dimisiones

Marcha “histórica” en Teruel con 10.000 personas por la sanidad

Más de 10.000 personas se han manifestado este domingo en Teruel, según la organización, para exigir “trato de igualdad” para Teruel en materia sanitaria, ante la falta de especialistas en el Hospital Obispo Polanco y en las áreas rurales, en una protesta que han calificado de “histórica”, por ser la más numerosa desde los inicios del movimiento ciudadano de Teruel Existe.

Así, según los convocantes, Teruel Existe y la Federación de Vecinos San Fernando, más de 10.000 personas han participado en esta manifestación, lo que supone casi el tercio de la población de la ciudad.

Convocada con apenas cuatro días y por “urgencia”, la manifestación reclamaba medidas para asegurar la dotación de médicos especialistas después de las últimas denuncias de cierre de servicios en el Hospital Obispo Polanco turolense, reclamaciones que se suman a las demandas de médicos en el medio rural.

La marcha ha partido desde la plaza del Torico y ha acabado con aplausos en las puertas del Hospital Obispo Polanco.

En la pancarta que encabezaba la marcha podía leerse “Sanidad: exigimos trato de igualdad para Teruel” y carteles con lemas como “Ser pocos no resta derechos”, “Ni excusas, ni parones, hospital en condiciones”.

Reivindicaciones y petición de dimisiones

Además, los manifestantes han coreado otros como “con la salud no se juega” y han llegado a pedir también la dimisión de la consejera de Sanidad del Gobierno de Aragón, Pilar Ventura, y del presidente de la Comunidad, Javier Lambán.

En opinión de Pepe Polo, presidente de la Federación de Vecinos San Fernando, esta manifestación es una muestra de que Teruel tiene una “ciudadanía activa y comprometida” y cree que “todo el mundo tiene que tomar nota de que la ciudadanía quiere un futuro”.

Polo ha dicho que es una “llamada de atención” a todos los partidos políticos porque “antes gobernaban unos y luego otros”, y ha recordado la necesidad de un nuevo hospital del que se han comenzado hasta dos veces las obras pero todavía sigue sin construirse.

En este sentido, el portavoz de Teruel Existe, Manuel Gimeno, ha recordado que el actual hospital Obispo Polanco es “el segundo más antiguo de España” pero además del nuevo centro se necesitan “soluciones a corto, medio y largo plazo” tanto a nivel autonómico, ha dicho, como nacional.

Ha reiterado que existe un problema de “planificación” de la sanidad pública que hace que haya una falta de especialistas en toda España pero en esos casos “lo pagan siempre los centros pequeños”.

Gimeno ha pedido que no se vea esta manifestación “en clave política” sino para “buscar soluciones” al problema que padecen los turolenses.

Apoyo a los profesionales

La manifestación incluía también otra pancarta en la que podía leerse “Apoyo a nuestros profesionales sanitarios” porque los convocantes querían premiar el trabajo que realizan los profesionales.

En ese sentido, el presidente de la sección de Especializada del sindicato médico de Aragón, CESM, Jesús Martínez, se ha mostrado “orgulloso” por la “respuesta masiva” de apoyo. Y ha recordado que lo que se reclama es una mejor atención, que “merece la ciudadanía” y ellos piden “planificación” para ello.

Burgui ha dicho que “es verdad que las plazas se están cubriendo” pero hay nuevas unidades que requieren más personal. “Llevamos diez años avisando de que esto” -la falta de especialistas- “iba a ocurrir”, y por ello creen que habría que haber tomado medidas para “una planificación sanitaria para Teruel”.

Recuerda que en Aragón hay “un plan de incentivos” para profesionales pero “solo un punto” se aplica como es el de premiar con puntos estas plazas, y no cuestiones como la conciliación familiar, de revisión de plantilla o remuneraciones.

Las Cortes piden más policía en el territorio y la dimisión de Zoido, Alcalde y el subdelegado en Teruel

El Pleno de las Cortes de Aragón ha solicitado, por unanimidad, este jueves al Gobierno de España que destine más efectivos personales al medio rural, en especial a la provincia de Teruel y, por mayoría, la dimisión del ministro del Interior, Juan Ignacio Zoido; el delegado del Gobierno en Aragón, Gustavo Alcalde, y el subdelegado en Teruel, José María Valero.

La cámara ha debatido esta tarde sobre el asesinato de dos agentes de la Guardia Civil y un ganadero en Albalate del Arzobispo (Teruel), a manos de Norbert Feher, autor confeso, el pasado 15 de diciembre.

Han aprobado por unanimidad sendas proposiciones no de ley de los Grupos Parlamentarios del PAR y el PSOE, y también sendas iniciativas de Podemos y CHA, con el apoyo de la izquierda y el voto en contra de PP, PAR y Cs, así como una de IU, con el voto en contra del PP y el voto favorable de los restantes Grupos.

Acceso a los informes

Los siete partidos representados en la cámara han condenado los asesinatos y han manifestado su dolor por los hechos ocurridos en el Bajo Aragón turolense, resaltando el “enorme riesgo” de los agentes en el medio rural y “los escasos recursos” de que disponen.

Al aprobar las iniciativas, el Parlamento ha resaltado la labor desarrollada por la Benemérita en la búsqueda y captura del autor, exigiendo el aumento de efectivos del instituto armado en las zonas rurales “en el menor plazo posible”, de manera que “ante un caso de alto riesgo se actúe con efectividad y rapidez”.

A iniciativa del PSOE e IU, la cámara ha exigido a Interior que complete las plazas vacantes de los cuarteles de la Guardia Civil y la Policía Nacional en Teruel, así como reforzar la plantilla de los Equipos ROCA en el medio rural.

También, que la Delegación del Gobierno en Aragón permita el acceso a los informes de la investigación que no estén sujetos al secreto de sumario.

A propuesta del PSOE, las Cortes han reconocido en el ganadero asesinado, José Luis Iranzo, “el ejemplo de esos hombres y mujeres comprometidos con nuestra tierra, con nuestros pueblos despoblados, con esa gente joven y formada en nuestros institutos y en nuestra Universidad, que apuesta y se dedica al sector primario en una lucha épica contra la despoblación y que se compromete con la seguridad de sus vecinos colaborando con los miembros y fuerzas de seguridad del Estado”.

Investigación y destituciones

Podemos ha solicitado que se abra una investigación interna para aclarar lo sucedido y conocer “las actuaciones realizadas y no realizadas”, así como que el Gobierno de España destituya “de forma inmediata” a Gustavo Alcalde “por su negligente actuación”, mientras que IU ha reclamado al Gobierno de España “que asuma las responsabilidades políticas, y de mando técnico, acordes a la gravedad de los hechos ocurridos”.

CHA ha reclamado la dimisión de Zoido, Alcalde y José María Valero “por la inacción y la incompetencia para arbitrar todo el despliegue de seguridad necesario” y por la falta de información.

Indignación

La parlamentaria del PSOE y alcaldesa de Alcorisa (Teruel), Julia Vicente, ha expresado que el autor confeso, Norbert Feher, “llevaba varios días en la zona” cuando se produjeron los asesinatos, preguntándose “qué ocurrió entre unos hechos y otros”, y resaltando la “indignación” en la zona.

Julia Vicente ha alertado de la “falta de efectivos en el medio rural”, apuntando que desde hace años se producen robos en el territorio, y ha criticado la gestión política de estos sucesos, que “no nos parece admisible ante una situación de esta gravedad”.

Asimismo, ha recalcado que “no pretendemos juzgar a nadie”, pero sí que el Gobierno de España facilite la información oficial para conocer “cómo se actuó ante las numerosas denuncias de más robos en la zona, quien dio las órdenes” para posteriormente pedir “que se depuren las responsabilidades políticas”.

El diputado de Podemos, Carlos Gamarra, ha dicho que “la gran pregunta es ¿qué decisiones tomaron las autoridades desde el tiroteo de Albalate hasta que se produjeron los asesinatos de Andorra?”, en alusión expresa al ministro del Interior, Juan Ignacio Zoido, el delegado del Gobierno, Gustavo Alcalde, y el subdelegado en Teruel, José María Valero. Ha considerado que “se podría haber hecho mucho más”, por lo que es “inexplicable” que no se organizara un dispositivo especial tras el tiroteo.

“Ha quedado clara la desinformación y las discrepancias en el relato de los hechos por parte de los responsables políticos”, lo que refleja “una falta de diligencia” de los mismos. Ha recordado que Podemos ha solicitado la dimisión del delegado del Gobierno y ha pedido su reprobación en la cámara, así como de Zoido y Valero.

Miedo y dolor

La portavoz adjunta del PAR, María Herrero, ha afirmado que “Teruel, por su realidad demográfica y de los efectivos que hay, tiene una real carencia de los mismos, que en cierta forma está relacionada” con los sucesos ocurridos. “Los bajoaragoneses vivimos aquello como un verdadero drama, con pánico, miedo y mucho dolor”.

Ha pedido que “de una vez se solucione la falta de efectivos en el medio rural y la gran inseguridad” en las pequeñas poblaciones, aunque ha destacado la labor de las fuerzas de seguridad, cuyos miembros “se jugaron la vida” e “hicieron lo que mejor creían que se debía hacer”.

El diputado de CHA (Grupo Mixto), Gregorio Briz, ha opinado que “la política fracasa muchas veces porque no solucionamos lo que al ciudadano le importa”. Ha animado a “escudriñar hasta el último rincón de lo que ahí pasó” para que no vuelva a ocurrir.

Briz ha urgido a “actuar” y se ha preguntado “si esto hubiese ocurrido si hubiese sido en una calle de Zaragoza”, reclamando “que haya una inclinación por el medio rural” en el conjunto de España.

La portavoz de IU (Grupo Mixto), Patricia Luquin, ha señalado que “la inseguridad y falta de medios de las fuerzas de seguridad del Estado en el medio rural no viene de esta legislatura”, aludiendo a las quejas de los agentes por este motivo. El territorio “lo está pasando francamente mal”, ha lamentado.

Ha propuesto que se cree una Comisión de investigación -en las Cortes Generales– y exigir responsabilidades políticas, que “se tienen que asumir cuando se hace bien y se hace mal”, criticando la “falta de cultura política de dimitir cuando se hace mal”. El resultado ha sido “muy, muy grave”.

Decisiones técnicas

El diputado del PP, Antonio Suárez, ha dicho que “cuando se buscan responsabilidades hay que buscarlas en quien ataca, en quien asesina”. Los dispositivos policiales “no los manda el delegado del Gobierno ni el subdelegado”, ha manifestado, rechazando que se atribuyan decisiones técnicas a responsables políticos. “No hemos votado sacar rédito político”, ha indicado tras las votaciones.

En representación de Cs, Ramiro Domínguez, ha pedido “que se sepa la verdad”, poniendo de relieve la falta de medios policiales en el medio rural y las mejores requeridas por los partidos en el Congreso de los Diputados. El día que se levante el secreto de sumario, Domínguez y opinará: “si tengo que pedir la dimisión del delegado o del subdelegado, la pediré”, ha advertido.