a importantes daños, fundamentalmente en la huerta y en las infraestructuras, pero esos se evaluarán más adelante, “con un poquito más de tiempo”, y se situarán en torno a un 10 por ciento menos que las afectadas en la riada de 2015.

Ahora, el Gobierno autonómico permanece en prevención, dado que la Agencia Estatal de Meteorología (Aemet) prevé que pueda llover el próximo fin de semana y que a ello se pueda unir al deshielo por el aumento de las temperaturas.

En este sentido, el consejero ha considerado que la Confederación Hidrográfica del Ebro tiene “perfectamente controlados” sus pantanos, los cuales está vaciando en este momento para que tengan suficiente capacidad en el caso de que se produzca el deshielo.

La avenida extraordinaria del Ebro llega este viernes a Aragón y podría obligar a evacuar poblaciones

La Comunidad aragonesa se prepara para recibir una avenida extraordinaria del Ebro a partir de este viernes, que podría obligar a evacuar poblaciones. En Zaragoza capital, la punta máxima se prevé para el domingo y podría rondar los 2.500 metros cúbicos por segundo.

Así lo han explicado el consejero de Presidencia del Gobierno de Aragón, Vicente Guillén, y la directora general de Justicia e Interior del Ejecutivo autonómico, María Ángeles Júlvez, tras participar en la segunda reunión del Centro de Coordinación Operativa con motivo de esta riada, en la sede del 112 Aragón.

Júlvez ha precisado que la crecida llegará a Novillas, primer municipio ribereño del Ebro en la Comunidad, “no antes de las tres de la tarde” de este viernes por lo que “tenemos 24 horas para que toda la planificación se haga de forma tranquila, ordenada y no genere más alarma social de la necesaria”.

Por su parte, el consejero de Presidencia ha indicado que se ha activado el nivel 2 de emergencia, que implica solicitar a la Delegación del Gobierno en Aragón que esté activada la Unidad Militar de Emergencias (UME), igual que el resto de medios de todas las Administraciones, local, autonómica y del Estado, en este último caso a través de la Confederación Hidrográfica del Ebro (CHE).

Consecuencias como la riada de 2015

Guillén ha indicado que “las cosas han ido a peor” y esta avenida extraordinaria “va a tener consecuencias similares a la 2015” por lo que “el nivel de alertar de las poblaciones afectadas tiene que ser máximo, como ya está en las Administraciones”.

El consejero ha detallado que “lo duro va a empezar la noche del viernes y continuará hasta el domingo, que es cuando la punta máxima de la crecida llegará a la ciudad de Zaragoza”.

Guillén ha señalado que “hay riesgo para poblaciones y todas las evacuaciones que se tengan que hacer se harán de manera coordinadora a través del 112”. Con esta finalidad, se va a celebrar este jueves, a las 18.00 horas, una reunión con los alcaldes de los 30 municipios ribereños del Ebro en Aragón.

Al respecto, la directora general ha apuntado que los municipios que más preocupan son los tres primeros, Novillas, Boquiñeni y Pradilla (en la foto superior de Aragón TV, su caso urbano amenazado por la riada). Asimismo, ha dicho que este jueves se van a iniciar las evacuaciones de granjas y de ganado de explotaciones próximas al cauce y que “pueden correr peligro”.

Colaboración ciudadana

Por lo que se refiere a las poblaciones, ha comentado que se abordará en la reunión con los alcaldes ya que los acuerdos que se adopten derivarán en acciones “que tienen que ser coordinadas”.

El consejero ha incidido al respecto en la necesidad de que haya “coordinación absoluta” entre todas las Administraciones, al tiempo que ha pedido “toda la colaboración posible” de la ciudadanía y de los afectados porque “no hay que alarmar, pero viene una riada grave”.

Guillén ha precisado que esta tarde se van a aportar a los alcaldes de los municipios de aguas arriba y aguas abajo del Ebro “todas las explicaciones oportunas” y también se analizarán las acciones que se han de desarrollar “para salvaguardar a las personas, los bienes y las infraestructuras de los municipios”. Ha añadido que el Centro de Coordinación Operativa se volverá a reunir este viernes.

La directora general de Justicia e Interior del Ejecutivo autonómico ha explicado que la CHE ha trasladado que las motas aguas abajo del Ebro “no presentan problemas”. El organismo de cuenca las está supervisando.

Precipitaciones

Asimismo, el Departamento de Desarrollo Rural y Sostenibilidad del Gobierno de Aragón se ha puesto en contacto con la CHE “para prestar la ayuda que necesaria con los medios propios, si hay que reforzar”, y también la Diputación Provincial de Zaragoza “está en ello”, ha relatado Júlvez.

Igualmente, ha comentado que en Aragón ha dejado de llover y se prevé que este viernes no se acumulen más de 10 litros por metro cuadrado, si bien en Navarra pueden alcanzarse los cien, y aunque parte sea en la vertiente cantábrica, habrá aportaciones a la Cuenca del Ebro y el suelo ya “está saturado de agua” por lo que “la laminación es poco eficaz”.

La directora general ha precisado que en los ríos Arbas el caudal está “de bajada” y el río Jalón “puede aportar algo, pero mínimamente”, mientras que el río Gállego “no ha rebasado la mota de los 400 metros”, si bien de forma preventiva se evacuó una urbanización que está próxima al cauce. También ha señalado que esta será una avenida extraordinaria “relativamente rápida”.

Una cuarta borrasca para el fin de semana pone en jaque a Aragón

Tres borrascas consecutivas en una semana y una cuarta que se espera para el fin de semana ha puesto en jaque a las carreteras aragonesas y a toda la cuenca hidrográfica del Ebro y ha obligado a la administración autonómica a activar la fase de Emergencia Nivel 1 del Plan Territorial de Protección Civil.

Un nivel que implica, como ha explicado el consejero de Presidencia del Gobierno de Aragón, Vicente Guillén, activar todos los medios naturales y personales de las distintas administraciones y alertar a la ciudadanía para evitar cualquier riesgo innecesario.

No obstante, ha advertido en una rueda de prensa con motivo de la reunión del Centro de Coordinación Operativa (CECOP), de que “alerta no significa alarmar a la ciudadanía” sino que todos los medios estén coordinados y pedir “prudencia para evitar riesgos”.

El problema de este temporal, que en forma de nieve está provocando incidencias en más de cuarenta tramos de la red de las carreteras de las tres provincias, es la “incertidumbre” de las predicciones meteorológicas, por lo que las previsiones del Gobierno de Aragón solo sirven “para este momento”, ya que se desconoce la evolución de cara al fin de semana.

El río Arba de Luesia desbordado en la localidad de Ejea de los Caballeros. Foto: José Antonio Jaca

Cortes de carreteras por las riadas

Así, la situación actual en la cuenca del Ebro es de “avenida ordinaria”, con una crecida prevista para el fin de semana de unos 1.500-1.700 metros cúbicos por segundo y debido a la nueva borrasca ya se ha comunicado que no será posible la acampada que unos 2.500 scouts tenían previsto celebrar en el Parque del Agua el fin de semana.

A consecuencia de la crecida de los ríos Arba de Biel y Alba de Luesia se ha tenido que cortar la carretera en Ejea donde coinciden ambos cauces, y aunque la cresta está prevista a las 14.30 horas, volverá a subir, según ha apuntado la directora general de Interior, María Ángeles Julvez, quien también ha incidido en la rápida crecida del río Gállego, que alcanzará un caudal de 500 metros cúbicos por segundo y causará incidencias en la desembocadura en Zaragoza.

El Gobierno de Aragón está pendiente por tanto de saber “cómo va a regular Navarra”, del desembalse de Yesa y de si suben las temperaturas, ha subrayado Vicente Guillén.

Problemas por la nieve en numerosas vías

Respecto a las carreteras, los mayores problemas se están localizando en la provincia de Teruel, debido a que la cota de nieve ha bajado a los 800 metros de altitud y la Agencia Estatal de Meteorología (Aemet) ha subido de 20 a 30 centímetros los espesores previstos en Gúdar, Javalambre, Maestrazgo y Jiloca.

Las carreteras de Teruel presentan 26 incidencias y está cortada el tramo entre la Virgen de la Vega y Alcalá de la Selva y por un accidente la A-23 en Ferreruela de Huerva. Son, fundamentalmente, cruces de camiones por la nieve, ha apuntado Julvez.

En esta provincia todavía se necesitan cadenas para circular, y está prohibido para camiones, articulados y autobuses, en las carreteras de la red nacional A-23 de Caminreal a Ferreruela y N-234 entre Calamocha y San Martín del Río, así como en Andorra; desde Alcalá de la Selva hacia Allepuz y hacia Cedrillas, desde este municipio hasta Corbalán y de Torrijas a Arcos de las Salinas.

También en Mosqueruela, de Ponzondón a Orihuela del Tremedal, de la Puelba de Valverde a Camarena de la Sierra, en Celadas y a la altura de Crivillén.

En Teruel hay nivel amarillo en Monreal del Campo, Villa Franca del Campo y en Caminreal por congestión de camiones así como entre Escucha y Mezquita de Jarque, de Cañada de Benataduz a Montoro de Mezquita y en Andorra.

Nevada en Cariñena, a sólo 590 metros del altura, en la mañana de este miércoles. Foto: Víctor Lorente

Dificultades de circulación

En la provincia de Zaragoza debido a la congestión, sobre todo de camiones, se ha tenido que cortar la A-1504 en Codo (Zaragoza), el tramo de Daroca a la autovía y la N-234 en Villafeliche y aunque se ha reabierto el puerto de Paniza en la A-23, las condiciones de circulación son difíciles debido al embolsamiento de camiones.

En Huesca siguen cortadas por riesgo de aludes el Parque Nacional de Ordesa y de Panticosa a Baños de Panticosa y en Tormos por inundaciones y se necesitan cadenas entre Roda de Isábena y Bonansa y de Guillué a Campodarbe.

Además, en la comarca de Sobrarbe se han registrado accidentes por meteorología adversa en Campodarbe, Abizanda y Escalona.

Según la Aemet, en las últimas 24 horas entre las precipitaciones más destacables se encuentran los 45,4 litros de Castejón de Valdejasa, los 41 en Sopeira, 35,6 en Almudévar, 34,4 en Daroca, 33,4 en Zaragoza, 32,4 en Leciñena, 31,8 en Ejea de los Caballeros y 30,6 en Quinto.

Cortes de suministro eléctrico

Por otro lado, unos 3.000 clientes han sufrido este miércoles, 11 de abril, cortes en el suministro eléctrico a causa del temporal de nieve y lluvia que afecta a Aragón. Las principales incidencias han tenido lugar en el sur de la provincia de Zaragoza y el norte de la de Teruel, todas ellas a causa de la nieve.

Fuentes de Endesa han informado a Europa Press de que sobre las 17.30 dos líneas de media tensión están fuera de servicio, una de ellas es la de Calatayud-Monzón, con 700 clientes sin suministro en los municipios zaragozanos de Acered, Alarba, Atea y Castejón de Alarba.

La segunda línea sin suministro es la de Santa Eulalia-Ojos Negros, en la provincia de Teruel, donde hay 1.700 clientes sin suministro en Monreal del Campo.

En el primer caso, la reparación no podrá realizarse hasta este jueves por lo que se van a enviar seis grupos electrógenos a la zona para facilitar el suministro, han apuntado desde la compañía eléctrica.

Igualmente, se va a enviar otro grupo electrógeno a Belsué, en la provincia de Huesca, donde hay 14 clientes afectados de la línea Monrepós-Arguis, desde las 8.00 horas.

Otras incidencias ya están resueltas, como la ocurrida en una línea de media tensión en el entorno de Daroca (Zaragoza), que ha afectado a unos 2.000 clientes.

Problemas por la nieve

Además, en Luna, también en la provincia de Zaragoza, ha tenido lugar una avería entre las 5.00 y las 13.00 horas, aproximadamente, que ha sido la de mayor duración y ha dejado sin suministro a unos 200 clientes. En este caso, varios chopos han caído sobre la línea Marracos-Barluenga, que ha sido preciso retirar y reparar después.

Desde Endesa han explicado que el origen de la mayoría de las incidencias se debe a la presencia de nieve sobre los apoyos y líneas eléctricas y han aclarado que los tiempos de reposición se han alargado por los problemas de desplazamiento y de acceso de los técnicos a los lugares afectados.

Activado el Plan Municipal de Protección Civil ante riesgo de fuertes vientos este martes

El Ayuntamiento de Zaragoza ha activado el Plan Municipal de Protección Civil ante el riesgo de fuertes rachas de viento anunciadas por la Agencia Estatal de Meteorología (Aemet), que prevé que alcancen este martes 20 de marzo los 90 kilómetros por hora en la ribera del Ebro y por lo que se ha establecido la alerta naranja (mapa superior de predicciones para este martes).

Fuentes municipales han señalado que la puesta en marcha de este Plan pretende minimizar los riesgos y molestias que estas posibles ráfagas de viento puedan provocar, por lo que estarán atentos a su evolución los bomberos, Policía Local, las Brigadas de Parques y Jardines, las contratas de mantenimiento de mobiliario urbano, el personal de Limpieza Pública y la Agrupación de Voluntarios de Protección Civil.

Mientras la ciudad permanezca en alerta naranja por viento estará restringido por la Policía Local el acceso a los parques y las zonas arboladas con ejemplares de gran porte, dado que son los lugares más propensos para la caída de árboles o desprendimiento de ramas.

Recomendaciones

No obstante, y con carácter general, se recomienda a la ciudadanía que se abstenga de circular por los parques, zonas arboladas y otros espacios similares y recuerda el Ayuntamiento que los principales puntos de atención en la vía pública son los árboles, tapias de cerramiento, farolas y otros objetos de mobiliario urbano y carteles publicitarios.

También se estará especialmente vigilante a posibles caídas de tejas y planchas de cubrimiento, antenas, persianas, macetas, andamios y lonas.

Con carácter general, el Plan Municipal de Protección Civil incluye una serie de medidas de autoprotección en las viviendas, como el cierre de puertas, ventanas, balcones y toldos, la retirada de macetas y jaulas o la necesidad de disponer de un sistema de iluminación alternativo ante posibles cortes de energía eléctrica.