ecociudad

El consejo de Ecociudad debate la planificación sostenible del agua para una década

El consejo de Ecociudad debate este martes la planificación sostenible del agua para los próximos diez años en una sesión extraordinaria convocada a petición de los grupos de la oposición para ratificar o modificar el Plan Director de la sociedad, en el que se encuentra la apuesta por la remunicipalización de la depuradora de La Almozara

La convocatoria de este consejo extraordinario podría suponer la modificación de algunos aspectos del citado plan, que plantea una detallada hoja de ruta para la planificación de la gestión sostenible del agua para los próximos diez años, informa el consistorio zaragozano en una nota de prensa.

El pasado 21 de diciembre se envió a todos los consejeros de Ecociudad la convocatoria de este consejo extraordinario y la posibilidad de enviar aportaciones para una posible modificación del Plan Director. El plazo para presentar propuestas terminó el pasado miércoles 16 de enero sin que ningún grupo presentase propuestas.

Ante este hecho, el vicepresidente de Ecociudad, Alberto Cubero, se ha mostrado “desconcertado” pues, en sus propias palabras, “no entiendo porqué, si están en contra de la remunicipalización de la depuradora, no han propuesto esta modificación del Plan”.

En todo caso, no se mostrado optimista respecto a que “el Partido Socialista pueda cambiar de opinión y apoyar la remunicipalización de la depuradora, pues en el último Pleno votaron junto a PP y Ciudadanos la moción que presentamos desde el Gobierno”.

El agua como derecho

El Plan director se fundamenta en la premisa de la gestión del agua como un derecho y se divide en siete áreas sectoriales que se resumen en cuatro líneas estratégicas.

En primer lugar, la gestión integral del ciclo del agua, favoreciendo “un manejo integrador de todo el ciclo del agua que ahora se hace desde distintos espacios municipales”; en segundo lugar, la renovación y modernización de todas las infraestructuras de saneamiento contando con las mejores tecnologías.

En tercer lugar la participación y la transparencia en la gestión del agua, algo que ya se está desarrollando con la publicación de todas las actas y los acuerdos de los consejos de la sociedad, la apertura de las decisiones a asociaciones vinculadas o afectadas por los puntos del orden del día, y por último, que según subraya Cubero, es “la limitación de la gestión privada o privatizada del ciclo integral del agua avanzando hacia la remunicipalización del ciclo integral del agua de servicios externalizados” en la que se incluye esta primera decisión para que el consistorio remunicipalice la depuradora de La Almozara y la planta de recuperación del agua.

Cubero, explica la citada nota, ha recordado que el PSOE firmó, del mismo modo que hicieron Izquierda Unida y CHA en su momento, el “Pacto social por la gestión pública del agua en Zaragoza”, que ya recogía estos planteamientos en torno a la gobernanza del agua. Dicho documento fue suscrito en mayo de 2014 por el propio Ayuntamiento de Zaragoza, diversos partidos políticos, organizaciones sindicales y otras entidades sociales y medioambientales como la Red de Agua Pública.

El PSOE rechaza la municipalización de las depuradoras porque la defiende Cubero

El PSOE va a votar en contra del plan de municipalización de las depuradoras de la ciudad elaborado por Zaragoza en Común y defendido en Ecociudad por su vicepresidente, Alberto Cubero (ZeC). El portavoz socialista municipal, Carlos Pérez Anadón, ha subrayado este lunes 26 de noviembre que no respaldarán la gestión pública de la depuración porque viene avalada por Cubero, a quien ha calificado como “la antítesis del buen gobierno”. Sin embargo, los socialistas tampoco apoyarán la petición de PP y Ciudadanos (Cs) de cesar a Alberto Cubero como vicepresidente en Ecociudad.

El representante socialista ha ofrecido una rueda de prensa para explicar la postura de su partido en Ecociudad. En cuanto al plan director de municipalización de las depuradoras, ha sido contundente: “Lo correcto sería que Santisteve, si no hubiera tenido tanto miedo y fuera tan rehén del PCE, habría cesado a Cubero hace mucho tiempo y no solo de Ecociudad, sino de todas sus responsabilidades en el equipo de gobierno, por eso el PSOE tendrá una posición frontal a una municipalización dirigida por Cubero”.

“La posición más dura es impedir que ZeC haga lo que quiera hacer”, ha zanjado Pérez Anadón sobre la pretensión del equipo de gobierno de Zaragoza en Común (ZeC) de municipalizar servicios de depuración externalizados, sin profundizar en si la gestión del agua ha de ser llevada por entes públicos o externalizada a empresas privadas, como ocurre ahora (en la foto superior, depósito de la depuradora de La Almozara con un reventón acaecido el pasado mes de enero y que ZeC achacó a la mala gestión de la instalación).

Contra el criterio del seminario del agua

La posición socialista contraria al proceso de municipalización de las depuradoras zaragozanas contrasta con las conclusiones del reciente seminario sobre gestión del agua celebrado en Zaragoza con motivo del décimo aniversario de la Expo, cuyos expertos participantes abogaron por quitarle al mercado el control de la gestión del agua y retornarlo a los entes públicos.

Por otro lado, los socialistas, además de oponerse al plan municipalizador y a la destitución de Cubero, “pediremos la comparecencia del gerente de Ecociudad, Joaquín García Lucea, para que informe exhaustivamente de todo lo sucedido desde febrero”, ha dicho Carlos Pérez Anadón.

Entre las peticiones que trasladarán al gerente figura un informe técnico financiero de la Intervención general que comprenda el volumen de ingresos y gastos generados; los contratos suscritos y ejecutados; los contratos licitados y ejecutados; y los convenios suscritos y ejecutados.

Asimismo, reclamará la memoria que detalle los actos y disposiciones adoptados por la gerencia y la vicepresidencia; y la relación de actuaciones de informes realizados sobre una eventual municipalización de la planta depuradora de La Almozara.

 

El Ayuntamiento congela también para 2019 las tasas de agua

La sociedad Ecociudad Zaragoza congelará sus tasas para el año 2019, lo que sitúa en 68,98 euros el gasto medio anual por persona en el recibo del ciclo integral del agua y la recogida y eliminación de residuos urbanos de la capital aragonesa.

El vicepresidente de Ecociudad y consejero de Servicios Públicos en el Ayuntamiento de Zaragoza, Alberto Cubero, y el portavoz del Gobierno municipal, Fernando Rivarés, han anunciado este viernes 5 de octubre esta medida, después de que en su reunión del Gobierno dieran luz verde a los presupuestos para el año que viene de la sociedad municipal que se ocupa de la gestión del agua.

Rivarés ha manifestado en la rueda de prensa que “el aumento tremendo” en el recibo de las aguas que podrán notar los zaragozanos corresponde al Impuesto de Contaminación de las Aguas (ICA), en relación a la publicación del periodo voluntario del pago del polémico tributo del Gobierno de Aragón que desde ZeC consideran “injusto” y que está en pleno debate en las Cortes.

“Anunciamos que se congelan estas tarifas hoy, 5 de octubre, día en el que Lambán vuelve a girar este impuesto injusto”, ha señalado Rivarés.

Aumento de presupuesto

En cuanto al presupuesto, para el año que viene las inversiones aumentarán un 62,55 % con respecto a este año, con un total de aproximadamente 6,5 millones de euros.

Parte de esas inversiones se destinarán a la renovación de colectores del barrio de Las Flores de Montañana, calle Matheu en El Rabal y paseo Ruiseñores en Universidad.

Además, se renovarán las conducciones de la acequia que atraviesa la calle La Sagrada de Garrapinillos y se acometerá la primera fase de las obras vinculadas al Plan Director del parque Tío Jorge.

Inversiones en depuradoras

En depuradoras, se invertirán más de 2 millones de euros en la de La Cartuja y 750.000 para la de la Almozara, para reparar el digestor primario que se colapsó el pasado mes de enero.

Desde el Gobierno de Zaragoza en Común han destacado que el presupuesto presentado supone una reducción del gasto corriente gestionado a través de las contratas de casi un 10 %, gracias a la próxima contratación de seis trabajadores.

“Con esta medida continuamos con la apuesta de la gestión pública”, ha manifestado el vicepresidente de Ecociudad, Alberto Cubero.

En cuanto al pago de las tarifas municipales del agua, el Ejecutivo ha recordado que se siguen manteniendo las bonificaciones con bajos ingresos, de las que se benefician unos 3.600 hogares, y que pueden llegar al 99 % en agua y al 100 % en basuras.

Ecociudad

El mismo que día que Lambán cobra una vez más un ICA injusto para tapar sus pufos, el Gobierno de Zaragoza hemos decidido congelar la tarifa de saneamiento.Además hemos anunciado que en Ecociudad aumentamos un 60% las inversiones para el año 2019 y a la vez reducido un 10% las externalizaciones, a través del aumento de la plantilla con trabajadores públicos. Mientras Lambán externaliza hasta el cobro del ICA.Estas son algunas de las diferencias entre el Gobierno de Aragón y el de Zaragoza que no te contarán las empresas de comunicación.

Publicada por Alberto Cubero en Viernes, 5 de octubre de 2018

Cubero anuncia que se han iniciado los trámites para remunicipalizar la depuradora de La Almozara

El consejero municipal de Servicios Públicos y Personal del Ayuntamiento de Zaragoza, Alberto Cubero, ha anunciado este miércoles que el consejo de administración de la sociedad Ecocidad ha iniciado ya los trámites para proceder a la remunicipalización de la depuradora de La Almozara y de la planta de recuperación de aguas de Casablanca.

En rueda de prensa, ha detallado que en la reunión de este martes el consejo de administración de Ecociudad aprobó su plan director que ahora entra en una tercera fase para concretar sus líneas estratégicas en propuestas. Una de ellas es iniciar los trámites para remunicipalizar ambas instalaciones.

Hace dos años ya se intentó remunicipalizar estos servicios y, entonces, hubo “informes técnicos favorables, pero la mayoría del pleno optó por la privatización”.

No obstante, el contrato finaliza en mayo de 2019 “y ayer el consejo de administración aprobó la remunicipalización de estas instalaciones”, una decisión que depende de esa sociedad y que “no tiene que ir a pleno”, ha advertido.

Ahorro

Los informes técnicos afirmaban hace dos años que el ahorro por asumir el consistorio este servicio sería de medio millón de euros anuales en la gestión de la depuración, que se podrían utilizar el mejorar el servicio, “veremos qué dicen ahora los informes solicitados”, ha comentado Cubero (en la foto superior, varios operarios trabajan en uno de los depósitos de la deupradora de La Almozara).

En este punto, ha sostenido que el objetivo final sería “la gestión pública al cien por cien del ciclo integral del agua y que esos procesos de remunicipalización de servicios se den conforme vayan finalizando los contratos”.

El primero será el de la depuradora de La Almozara y la planta de recuperación y tratamiento del agua, donde trabajan unas 25 personas.

Respecto a la aprobación del plan director de Ecociudad para el periodo 2020-2030, se ha felicitado de que “por fin” esta sociedad municipal disponga de un documento que fije las líneas estratégicas “a diez años”, después de seis años “gestionando el día a día de un servicio fundamental para la ciudad” sin este plan estratégico en marcha.

Líneas estratégicas

El plan “parte de una idea fundamental: la gestión del agua como un derecho” y se distribuye en siete áreas sectoriales que se resumen en cuatro líneas estratégicas. En primer lugar, la gestión integral del ciclo del agua, favoreciendo una “gestión integradora de todo el ciclo del agua que ahora se hace desde distintos espacios municipales”.

En segundo lugar, la “renovación y modernización de todas las infraestructuras de saneamiento”, contando para ello con “las mejores tecnologías”.

En tercero, la participación y la transparencia en la gestión del agua, algo que ya se está desarrollando “con la publicación de todas las actas y los acuerdos de los consejos de la sociedad, la apertura de las decisiones a asociaciones vinculadas o afectadas por los puntos del orden del día”.

La cuarta línea estratégica que ha subrayado Cubero es la “limitación de la gestión privada o privatizada del ciclo integral del agua y la remunicipalización de servicios externalizados”, en la que se incluye esta primera decisión para que el consistorio remunicipalice la depuradora de La Almozara y la planta de recuperación del agua.

Por último, sobre la ausencia de la oposición en la reunión del consejo de administración de Ecociudad, Cubero ha lamentado que no participaran, para señalar que confían en que “no vuelva a ser así y acudan a las convocatorias de los consejos de las sociedades”.

ZeC ofrece un pacto global a PSOE y CHA y volver a la proporcionalidad en las sociedades municipales

ZeC devolverá la proporcionalidad a la izquierda en las sociedades (la misma presencia que en el Pleno municipal) si le aprueban su plan para la gestión pública del agua, que se lleva al próximo Consejo de Administración de Ecociudad. “Si logramos un acuerdo de izquierdas para la dirección de la sociedad municipal de Ecociudad no habría ningún problema en revertir la aplicación de la Ley de Capitalidad, aunque la consideramos justa y legal”, ha dicho el consejero de Servicios Públicos y Personal, Alberto Cubero.

Por su parte, el alcalde, Pedro Santisteve, ha explicado que el equipo de gobierno de Zaragoza en Común (ZeC) ha ofrecido a CHA y PSOE “un acuerdo político” en el que “se respete una investidura de un gobierno de izquierdas en la ciudad en todos los ámbitos del Ayuntamiento, sociedades, patronatos y áreas de gobierno”.

A su entender, “si se apoya a un gobierno de izquierdas, hay que apoyarlo y no torpedear la función de gobierno”, ha dicho en declaraciones a los medios de comunicación, después de que el consejero municipal de Servicios Públicos y Personal de la ciudad, Alberto Cubero, haya manifestado que se podría revertir la aplicación de la Ley de capitalidad, si se llega a un acuerdo de la izquierda.

En todos los ámbitos

Santisteve ha comentado que esos “acuerdos políticos con la izquierda” se refieren tanto a las sociedades municipales, como a otros ámbitos, como presupuestos o fiscalidad, pero “tiene que haber voluntad de diálogo, de sentarse a hablar y garantía de cumplimiento” porque “no se trata de vender humo, sino de que lo que lo que se acuerde se lleve a efecto”.

Por lo que se refiere a la Ley de capitalidad, ha remarcado que “atribuye al gobierno de la ciudad la posibilidad de conformar la voluntad de los órganos de gobierno” y sus decisiones en este ámbito se han guiado bajo la premisa de que “un gobierno está para gestionar”, tiene que hacer “lo que demandan los ciudadanos y no dejar que las luchas de políticas internas de la institución dificulten ese trabajo de gestión”.

No obstante, Santisteve ha incidido en que “la disposición al diálogo es permanente”, para aclarar que con CHA y PSOE se habla “todos los días desde todas las comisiones y áreas de gobierno” y sus representantes están presentes “en más de un acto del ayuntamiento”.

Ecociudad

Por lo que respecta a Ecociudad, el día 24 de este mes de julio se ha convocado un nuevo Consejo de Administración donde se llevará para su votación el Plan Director para la Sociedad Municipal “que irá en la línea del decálogo de Zaragoza en Común en lo que se refiere a la gestión del ciclo integral del agua”.

El objetivo del Plan Director es mostrar una visión integradora del ciclo integral del agua, aunque “por respeto a la oposición” Cubero no ha querido avanzar los detalles.

Sí ha resumido los objetivos de su plan que pasan por tres líneas básicas: la participación y transparencia en la sociedad municipal, la gestión pública del ciclo integral del agua y remunicipalización de los servicios externalizados en el ciclo y la inversión con una visión global del ciclo.

Cubero ha criticado que ahora hay “determinados partidos de la izquierda” que están “dando voz y mayoría a la derecha para hacer políticas de derecha en la sociedad pública de Ecociudad”. Y eso, ha agregado el consejero, “no lo vamos a permitir siempre que tengamos mecanismos jurídicos y legales para hacerlo” (en la foto superior, consejo de Ecociudad con mayoría total del gobierno de ZeC).

Cuatro medidas de transparencia

Cubero cree que la transparencia en las sociedades municipales es “una de las líneas programáticas de este gobierno”. Por ello, ya han puesto en marcha cuatro medidas en la sociedad de Ecociudad.

La primera es la publicación de las actas y acuerdos de los consejos de administración, así como de sus órdenes del día.

En segundo lugar, ya se están publicando todos los contratos de esta sociedad municipal, ya que hasta ahora sólo se hacían públicos los mayores. De hecho, “aparece toda la vida del contrato”.

En tercer lugar, también se ha publicado ya el presupuesto completo del organismo, porque hasta ahora sólo se publicaba un resumen del mismo.

“Son tres medidas en la línea de la transparencia que hasta ahora nunca se habían puesto en funcionamiento”, ha dicho Cubero, a la que se añade una cuarta, en este caso relacionada con la participación. Y es que a partir de ahora, todas las entidades, colectivos, asociaciones de vecinos o sindicatos que tengan algo que ver con lo que se vaya a votar en el Consejo de Administración, serán invitados al encuentro, eso sí, “con voz, pero sin voto”.

ZeC retoma el control de Ecociudad y destituye al gerente

El alcalde de Zaragoza, Pedro Santisteve, ha asegurado este miércoles que espera que la nueva sociedad Ecociudad que ahora controla ZeC “marque un antes y un después” con planes innovadores que sirvan para avanzar en la gestión pública del agua. Santisteve ha hecho efectivo el cese del gerente Miguel Ángel Portero y lo ha sustituido por Joaquín García, funcionario del Ayuntamiento.

En un Consejo que ha durado apenas siete minutos (foto superior de Aragón Digital), Santisteve ha defendido que con estos cambios en las sociedades se podrán desbloquear las actuaciones en el ciclo integral de la gestión del agua.

También ha anunciado que se podrán acometer reformas en las plantas e inversiones “importantes” como la renovación de las tuberías por fibrocemento. Además, no ha descartado que en el futuro este cambio en Ecociudad pueda implicar una posible municipalización de las contratas de saneamiento y depuración del agua.

Respecto a la reprobación que quieren hacerle desde la oposición, el primer edil ha contestado que ya intentaron una reprobación al llevarle a Fiscalía por lo que no le preocupa, ya que “cayó en saco roto”. Ha advertido que “no se puede parar a un gobierno que apuesta por gestionar e invertir”.

En este Consejo también se ha materializado la vuelta de Santisteve a la presidencia y de los concejales Teresa Artigas y Alberto Cubero a las vicepresidencias que abandonaron hace seis meses. El alcalde ha abierto la puerta a procesos de municipalización y a futuras inversiones que vayan encaminadas a la gestión pública del agua.

Santisteve ha calificado como “irresponsables” a los grupos municipales de la oposición por no asistir a las reuniones de sociedades y patronatos. Ha asegurado que no teme el año y medio de gobierno que queda de mandato pero ha apuntado que será necesario retomar el diálogo con Partido Socialista y Chunta Aragonesista.

Nuevo gerente

El nuevo gerente de Ecociudad, Joaquín García Lucea, es un funcionario del Ayuntamiento de Zaragoza con 34 años de servicio y con una dilatada experiencia en el ciclo del agua.

Joaquín García Lucea es licenciado en Ciencias Económicas y Empresariales y también es educador social. Funcionario municipal desde 1984, ha estado adscrito como jefe de la Unidad de Tasas y Precios Públicos del Servicio de Gestión Tributaria del Ayuntamiento de Zaragoza desde 1997, cargo que deja para estar en la Gerencia de Ecociudad.

Ha logrado el I Premio del “I Concurso de Ideas de Mejora de los Servicios Municipales”, convocado por el Ayuntamiento de Zaragoza, con el trabajo titulado “Propuesta organizativa para la creación de Equipos Técnicos de Zona”, según resolución de la Alcaldía-Presidencia de 11 de julio de 1997.

García Lucea es representante del Área de Hacienda y Economía del Ayuntamiento de Zaragoza en la Comisión sobre el “Ciclo integral del agua” de la Agenda 21 Local, coordinada por la Agencia Municipal de Medio Ambiente y Sostenibilidad, desde el año 2007 hasta la actualidad.

Asimismo, ha sido representante del Área de Hacienda y Economía del Ayuntamiento de Zaragoza en el Cluster para el Uso Eficiente del Agua (ZINNAE), desde su constitución en abril de 2010 hasta la actualidad.

También es miembro de la Junta Directiva de la Asociación Española de Operadores Públicos de Abastecimiento y Saneamiento (AEOPAS) en representación del Ayuntamiento de Zaragoza desde febrero de 2018.

Investigador asociado de Ecodes

Entre sus colaboraciones habituales figura el Programa de Agua de la Fundación Ecología y Desarrollo (ECODES), como investigador asociado.

También colabora con el Proyecto “Nexos Hídricos” de la Alianza por el Agua, como miembro del Consejo Asesor; con la Agencia Española de Cooperación Internacional para el Desarrollo (AECID) en actividades formativas en América Latina; y en cursos y Jornadas de la Fundación Nueva Cultura del Agua (FNCA).

Es representante del Ayuntamiento de Zaragoza en la Asociación Española de Operadores Públicos de Abastecimiento y Saneamiento (AEOPAS), y es miembro de la Red de Agua Pública de Aragón (RAPA). Asimismo, ha impartido cursos y ponencias sobre la gestión pública del ciclo urbano del agua y sobre herramientas para su financiación.

En su curriculum vitae incluye la impartición, colaboración y organización de actividades formativas y ponencias, en calidad de colaborador técnico, vinculadas a la gestión del ciclo integral del agua, como el proyecto “Zaragoza ciudad ahorradora de agua”, promovido por la Fundación Ecología y Desarrollo, el Ayuntamiento de Zaragoza, el Gobierno de Aragón e Ibercaja durante el curso 1998-1999.

Portero asume su cese “desde la legalidad”

El hasta ahora gerente de Ecociudad, Miguel Ángel Portero, ha dicho que con la decisión de destituirle asume la legalidad pero ha rehusado hacer un análisis político al estimar que no le compete.

Además, el consejo del Patronato de Turismo en el Ayuntamiento de Zaragoza ha quedado aplazado al próximo viernes, al no poderse celebrar ante la ausencia de la los representantes de los grupos municipales de la oposición.

El responsable de Economía y Cultura y portavoz del Gobierno de Zaragoza en Común, Fernando Rivarés, ha calificado de “irresponsabilidad grave” la actitud de la oposición, ya que este miércoles no se ha podido pagar a dos pymes ni a la empresa que hace las visitas turísticas de la ciudad, ni se han podido aprobar algunos contratos que tienen que ver con el actual Plan de Turismo.

Rivarés cree que si la oposición persiste en esta actitud todo podría derivar en “responsabilidades jurídicas”.

Ecociudad requiere a FCC por la rebaja salarial a los trabajadores

El Consejo de Administración de Ecociudad ha aprobado un requerimiento a la contrata de alcantarillado, gestionada por FCC, tras incumplir la cláusula que impedía una rebaja sustancial de las condiciones laborales de los trabajadores. El Gobierno de Zaragoza ha expresado, a su vez, su satisfacción por esta decisión.

FCC cuenta con un mes para atender este requerimiento. En caso de no hacerlo, el pliego de cláusulas administrativas contempla la posibilidad de aplicar una sanción muy grave.

El Gobierno, a través del consejero de Servicios Públicos, Alberto Cubero, mantuvo una reunión el pasado 18 de mayo con el comité de empresa de FCC Alcantarillado, quienes denunciaron públicamente que la compañía había planteado una rebaja salarial de unos 300 euros al mismo tiempo que exigía un incremento del 5% de la jornada laboral.

Derechos laborales

El consejero de Servicios Públicos ha destacado que “este ataque a los derechos de los trabajadores no es legítimo, pero es que no es posible efectuarlo porque introdujimos cláusulas sociales pioneras en el pliego, para tratar de blindar la situación de la plantilla ante una rebaja sustancial de las condiciones laborales para engordar beneficios, mientras que FCC sigue cobrando la misma cantidad por parte del Ayuntamiento”

El origen del conflicto se ha dado en el marco de la negociación del convenio, cuando desde FCC se han planteado estas rebajas sustanciales de las condiciones laborales a las que se añaden otros derechos sociales como antigüedad o permisos por enfermedad.

Por su parte el consejero Alberto Cubero ha recordado que “las empresas deben al menos, mantener las condiciones de trabajo de los trabajadores en función del convenio colectivo que resulte de aplicación al presentarse la oferta, aunque el mismo pierda posteriormente su vigencia como consecuencia de la ultraactividad” y que, por lo tanto, FCC “está incumpliendo el acuerdo con el Ayuntamiento de Zaragoza para engordar sus beneficios a costa de precarizar las condiciones laborales”.

ZeC deja Ecociudad ante el bloqueo de derecha-PSOE y solicita sin éxito una gestión pública del agua

El alcalde de Zaragoza, Pedro Santisteve, ha anunciado este viernes en el Pleno su dimisión como presidente de Ecociudad junto a la vicepresidenta de la sociedad, Teresa Artigas, y el consejero Pablo Muñoz. Aseguran que no les han dejado gobernar y han pedido a la oposición que presente un proyecto alternativo.

El portavoz de Zaragoza en Común, Pablo Muñoz, ha insistido en que el agua es el “elemento de gestión más estratégico” y que es el momento de “dar un paso adelante y hablar de política”. En este sentido, ha apuntado que se abre “un nuevo proceso” con el que quieren llegar a un acuerdo.

La dimisión ha sorprendido al resto del grupo municipales que la han calificado de numerito. El portavoz del Partido Popular, Jorge Azcón, le ha contestado a Santisteve que para poder dimitir de Ecociudad primero tiene que dimitir como alcalde.

La concejal del PSOE Lola Ranera también ha cuestionado la legalidad de esta dimisión y ha llamado al “debate sosegado”. Ha recordado que la ley impide dimisiones si se perjudica los intereses de terceros.

Alternativa

Mediante una moción, se ha planteado al resto de grupos políticos bien validar el proyecto de gobierno para la sociedad planteado por ZeC o bien plantear un proyecto alternativo para la misma junto la propuesta de un nuevo equipo de gobierno para la Sociedad Municipal Ecociudad.

Según ZeC, la decisión de la oposición PP-CS-PSOE de mantener en Ecociudad un permanente bloqueo a las iniciativas derivadas del proyecto de gobierno de la sociedad planteado por Zaragoza en Común ha llevado a dicho sociedad municipal a una situación insostenible en términos de gobernabilidad.

Con la propuesta que se debate hoy en la moción y dada la decisión de PP-CS-PSOE de gobernar “desde la oposición” la sociedad municipal Ecociudad, el Gobierno de Zaragoza en Común propone a estos grupos la posibilidad de plantear lealmente un proyecto de Gobierno alternativo para la misma, así como el equipo humano que la lleve adelante.

Moción rechazada

La moción de ZEC, que ha sido rechazada con los votos en contra de PP, PSOE y Cs y la abstención de CHA, solicitaba al Consistorio a adoptar una serie de acuerdos por los que debe regirse la gestión municipal del ciclo del agua y Ecociudad Zaragoza SAU. Asimismo instaba al consejo de administración de Ecociudad a su aplicación de manera inmediata, tanto a sus responsables políticos como a sus responsables técnicos.

En primer lugar, se apostaba por la gestión pública del ciclo integral del agua, de forma que el Ayuntamiento debería iniciar los trámites para la recuperación, en el menor tiempo posible desde el punto de vista técnico y jurídico, de las competencias del saneamiento y la depuración del agua, de manera que se gestione conjuntamente con el abastecimiento y la potabilización desde los servicios municipales.

El segundo punto de la propuesta llamaba a evitar el negocio del agua, por lo que se debían fijar unas tasas y tarifas para cubrir exclusivamente el pago de los costes de los servicios relacionados únicamente con el agua y emplazaban a garantizar el acceso al agua de cualquier persona, con herramientas como tarifas sociales y progresivas.

Racionalidad, eficiencia y sostenibilidad

Igualmente, se pedía la inversión pública en las infraestructuras del agua, siguiendo criterios de “racionalidad, eficiencia y sostenibilidad”; y también controlar las contratas de depuración y saneamiento para que, mientras esos servicios se presten de manera extenalizada, Ecociudad adoptara medidas que permitan el control sobre las empresas privadas que gestionan el saneamiento, por parte de los servicios de control jurídico, técnicos y económico de los servicios municipales.

En cuanto a la participación en la gestión pública del agua, para ZEC es “imprescindible” incorporar a la ciudadanía en la toma de decisiones estratégicas respecto a la gestión del agua así como en la evaluación de las políticas realizadas mediante mecanismos de rendición de cuentas; y también adoptar “mecanismos legales de transparencia en la gestión, encaminados a que la ciudadanía disponga de toda la información”.

Este grupo exigía prevenir errores e irregularidades en el seno de Ecociudad, para prevenir a su vez posibles delitos en el seno de la sociedad; al tiempo que aludían a la responsabilidad social de Ecociudad, que debe garantizar el empleo de calidad de su personal y velar por el que depende de sus contratas.

En la propuesta, ZEC indicaba que, mientras se rescata el servicio de depuración y saneamiento para la gestión directa por el Ayuntamiento, “es preciso plantear alternativas para que la experiencia de la empresa municipal pueda colaborar en la mejora de los servicios públicos y se convierta en un instrumento para la municipalización de aquellos servicios actualmente externalizados mediante los oportunos cambios de objeto social de la sociedad”.

Su decálogo de propuestas se cerraba con el deseo de alcanzar un pacto a largo plazo para garantizar los recursos estratégicos de la ciudad. El agua, como principal recurso estratégico de una ciudad, “debe ser sometida a un acuerdo que vaya más allá de una legislatura y que garantice el control de la misma por parte de la ciudadanía”.