empresa

Trabajo sanciona a la empresa de dos gimnasios municipales

El concejal de Deporte del Ayuntamiento de Zaragoza, Pablo Híjar, ha confirmado la información ofrecida por UGT de que la Inspección de Trabajo ha multado con 245.000 euros a la empresa Homsa Sport, ahora propiedad del Grupo Forus, que gestiona dos gimnasios municipales.

La razón de esta sanción, que todavía no es firme, es que los 40 trabajadores de estos servicios estaban percibiendo sus salarios con arreglo al convenio estatal y no al provincial, como marca la ley, por lo que la empresa estaría dejando de pagar a cada empleado entre 4.000 y 6.000 euros anuales.

La compañía gestiona las áreas de fitness de los centros deportivos municipales José Garcés y Siglo XXI.

En rueda de prensa, Híjar ha considerado que este hecho da la razón a los trabajadores y al propio Ayuntamiento, al poner de manifiesto que la gestión privada es “lo menos eficiente” que se han encontrado en el ámbito de las instalaciones deportivas.

Municipalización

Además, ha apuntado que “seguramente” este incumplimiento sería motivo de sanción por parte del Consistorio si la multa es firme, algo que el equipo de gobierno estudiará, pero ante lo que ha avisado ya de que hay “pocos mecanismos”, dado que los pliegos datan de 2003 y 2006, una época en la que estaban redactados “a medida de las empresas”.

Esos pliegos recogen que el convenio de referencia es el estatal, aunque el concejal ha recordado que “ningún pliego puede ir contra ley”.

Asimismo, ha querido dejar claro a plantilla y usuarios de estos centros deportivos que no deben aceptar “chantajes” de esta empresa en cuanto a su viabilidad ya que ha obtenido beneficios por más de 10 millones de euros desde 2016.

Por todo ello, Híjar ha vuelto a defender la municipalización de los servicios públicos y ha animado a los trabajadores de otras contratas a que hagan lo mismo que los de estos dos gimnasios y denuncien, aunque aboga por que se alcancen acuerdos antes de llegar a este punto.

El Supremo confirma que el Ayuntamiento deberá pagar más de 50 millones de deuda a FCC

El Tribunal Supremo ha inadmitido a trámite el recurso formulado por el Gobierno de Zaragoza en Común y que ratifica la sentencia del Tribunal Superior de Justicia de Aragón por el que la ciudad deberá pagar las revisiones de precios de la contrata de limpieza con FCC, que superan los 50 millones de euros.

Según la providencia del TS que ha hecho pública la empresa FCC, no se aprecia interés casacional por la falta de fundamentación, y condena en costas al Ayuntamiento.

El contenido sobre el que versa la deuda es la solicitud que realiza FCC, en la que se reclama que en sus revisiones de precios se tengan en cuenta las variaciones de la mano de obra y de las toneladas de basura recogida, revisiones que, según la empresa, no se producen desde 2009.

Tensiones de tesorería

Con esta decisión, las tres sentencias del TSJA tienen plenos efectos y aplicada la regularización anual entre los años 2014 y 2018 y la que corresponda de 2019, la cifra superaría los 50 millones de euros, según FCC.

La empresa alega que las tensiones de tesorería generadas a raíz de los impagos del actual equipo de Gobierno en los diferentes contratos que gestiona FCC, ya sea en el de limpieza y recogida de basuras como en el de parques y jardines, donde la deuda asciende a 5 millones de euros, “son muy difíciles de asumir por una compañía como FCC”.

Alega que el abono de esas cantidades es “fundamental para la estabilidad laboral de las personas que prestan servicio en la ciudad de Zaragoza”.

Concejal Cubero: “FCC son unos sinvergüenzas y no vamos a tolerar ni un chantaje más”

El consejero municipal de Servicios Públicos y Personal, Alberto Cubero, ha calificado de “sinvergüenzas” a los responsables de la empresa FCC, a la que ha advertido que no le van a tolerar “ni un chantaje más a la ciudad de Zaragoza”.

Así lo ha manifestado Cubero en rueda de prensa después de que la empresa que gestiona el servicio de parques y jardines de la margen derecha, en reconocimiento de obligación al haber finalizado el periodo de vigencia del contrato, advirtiera de que las nóminas de los trabajadores corrían peligro si el Ayuntamiento no abona las cantidades que adeuda.

El consejero ha recalcado que FCC no va a cobrar “ni un solo euro” hasta que no presente y acredite todas las facturas, tal y como el Gobierno de la ciudad lleva reclamándole desde agosto.

Sospechas de sobrecostes

Se ha reafirmado en que tiene “enormes sospechas” de que la empresa estaría tratando de cobrar 300.000 euros de más y ha anunciado que no tiene intención de negociar con FCC el cumplimiento de sus obligaciones.

“En todo caso, me reuniré con los trabajadores”, ha agregado Cubero, quien ha mostrado su apoyo a los paros parciales que están convocando.

“No se lo cree nadie que les preocupan los derechos laborales y el cobro de las nóminas”, ha espetado.

Empresa conflictiva

La contrata del servicio de Parques y Jardines venció el 31 de diciembre de 2017 y desde entonces el Ayuntamiento paga conforme a las certificaciones de servicio, ya que los nuevos pliegos de licitación de la futura contrata están recurridos por la propia empresa ante el Tribunal Administrativo de Contratos Públicos de Aragón (TACPA).

Precisamente, esta semana los trabajadores de FCC, que están realizando paros parciales para que la empresa cumpla el convenio colectivo, se concentraban ante el TACPA para pedir una pronta resolución de las alegaciones presentadas por la compañía a las cláusulas sociales de los pliegos de la nueva contrata.

Los trabajadores del bus urbano desconvocan los paros para estudiar una oferta de la empresa

Los trabajadores del autobús urbano han decidido desconvocar los paros parciales previstos para esta semana para estudiar la oferta que les ha trasladado la dirección de la empresa que gestiona esta contrata municipal, Avanza Zaragoza. Por otro lado, el Ayuntamiento de Zaragoza ha convocado la mesa tripartita para el lunes 18 de marzo las 9.30 horas, para tratar los temas de horarios, rampas y otros asuntos.

Esta decisión del comité de huelga se acordó la pasada noche después de que la mayoría decidiera desconvocar todas las movilizaciones de los días 11, 13 y 15 de marzo y solicitar reunión con la empresa para negociar.

Asimismo, y a petición del sindicato CUT se ha aprobado solicitar una reunión con la empresa y trasladar el referéndum de este martes, 12 de marzo, al día 19 de marzo.

En caso de que los trabajadores votaran a favor de la huelga, los paros en el servicio se producirían el miércoles 20 y el viernes 22.

Reunión fallida en el SAMA

El Sindicato Aragonés de Trabajadores de Transporte (SATTRA) es el único del comité de empresa que se ha opuesto a desconvocar los paros alegando que “no hay necesidad de desconvocar nada, ya que la propuesta es una provocación” y han considerado que se pueden reunir con la empresa este martes e incluso este miércoles antes de iniciar el paro previsto y en función de lo que suceda en las reuniones tomar decisiones.

El comité reclama, entre otras demandas, revertir expedientes disciplinarios y despidos recientes, aplicar nuevos horarios y mejoras en materia de prevención de riesgos laborales.

El pasado jueves la empresa y los trabajadores negociaron en el SAMA (Servicio Aragonés de Medicación y Arbitraje) para trata de acercar posturas respecto a estas reivindicaciones, pero el encuentro terminó sin acuerdo, aunque posteriormente la empresa ha trasladado una nueva propuesta a la plantilla.

Concluye sin acuerdo la reunión de Avanza y trabajadores en el SAMA para evitar paros en el bus urbano

La reunión entre los trabajadores y la dirección de la contrata del autobús urbano, Avanza Zaragoza, en la sede del Servicio Aragonés de Mediación y Arbitraje (SAMA) ha concluido sin acuerdo, pero la empresa se ha comprometido a presentar una propuesta el próximo lunes, 11 de marzo. El motivo de esta reunión era mediar ante la convocatoria de paros parciales programados por el comité de empresa para los días 13, 15, 20, 22 de marzo como medida de presión para exigir unos tiempos de recorrido más acordes al trazado de las líneas de autobús.

Desde el comité de empresa se ha pedido a la dirección que las propuestas las hiciera en la reunión del SAMA, pero no han accedido, ha informado el presidente del comité de empresa y representante del Sindicato Aragonés de Trabajadores del Transporte (SATTRA), José Manuel Montañés.

“No se ha llegado a ningún acuerdo y se ha levantado la sesión sin avenencia, Avanza no ha traído ninguna propuesta para tratar de desconvocar los paros, tan solo se ha limitado a decir que en el tema horarios ellos no pueden hacer nada y es el Ayuntamiento de Zaragoza quien debe hacerlo, por lo tanto le pasa la pelota al Ayuntamiento sin querer hacer nada”, ha indicado el citado representante laboral.

En el resto de asuntos como la apertura de expedientes por no realizar los recorridos en el tiempo estipulado, no ha habido propuesta alguna de la empresa, ha asegurado el comité. “Ni tan si quiera decir que van a respetar las resoluciones de inspección de trabajo que les impiden obligar a los trabajadores a realizar algunas tareas, Avanza no ha querido entrar en ningún punto”, han asegurado los representantes laborales.

La empresa replica

Por su parte, la empresa Avanza ha afirmadoque la “actitud beligerante” del comité de empresa ha hecho “imposible” alcanzar un acuerdo en el SAMA que permitiera desconvocar la huelga.

En una nota de prensa, Avanza ha destacado su “disposición al diálogo”, lamentando que el comité de empresa “se ha negado a escuchar cualquier planteamiento”.

“Esta nueva convocatoria de huelga por parte del Comité de Empresa, que en esta ocasión coincide con el periodo preelectoral, está basada en una reivindicación de cambio de los horarios del servicio, incrementando el tiempo de viaje de las líneas, cuando ésta es una competencia exclusiva del Ayuntamiento, donde la empresa no puede decidir”, sostiene Avanza.

Adicionalmente, “se han añadido una serie de reivindicaciones incoherentes y argumentos insostenibles por su falta de veracidad, como se ha demostrado en el SAMA”, ha añadido la empresa concesionaria del bus urbano.

A pesar de ello, Avanza se ha comprometido a entregar una propuesta para la mayor parte de las reivindicaciones, “lo que ha sido rechazado por el comité por considerarlo insuficiente”.

El SAMA cita a la empresa FCC y trabajadores para evitar la huelga

El Servicio Aragonés de Mediación y Arbitraje (SAMA) ha citado al comité de huelga de Parques y Jardines de Zaragoza y a la dirección de FCC a una reunión este viernes, 1 de marzo, para intentar que ambas partes lleguen a un acuerdo y se puedan evitar los paros convocados a partir del día 6.

El comité de empresa ha recordado en un comunicado que los trabajadores piden a la dirección de FCC que se avenga al cumplimiento íntegro del pacto laboral y la normativa vigente en seguridad y salud, reconozca la negociación colectiva, realice un plan de formación para los empleados en horario laboral y entregue toda la documentación que le ha requerido.

Los trabajadores de FCC Parques y Jardines aprobaron el 20 de febrero en asamblea la convocatoria de siete jornadas de huelga para el mes de marzo, en forma de concentraciones, que comenzarán el 6 de marzo si no se atienden sus reivindicaciones y continuarán los días 12, 14, 19, 21, 26 y 28.

La empresa de Torre Village recurrirá al Supremo y continuará con las obras del centro comercial

La empresa promotora del proyecto de Torre Village, Grupo Iberebro, ha confirmado que recurrirá ante el Tribunal Supremo (TS) la sentencia del Tribunal Superior de Justicia de Aragón que anula de pleno derecho el plan especial de este ‘outlet’ en los terrenos de la antigua fábrica de colchones Pikolín. El plazo para presentar el recurso de casación es de un mes y mientras tanto el parque comercial continúa con las obras, ya que esta sentencia es provisional, han precisado desde la promotora.

Torre Village cuenta con un 70 por ciento de los trabajos de edificación completados, todos ellos “amparados” en las preceptivas licencias de obra otorgadas por el Ayuntamiento de Zaragoza, asegura la empresa.

Por su parte, la zona ‘outlet’ del complejo comercial posee licencias de actividad, concedidas por la misma administración local. Además el porcentaje de comercialización del proyecto se sitúa por encima del 60 por ciento.

Outlet a cambio de que Pikolin continuara en Zaragoza

El acuerdo entre el Ayuntamiento de Zaragoza y Grupo Iberebro se retrotrae a 2008 cuando, a través de un convenio firmado por ambas partes, se comprometían a cumplir distintos aspectos.

Entre ellos el Ayuntamiento contraía la responsabilidad de tramitar, gestionar y ejecutar el planeamiento preciso para la transformación de usos de los terrenos de la antigua fábrica de Pikolin con miras a la futura implantación de una superficie comercial, explica Iberebro, empresa propiedad de la familia Solans, dueña a su vez de Pikolin (en la foto superior, Alfonso Solans, máximo accionista de ambas firmas, en el acto de colocación de la primera piedra de Torre Village, en presencia de la consejera de Economía de la DGA, Marta Gastón).

Por su parte, Grupo Iberebro garantizaba la continuidad de la fábrica de Pikolin dentro del término de Zaragoza, asegurando el mantenimiento de la totalidad de los puestos de trabajo en la misma.

Bajo este acuerdo marco y “habiendo respetado todas y cada una de las exigencias preceptivas” de la Administración, Grupo Iberebro puso en marcha una iniciativa empresarial con una inversión de más de 100 millones de euros, que contemplaba la implantación de la nueva fábrica de Pikolin en el parque logístico empresarial Plaza (año 2017) y el desarrollo del complejo comercial TorreVillage, que, según la empresa, generará 1.000 empleos directos y 8.000 indirectos.

La apertura del proyecto comercial está prevista para otoño de este año, coincidiendo con las Fiestas del Pilar, aunque la sentencia del TSJA deja las previsiones en el aire.

Un macro complejo comercial

Torre Village es un complejo comercial y de ocio del Grupo Iberebro, que ocupará una superficie bruta alquilable de 73.800 metros cuadrados, de los que 18.600 estarán destinados a tiendas de moda con descuento, 11.200 metros cuadrados a ocio y restauración y 44.000 metros cuadrados a una zona comercial anexa.

Ubicado en Zaragoza, el centro comercial, que contará con un total de 120 operadores, ha supuesto una inversión de 200 millones y generará más de 1.000 empleos directos.

El proyecto nace para un cliente consumidor de tiendas on line y de villages de otras comunidades autónomas. Con un área de influencia que abarca Aragón, País Vasco, La Rioja, Navarra, Soria, Lérida y el sur de Francia.

Nulo de pleno derecho el plan especial

La Sala de lo Contencioso Administrativo del Tribunal Superior de Justicia de Aragón (TSJA) ha dictado sentencia en el caso de los terrenos de la antigua fábrica de colchones de Pikolín.

En ella, declara nulo de pleno derecho el Plan Especial del Área de Intervención aprobado por el Ayuntamiento de Zaragoza para la construcción del complejo comercial Torre Village.

El Tribunal, estimando el recurso presentado, declara la nulidad del Plan Especial del Área por vulneración del principio de jerarquía normativa y por infracción de instrumento de planeamiento de rango superior, al ir más allá de lo que el Plan General de Ordenación Urbana establece, introducir usos no contemplados, y por convertir en dominante un uso no contemplado como tal en el Plan General de Ordenación Urbana (PGOU).

Trabajadores del centro de residuos van a la huelga

Los trabajadores del Ctruz han anunciado una huelga indefinida al no llegar a un acuerdo con la empresa en la negociación del convenio colectivo. Los empleados piden, al menos, una subida “algo superior” al IPC. El Gobierno de ZeC asegura que Urbaser tiene “suficiente capacidad económica para atender esas reivindicaciones”.

El presidente del comité de empresa de la UTE Ebro Urbaser, Vicente Vicioso, ha lamentado que la empresa “no atienda a estas razones mínimas”. Asegura que en su día comenzaron con salarios “que no eran precisamente altos”.

Este es el cuarto convenio “y en los años de crisis los empleados entendimos la situación”, ha reconocido Vicioso, pero ahora, ha agregado, “creemos que es cuando había que dar un salto a nivel económico y social, y la empresa no quiere”.

Los empleados de esta planta tienen una jornada laboral de 1.800 horas anuales y también quieren reducir esta cifra porque “en los tiempos en los que estamos nos parece una exageración”, ha manifestado Vicioso, ya que “trabajamos los sábados y los festivos y nuestras condiciones ni a nivel económico ni social están en los momentos en los que deberían estar”.

Apoyo del gobierno municipal

El consejero municipal de Servicios Públicos y Personal, Alberto Cubero, ha trasladado a los trabajadores su apoyo como Gobierno al considerar “completamente justas” sus reivindicaciones, sobre todo, ha indicado, en lo que a la recuperación del poder adquisitivo se refiere. Además, Cubero ha aseverado que la empresa Urbaser tiene “la capacidad económica suficiente como para atender esas reivindicaciones”.

En concreto, Cubero ha recordado que, en los últimos diez años, Urbaser ha aumentado un 20% los residuos que la ciudad de Zaragoza destina al Ctruz, y, por lo tanto, “los beneficios empresariales han aumentado un 20%”, ha aclarado el consejero, porque “han pasado de 200.000 toneladas a 250.000 y de 7,5 millones de euros a más de 9,5 millones”. Por ello, Cubero considera que Urbaser tiene “el suficiente volumen económico como para atender las reivindicaciones justas de los empleados”.

Pero además, Cubero ha hecho hincapié en que Zaragoza “ha sido generosa con la empresa al facilitarle la utilización de la planta para cualquier proyecto de investigación y desarrollo”. “Siempre hemos sido colaboradores con Urbaser y por eso ahora nos sorprende esta actitud de cerrazón que tiene con estos 160 empleados”, ha añadido el concejal.

La huelga afectaría al funcionamiento del servicio, pero se desarrollaría en la planta de tratamientos, no en la recogida de los residuos. Por ello, Cubero reconoce que no será una movilización “que se vaya a visualizar mucho en la ciudad”, pero sí “puede afectar a un servicio esencial y que determina el impacto ambiental de la ciudad al entorno”.

Desconvocados los paros parciales en el autobús urbano al llegar a un acuerdo empresa y trabajadores

La capital aragonesa no sufrirá huelga de autobuses durante el día de la cabalgata de Reyes Magos. Los conductores de Avanza, concesionaria del autobús urbano de Zaragoza, han llegado a un acuerdo para desconvocar los paros parciales de los días 5 y 11 de enero, así como la manifestación del día 11.

En un comunicado, el Sindicato Aragonés de Trabajadores del Transporte (Sattra) ha informado de que la empresa se ha comprometido a poner los cuadros de descansos en marcha para el día 14 de enero, además de firmar un acuerdo en el Servicio Aragonés de Mediación y Arbitraje (SAMA) con las reivindicaciones del comité de empresa.

Han subrayado que al comité le ha tocado ceder en firmar un acuerdo en el SAMA que tiene la validez de convenio. “En este acuerdo se modifican todos los puntos del convenio que eran necesarios cambiar para poner en marcha los cuadros mejorados votados por la plantilla”, han resaltado.

Aseguran que aunque no es el cien por cien de lo que pedían, entienden que “no es un mal acuerdo, dado que los trabajadores de la plantilla tendrán las mejoras que les proporcionan estos cuadros a partir del día 14”.

La empresa

La dirección, en otro comunicado, ha apuntado que ellos siempre han apostado por el diálogo, como única vía para alcanzar acuerdos y celebra que finalmente, “se haya impuesto la cordura y el sentido común por parte del comité, que ha aceptado la propuesta de la dirección”.

Asimismo, Avanza Zaragoza manifiesta que seguirá trabajando para mejorar las condiciones de la plantilla “siempre dentro de los cauces del consenso y el riguroso cumplimento de las normas vigentes”.

Los motivos de la huelga obedecían a que los trabajadores denunciaron que Avanza se negaba a incluir en el convenio los cuadros de descanso que ya habían sido negociados. El comité recuerda que fue la propia empresa la que realizó esos turnos.

Por su parte, la empresa aseguró estar sorprendida por el motivo de los paros y recordó su voluntad de que los nuevos cuadros entren en funcionamiento, tal y como se acordó, a partir del 14 de enero.

El SAMA convoca a trabajadores y dirección de Avanza el viernes para tratar de evitar los paros del 5 y 11

El Servicio Aragonés de Mediación y Arbitraje (SAMA) ha convocado para este viernes, 4 de enero, a los trabajadores y a la dirección de la empresa concesionaria del transporte de autobús urbano, Avanza-Zaragoza. La cita entre ambas partes comenzará a las 9.15 horas con la finalidad de lograr una mediación exitosa que evite los paros parciales convocados por el comité de empresa para el sábado 5 de enero y el viernes 11.

De no haber acuerdo, durante esas jornadas se realizarán paros parciales de 17.30 a 21.30 horas, han recordado desde el Sindicato Aragonés de Trabajadores del Transporte (SATTRA) en una nota de prensa.

Además el día 11 de enero se ha programado una manifestación que partirá de cocheras a las 18.00 horas y discurrirá por la avenida Cesáreo Alierta, paseo Constitución, plaza Aragón, paseo Independencia, plaza de España, calle Coso, calle Espartero, plaza San Miguel, calle Miguel Servet y vuelta a cocheras.

Discrepancias

Los trabajadores argumentan estas movilizaciones por la “negativa” de la dirección de Avanza a incluir en convenio el acuerdo de cuadros de descanso alcanzado con el comité, que ha realizado la propia compañía, pero que “se niega a reflejarlos en el convenio”, según SATTRA.

Desde la dirección se asegura no entender que el comité de empresa argumente como justificante de los paros parciales la puesta en marcha de los nuevos cuadros de descanso refrendados por la plantilla a partir del 14 de enero, ya que la empresa “está en disposición de implementarlos en dicha fecha”.