eliminar

Tras una bronca en el Pleno, los concejales acuerdan evitar pullas personales en periodo electoral

Los concejales del Ayuntamiento de Zaragoza han acordado abstenerse de realizar, en tiempo preelectoral, comentarios sobre la situación personal o en su partido de cualquier edil que cumple su mandato representativo porque “no le compete al Pleno ni a la ciudadanía”, tras una fenomenal bronca en el Pleno de este lunes 25 de marzo.

Este es el acuerdo que han alcanzado los portavoces de los cinco grupos municipales –PP, PSOE , ZeC, Cs y CHA– y que ha dado a conocer el alcalde, Pedro Santisteve, tras una reunión que han mantenido en el despacho de Alcaldía.

La reunión se ha producido a iniciativa del alcalde, y después de que éste se haya visto obligado a interrumpir el Pleno por los comentarios airados, insultos y descalificaciones que se estaban realizando los concejales unos a otros, especialmente los de ZeC y los del PSOE.

Cruce de descalificaciones

El ambiente se ha caldeado durante una intervención del concejal de Hacienda y Cultura, Fernando Rivarés (ZeC), quien, molesto por las intervenciones de representantes de PSOE y Cs acerca de la liquidación del presupuesto municipal de 2018, ha lanzado pullas a unos y otros aludiendo a su marginación por parte de la dirección de Ciudadanos en el acto electoral del pasado domingo en el Parque Labordeta, en el caso de la portavoz y candidata Sara Fernández, o a la ausencia o desplazamiento de los integrantes del actual grupo municipal socialista en las listas electorales del PSOE (en la imagen superior, Rivarés interviene en el Pleno, al fondo a la derecha, en la segunda fila).

Los comentarios de Rivarés han sido contestados de forma airada por parte de los concejales socialistas (en especial Javier Trívez y Lola Campos) para acusar a Rivarés de “tránsfuga” o “traidor” (por su paso de las listas de IU a las de Podemos), e incluso el portavoz del PSOE, Carlos Pérez Anadón, ha intervenido para criticar la actitud del concejal de ZeC y la del alcalde por permisividad.

Tras continuas interrupciones del Pleno y en vista de que la trifulca no cesaba, Santisteve ha interrumpido la sesión y ha convocado una reunión de los portavoces, donde se ha acordado acotar las alusiones en las intervenciones de los ediles. A este respecto, el alcalde ha puntualizado que “hago referencia también a mi grupo municipal para reconducir el debate al ámbito de lo que se hable en cada punto”.

Aprobado el plan de igualdad en el Salud, cuyo personal está formado en un 80% por mujeres

La Mesa Sectorial de Sanidad ha aprobado hoy el Plan del Igualdad del Servicio Aragonés de Salud que tiene como objetivo que el hecho de ser mujer u hombre sea irrelevante desde el punto de vista de su acceso, carrera y promoción profesional, además de erradicar el acoso sexual y por razón de sexo en el trabajo.

El personal que trabaja para el Servicio Aragonés de Salud está compuesto mayoritariamente por personal de sexo femenino, con una proporción de un hombre por cada cuatro mujeres (19.337 mujeres y 4.871 hombres, según datos de 2016), informan fuentes del Gobierno de Aragón en una nota de prensa (en la imagen superior, personal del servicio de Oncología del Hospital Clínico, formado mayoritariamente por mujeres).

El plan establece una serie de medidas concretas, con un plazo de aplicación temporal, distribuidas en seis ejes: sensibilización y concienciación en igualdad; acceso al empleo público, selección de personal y provisión de puestos de trabajo; formación, desarrollo profesional o promoción profesional y clasificación profesional; condiciones de trabajo (régimen jurídico, vinculación, ordenación del tiempo de trabajo, retribuciones); salud laboral, prevención y protección contra el acoso sexual, el acoso por razón de sexo, de opción sexual e identidad de género en el trabajo y conciliación y corresponsabilidad de la vida personal, familiar y laboral.

Lenguaje no sexista

Entre las medidas figuran elaborar una guía o manual interno sobre el uso no sexista del lenguaje en el ámbito sanitario; promover la presencia equilibrada de mujeres y hombres en todos los órganos relacionados con procesos de selección de personal y provisión puestos de trabajo; formar en igualdad al personal que se incorpore a los Tribunales y Comisiones de Selección e incluir en los temarios de las pruebas selectivas temas relacionados con la normativa en materia de igualdad.

Especificar en las Ofertas de Empleo Público y en las convocatorias de pruebas selectivas para acceso al empleo público en el Salud, las medidas que se adoptan para evitar discriminación de mujeres en situación de embarazo y parto, lactancia e interrupción del embarazo, la posibilidad de aplazar fechas de exámenes y establecer otras medidas que faciliten su realización.

Otras medidas serían elaborar un plan de formación en “igualdad de género”, con sus materias, dirigido a los distintos niveles profesionales que se integre como parte del Plan de formación continua del Salud y revisar con perspectiva de género, y corregir en su caso, el modelo de incentivos incluidos en el contrato de gestión para que se vincule a resultados objetivos.

Campañas de sensibilización

También campañas de sensibilización en materia de seguridad y salud en el trabajo, prevención de riesgos laborales, acoso sexual y por razón de sexo; eliminación de la violencia en el trabajo o impulsar la adopción de medidas para la retribución de las guardias y noches dejadas de realizar durante el embarazo y permiso por lactancia por motivos de salud o investigar y analizar las enfermedades derivadas del trabajo que han determinado las bajas laborales desde una perspectiva de genero

Adaptar la normativa reguladora de la carrera y promoción profesional para eliminar el impacto negativo que puedan tener las medidas de conciliación en su desarrollo profesional, analizar nuevos modelos de flexibilización de jornada y horarios así como el “uso racional de tiempos” y “economía del cuidado” atendiendo a las características del personal del Salud, serían otras de las 26 medidas recogidas en el plan.

La Mesa Sectorial de Sanidad ha aprobado además la Oferta Pública de Empelo de 2018 con un total de 867 plazas, 580 de turno libre, 65 para diferentes colectivos (personas con discapacidad, víctimas del terrorismo) y 222 de promoción interna.

De las plazas de promoción interna, 55 se corresponden a médicos de familia, 8 a pediatras, 157 técnicos auxiliares de enfermería y 40 a técnicos auxiliares de farmacia, entre otras.

Asimismo se ha dado luz verde al Plan de Empleo del Centro de Gestión Integrada de Proyectos Corporativos, en el que se incluye a los profesionales que estarán ubicados en la Plataforma Logística del Servicio Aragonés de Salud en Plaza.

Los nuevos pliegos de comedores escolares se licitarán “en breve” y eliminan las bandejas de plástico

Los nuevos pliegos para suministrar el catering a centros escolares de Aragón impide que las empresas puedan utilizar bandejas de plástico para recalentar la comida. Lo ha anunciado la consejera Mayte Pérez en el pleno de las Cortes, ante una interpelación de Carlos Gamarra (Podemos) que pedía adelantar el nuevo contrato a septiembre.

Los comedores escolares aragoneses que funcionan con las conocidas como líneas frías, que reciben la comida precocinada en camiones, no podrá utilizar bandejas de plástico para calentar los alimentos una vez lleguen al centro.

Será así a partir de diciembre, cuando se adjudique el nuevo contrato, que regulará este servicio para los dos próximos años.

La consejera de Educación, Mayte Pérez, ha informado de esta modificación en el pleno de las Cortes celebrado este viernes 1 de junio. Se lo ha explicado al diputado de Podemos Carlos Gamarra, quien cree que “el retraso del pliego no es de recibo”.

El pliego había terminado en 2016 y desde entonce venía prorrogándose.

Estudio sobre el uso del plástico

Gamarra también se ha quejado de que el nuevo contrato vaya a ponerse en marcha en diciembre, ya iniciado el curso escolar, y ha pedido a la consejera que haga lo posible para adelantar hasta septiembre los trámites de adjudicación.

Este cambio en el uso de plástico, muy demandado por Podemos a lo largo de la legislatura, se hace a pesar de que un informe realizado a propuesta dela DGA que “concluyó que su uso no es peligroso” para los alimentos que contiene, según ha dicho Pérez desde la tribuna del Parlamento.

Tal y como ha detallado, se puso en marcha un grupo de trabajo junto con la Universidad de Zaragoza en el que participaron “catedráticos de Químicas”.

Tras exponer la conclusión del estudio, ha pedido a Gamarra que “no generemos alarma”.

Barba reclama igualdad entre hombres y mujeres como compromiso con la democracia

La presidenta de las Cortes de Aragón, Violeta Barba, ha hecho un llamamiento a romper, “de una vez por todas”, los esquemas patriarcales para lograr la verdadera igualdad entre hombres y mujeres, porque “comprometerse con la igualdad es hacerlo con la democracia”.

Desde la visibilidad que ha reconocido que le confiere la Presidencia del Parlamento aragonés, que por primera vez en sus 35 años de historia encarna una mujer, Barba ha realizado una encendida defensa de las mujeres aragonesas en el discurso que ha pronunciado con motivo del acto oficial de la celebración del Día de Aragón, en el que ejerce de anfitriona.

El 8 de marzo, un “magnífico despertar colectivo” que fue una “estupenda demostración de sororidad”, “quedó claro que las mujeres ya no pedimos paso”, ha enfatizado, y que por méritos propios éstas son cada vez más quienes deciden en todos los ámbitos, también en las Cortes, con 31 diputadas de 67 parlamentarios en total gracias, según ha recordado, al trabajo de todas aquellas que les precedieron en la lucha y el activismo social.

Igualdad real

Su sueño, ha detallado, es que ninguna mujer sea asesinada o sufra violencia, que no existan brechas salariales, que ser madre no suponga penalización, que la precariedad no tenga nombre de mujer, que las niñas puedan hacer cuanto se planteen, que la corresponsabilidad sea un hecho, que, en definitiva, “la igualdad legal se abra paso para convertirse en igualdad real y efectiva”.

Así, el compromiso de Barba, y de las Cortes en general, es “claro”, porque los representantes públicos tienen la “obligación moral” de actuar, de meterse de cabeza en estas cosas “para lograr una sociedad justa e igualitaria”.

El Parlamento, ha recordado, trabaja para hacer realidad una nueva ley de igualdad de oportunidades para hombres y mujeres, concebida como política transversal que impregne toda la acción de los gestores públicos.

Sin olvidar que la igualdad se logra desde la educación y “con el concurso de toda la sociedad”, porque la discriminación y sus más “brutales experiencias” agreden a la sociedad en su conjunto.

Y también sumando a los hombres, porque la igualdad “también les concierne”, ha insistido Barba, quien ha exigido “los mismos derechos, las mismas oportunidades y las mismas condiciones de vida”.

Tomar decisiones

La presidenta de las Cortes ha reconocido que ahora los poderes públicos deben de ser capaces de tomar decisiones y trasladar todo este debate a medidas reales y eficaces que solucionen un problema “estructural”.

Medidas que, entre otros lugares, deberán tomarse en el Parlamento, al que Barba ha querido rendir homenaje reivindicando su “enorme valor como centro del debate político”, pero sobre todo “como expresión de la voluntad del pueblo aragonés”.

En el trigésimo quinto aniversario de las Cortes democráticas de Aragón, la presidenta ha conmemorado la efeméride defendiendo “la soberanía y autonomía” de la Cámara, “para exigir el respeto debido al autogobierno y para reclamar el acatamiento de las leyes” que ha aprobado en pro de un Aragón “más justo y solidario”.

Y ha recalcado que las Cortes no pueden tolerar “que se intente bloquear en los tribunales lo que no se ha conseguido desde la política” y que se intente “poner freno reiteradamente” a leyes surgidas gracias al entendimiento entre las distintas formaciones. “Ya lo advierto. No vamos a consentirlo”, ha advertido Barba.

A su juicio, un Parlamento más fuerte significa “un Aragón más fuerte” para poder reclamar ante el Estado el papel que “justamente” merece la comunidad, así como “los derechos y la dignidad” que pretenden arrebatarle.

Brecha con la ciudadanía

También ha reconocido durante su intervención que existe una “brecha” entre la institución y la ciudadanía que hay que cerrar haciendo “corresponsables y partícipes” a los aragoneses de las medidas que pueda impulsar el Parlamento, con fórmulas como las implementadas en el nuevo Reglamento de las Cortes.

Pero dar la voz a los ciudadanos no basta para Violeta Barba, sino que es “clave” dotarse de un “nuevo contrato social que haga de los derechos más fundamentales el verdadero motor del quehacer diario” de las Cortes.

Y ha exigido a los diputados “el mayor de los esfuerzos” para, con un espíritu constructivo y de consenso, estar a la altura de lo que demanda la ciudadanía: ilusión y esperanza de que una vida mejor es posible para todos.

También ha tenido palabras de recuerdo para los afectados por la crecida del Ebro y para los pensionistas que salen a la calle a reclamar sus derechos, porque “es este pulso de la ciudadanía el que necesita la sociedad”.

El Ayuntamiento quitará el badén de avenida Madrid a La Aljafería si siguen aparcando coches dentro

Las fachadas laterales y parte de la principal del palacio de La Aljafería siguen atestadas de coches de diputadas/os y trabajadoras/es de las Cortes, por lo que, si no cambian las cosas, el Ayuntamiento de Zaragoza planea eliminar el badén de acceso al recinto desde la avenida Madrid. La supresión de esa entrada dejaría expedita para vehículos una sola vía por la fachada principal, desde la calle Diputados.

Ni la presión social, ni la puesta en marcha de más de 40 aparcamientos disuasorios en la calle Diputados han conseguido eliminar el estacionamiento de vehículos en las inmediaciones del palacio de la Aljafería, sede de las Cortes de Aragón y monumento declarado Patrimonio de la Humanidad por la Unesco.

Las fachadas laterales del castillo árabe y unos veinte metros en ambos lados de la fachada principal siguen con coches aparcados todos los días. Durante las jornadas del debate de la comunidad celebrado la pasada semana también fue ocupado por los coches todo el frontal del palacio.

Compromiso incumplido

El pasado mes de julio, la presión social, la habilitación de aparcamientos de libre uso por parte del Ayuntamiento de Zaragoza en la calle Diputados  y las gestiones de la presidenta de las Cortes, Violeta Barba (Podemos), lograron despejar de coches la fachada principal de La Aljafería.

En ese momento, Barba propuso a la Mesa de las Cortes un compromiso para eliminar de forma permanente los vehículos que afean el palacio y deterioran una imagen que congrega a unos 250.000 visitantes cada año. Pero los representantes de PP y PSOE, que suman mayoría en el órgano, declinaron tomar una decisión que aplazaron para después del verano, con el compromiso de presentar una alternativa.

Esa propuesta de PP y PSOE no se ha producido una vez reanudado el curso parlamentario, por lo que la presidencia de las Cortes va a tomar de nuevo la iniciativa para tratar de eliminar los vehículos en todo el perímetro del castillo, algo que Violeta Barba considera imprescindible por motivos estéticos, de respeto al monumento y de seguridad.

Según apuntaron fuentes de las Cortes, antes del verano se planteó a los integrantes de la mesa un compromiso para evitar los aparcamientos junto a los muros del palacio y como alternativa se ofreció la propuesta municipal de reservar durante la mañana algunas de las nuevas plazas de parking de la calle Diputados para representantes políticos y trabajadores de las Cortes. La propuesta chocó con la negativa de los representantes de PP y PSOE.

Acuerdo para eliminar el badén

Las mismas fuentes indicaron que, ante esa tesitura, la eliminación del badén de acceso a La Aljafería desde avenida Madrid se contempla como la medida a adoptar si después del verano no se consiguen evitar los aparcamientos junto a las murallas, problema que persiste en la actualidad.

El citado badén da acceso a una rampa que conduce a una pasarela que supera el foso y permite entrar a La Aljafería. En esa pasarela hay en la actualidad un puesto de control con una barrera para asegurarse de que sólo acceden coches de personal y diputados, así como de suministros, como puede apreciarse en la foto superior tomada este martes 18 de septiembre.

La supresión del badén es muy posible que se produzca a finales de este mes de septiembre o principios de octubre, si antes no se alcanza un acuerdo en el seno de las Cortes para solventar el problema de los aparcamientos.

Este verano, entidades ciudadanas agrupadas en la plataforma Aljafería sin Coches ya solicitaron al Ayuntamiento que prohibiera el acceso con coches al palacio.

A ese respecto, las fuentes de las Cortes consultadas por Ten! Zaragoza apuntaron que también se contempla la posibilidad de, además de entorpecer los accesos, reglamentar de forma expresa la prohibición del acceso de vehículos al recinto del palacio.

Una víctima de violencia machista con dos hijos pequeños, obligada a tratar con su agresor tras seis años de alejamiento

Una mujer zaragozana víctima de violencia machista con dos hijos de 13 y 9 años va a verse privada, si un juzgado no lo impide, del servicio del Punto de Encuentro Familiar (PEF) donde realiza el intercambio de los pequeños con su agresor, que los ve en fines de semana alternos, puesto que éste ha cumplido los seis años de alejamiento a que fue condenado. La medida le obligará a relacionarse directamente con quien le pegó y le vejó durante ocho años, y al que tiene “pánico”. La víctima va a solicitar al juzgado que le dejen utilizar el servicio hasta que la hija pequeña pueda ir al encuentro de su padre junto con su hermano sin necesidad de que les acompañe un adulto.

Los responsables del PEF comunicaron hace escasos días a Esther (nombre ficticio) que se iba a solicitar la finalización del servicio porque su agresor había cumplido ya toda la condena. “A partir de ahí, él pasa a ser una persona totalmente libre, que puede hasta comprar un arma, y yo pierdo mi condición de víctima de violencia de género. Quedo totalmente expuesta ante una persona a la que tengo auténtico terror”, indica la mujer afectada.

Desde el gabinete de comunicación de la DGA, que gestiona los puntos de encuentro familiar, confirman que se le ha comunicado a la víctima la solicitud de conclusión del servicio. Y respecto a la excepción que solicita la mujer, las mismas fuentes puntualizan que “es usuaria desde 2011 y el Decreto 35/2013 de funcionamiento de los PEFS indica 12 meses máximo de servicio (artículo 11), prorrogable en determinadas ocasiones, y ésta ha sido una de ellas”.

En manos de la Justicia

La suerte de Esther vuelve a estar en manos de la Justicia, de un ordenamiento jurídico y de un sistema administrativo bajo quienes nunca se ha sentido protegida. Y también queda expuesta ante un individuo que además de vejarla y maltratarla, la amenazó en su día con matarla si le impedía ver a los hijos comunes.

“¿Comprendes que tenga miedo?” Sí, claro, cómo no va a tener pavor ante semejante panorama. Porque el sistema, supuestamente protector, es incomprensiblemente insensible ante los recientes casos de mujeres asesinadas por sus parejas o exparejas tras finalizar condena previa sus agresores, junto a puntos de encuentro familiar (una de ellas en Zaragoza) o por quebranto o finalización de órdenes de alejamiento.

Mientras tanto, la Coordinadora de Organizaciones Feministas de Zaragoza y la Comisión de la Mujer de la FABZ volvieron este martes 6 de junio, “una vez más (y las que hagan falta)”, a la plaza España de Zaragoza “para exigir el fin del machismo y de sus violencias”

Pero la encomiable actitud de esas organizaciones, no evita de momento que las perspectivas para esta mujer sean poco halagüeñas. El caso de Esther es paradigmático respecto al sufrimiento y la posterior indefensión de las víctimas de violencia machista. Largo tiempo (¡5 años!) de sufrir en silencio malos tratos de todo tipo (“hasta llegó a ponerme un cuchillo en la garganta”). Anulación de la personalidad y terror cotidiano paralizador hasta que lo denunció tras “pegar al chico mayor, y a mí, claro. Sólo entonces me decidí”. Luego… mínima protección y máxima angustia.

Tras la denuncia se celebra un juicio rápido en el que se le aplica al agresor una orden de alejamiento a 250 metros de la víctima y abandono inmediato del domicilio familiar. En el posterior juicio penal se le condena a seis años de trabajos para la comunidad, otros tantos de alejamiento a 500 metros de la víctima y se le permite estar con los hijos comunes en fines de semana alternos, pese a haber sido condenado, entre otras cosas, por “maltrato familiar habitual”.

Problemas e indefensión

Entre tanto, Esther trata de acogerse a los beneficios materiales que en teoría presta el sistema a las víctimas de violencia machista. Pero se le niegan porque en el momento de la denuncia y posterior condena a su agresor ambos son propietarios de dos pisos. Ella dispone en ese momento de un buen trabajo, por lo que tampoco reclama las supuestas facilidades concedidas a las maltratadas para que encuentren empleo. Sí que se le facilita una pulsera y luego un móvil de localización, además de protección policial especial en caso de riesgo inminente.

Pero la situación se va complicando posteriormente y el sistema no acude en ayuda de la mujer. El agresor se queda sin trabajo y deja de pagar su parte de las hipotecas (luego dejaría de pagar también la pensión por los hijos). El banco empieza a presionar a Esther. Poco después, ella se queda también sin trabajo y los problemas se recrudecen.

Ante ese panorama, la agredida opta por acudir al Instituto Aragonés de la Mujer en demanda de una de las ayudas contempladas para víctimas de violencia de género. Se le deniega “al ser previsible que mejore de forma sustancial su empleabilidad mediante su participación en programas de empleo específico establecidos para su inserción laboral”. Increíble.

Tras varias vicisitudes más, Esther acaba sin piso, desahuciada y embargada por el banco. Con ayuda familiar y capitalizando el paro monta un pequeño negocio del que ahora vive. Para ello, tras una dura batalla administrativa, logra, esta vez sí, una subvención del IAM.

Y en todo ese tiempo, la mujer, bajo el paraguas del Punto de Encuentro Familiar, con muchos apoyos de padres, hermanos y amigos,  y con mucha angustia, ha cumplido con el intercambio de los hijos con su agresor, pese a que “a los chicos les ha pegado en más de una ocasión, pero como no hubo lesiones visibles, no pude denunciar. Iba a ser su palabra contra la de unos menores. Ahora, el mayor, cuando cumpla 14 años, podría declarar ante el juez. Pero no se atreve. También tiene miedo a su padre”.

El miedo

Y es que el calvario de la violencia machista “que nos ha dejado marcados de por vida a mí y a mis hijos” se cuela hasta lo más profundo de las víctimas. Los tres, madre e hijos, siguen todavía bajo tratamiento psiquiátrico. “El mayor padece depresión, baja autoestima y ha sufrido acoso en el colegio”, señala abatida la madre.

Y pese a todo ello, el agresor es ya un individuo liberado de su condena, que puede acercarse a su víctima, y que no parece haberse rehabilitado en todo este tiempo. “Ahora vive con otra mujer y los hijos me dicen que la trata igual de mal que a mí”.

Ella, por contra, pierde sus ‘prebendas’ como víctima de violencia machista porque a ojos de la administración de justicia ya no lo es, y es muy probable que se quede sin el amparo del PEF.

“Me muero de miedo sólo con pensar que tendré que hablar con él alguna vez para acordar el intercambio de los hijos. No te digo nada si tuviera que verlo de nuevo algún día…”.

Ante esa situación, los agentes policiales que estuvieron encargados de su protección le recomendaron que se inscribiera en cursos de autodefensa que la misma Policía Nacional imparte. En ello está. Pero sabe que si se topa con su exmarido agresor, alcohólico y ludópata, “me muero de miedo”.