enmiendas

CHA presenta 22 enmiendas al presupuesto por valor de seis millones

Chunta Aragonesista ha presentado 22 enmiendas al proyecto de presupuesto de Zaragoza en Común para 2019, valoradas en 6,35 millones de euros. A ellas hay que sumar las aportaciones asumidas en la fase de borrador, con las que se llega a los 11,35 millones de euros. Destacan los 700.000 euros que piden para la creación de cada una de las supermanzanas de Delicias, Torrero, Las Fuentes y San José en una partida plurianual que contemple, además, otros 700.000 euros para cada uno de estos proyectos en 2020.

Además, plantean 700.000 euros para mejorar el entorno del Estadio Municipal de La Romareda, 299.000 euros para el Centro de Infancia y Juventud del Picarral, 300.000 euros para las mejoras viarias en el Polígono de Malpica, dentro de un plurianual que contemple 700.000 euros para 2020 y otro millón de euros más para 2021.

Otra de las enmiendas dentro de un proyecto plurianual se centra en las mejoras viarias de la avenida de Navarra. En este caso piden 500.000 euros para 2019, 800.000 euros para 2020 y otros tantos para 2021.

Centros municipales

La formación ha presentado también cuatro enmiendas valoradas en 79.000 euros cada una para el Centro Deportivo Distrito Sur, el Centro Cívico Parque Goya, el proyecto de la Escuela Infantil Parque Venecia, y la Escuela Infantil de Valdespartera.

Asimismo, plantean 40.000 euros para mejorar los aseos y vestuarios del Campo Municipal de Fútbol de Valdefierro. CHA pide 300.000 euros para la pacificación de la plaza Inmaculada de Valdefierro, otros tantos para el Programa de atracción de talento científico, y 300.000 también para bonificar el reciclaje doméstico.

CHA ha presentado asimismo enmiendas para el proyecto de rehabilitación de La Harinera, el Centro Cívico Hispanidad, el proyecto de reparaciones de la antigua Giesa, la mejora en la accesibilidad de los vestuarios del Centro Deportivo Municipal Alberto Maestro, el Veloparque, y una aportación extraordinaria de 18.000 euros para el Club Social y Representación Sindical.

El PSOE presenta 219 enmiendas al presupuesto de ZeC y se abre a apoyarlo si se las aprueban

El portavoz de Economía del PSOE en el Ayuntamiento de Zaragoza, Javier Trívez, ha presentado 219 enmiendas al presupuesto de 2019 con las que pretende mover 32,4 millones de euros y ha anunciado que lo apoyará si se las aprueban y el interventor dice que el documento es “susceptible de negociación”.

Así, entre la posibilidad de mantener una postura crítica y de oposición frontal al presupuesto o analizar si era posible una “transmutación saludable”, los socialistas han optado por esta segunda opción, si bien Trívez ha recordado en rueda de prensa que cabe la posibilidad de que Intervención manifieste que el proyecto no es “factible”.

Está previsto que ese pronunciamiento se produzca de cara a la Comisión de Economía del próximo 15 de marzo y desde el Grupo Socialista siguen manteniendo sus dudas respecto a la posibilidad legal de que el ayuntamiento se endeude por 31,5 millones de euros, como recoge el proyecto presupuestario.

La cifra total que el PSOE quiere enmendar supera con creces la planteada en años anteriores. Sin ir más lejos, supone casi el triple de la cantidad que movieron en el presupuesto de 2018, que fue de 12,5 millones, de los que Trívez ha denunciado que solo se han ejecutado “2 y pico”.

A este respecto, ha apuntado que esta no era una de las principales preocupaciones de su grupo, ya que se ha mostrado convencido de que “afortunadamente” no va a ser ZeC la que ejecute estas cuentas.

Supresión de partidas

Ha destacado también que, de las 219 enmiendas presentadas, solo 31 suprimen partidas existentes, mientras que el resto se limitan a minorar aquellas que a día de hoy cuentan con remanente.

Entre las que pretende eliminar sobresalen las relativas al Plan de Vivienda, en coherencia con el rechazo de los socialistas a este programa, y las del Plan de Barrios, que incrementó su dotación de 4 a 8 millones a petición de CHA y que el PSOE quiere sustituir por un modelo “más ambicioso” con 12,6 millones.

El resto de enmiendas inciden en el “rescate” de diversas políticas municipales, como el empleo, con 2 millones para un plan para parados de larga duración y menores de 30 años, y el de los mayores que viven en soledad, con un plan de acción valorado en 500.000 euros.

El “rescate” a la movilidad incluye 2 millones para movilidad eléctrica y compartida, mientras que el “rescate” a la cultura contiene medidas para captar grandes eventos, como la gala de los premios Goya, la celebración de un festival de música latina o una apuesta para conmemorar el vigésimo quinto aniversario del Auditorio.

Además, los socialistas añaden 1,2 millones para el desarrollo de proyectos de “Smart City” en materia de tuberías y semaforización inteligente.

Vivienda y barrios

En cuanto al “rescate” de la vivienda y de los barrios, en sustitución de los respectivos planes del equipo de gobierno, Trívez ha planteado invertir 9,1 millones en rehabilitación y recuperación, de los Grupos Sindicales, el doble de lo que recoge ZeC, mientras que las partidas de los barrios contemplan un plan de limpieza, la operación asfalto, recuperación de zonas verdes como el Parque Tío Jorge, acciones en aceras y en mejora del alumbrado.

Proponen también recuperar el proyecto inicial de reforma de la avenida de Tenor Fleta, con 2 millones para este ejercicio y un plurianual que llegaría hasta 8 millones en 2021 (en la foto superior, de izda a dcha, los concejales socialistas Trívez, Pérez Anadón (portavoz) y Aparicio).

Entre las partidas de las que piensa detraer fondos para estas enmiendas, además de los planes de vivienda y de barrios, ha señalado las relativas a la Sección Ciclista de la Policía Municipal, la ermita de Miralbueno, la adecuación de los pabellones de los barrios rurales o los 120.000 euros para un carril bici en la calle Fray José Casanova, que une Delicias con La Almozara.

El concejal socialista ha asegurado que con estas enmiendas no están condicionando la acción de gobierno, al mover únicamente el 4,19 por ciento del presupuesto, y ha apelado a la responsabilidad de todos los grupos políticos, en especial la de ZeC, que cree que mantiene una estrategia “contraria al acuerdo”.

El interventor y técnicos municipales descartan enmiendas del PSOE al presupuesto de 2018

El interventor municipal ha señalado en un informe que no se puede suprimir del proyecto de presupuesto para 2018 la partida de casi 800.000 euros para la reforma de los antiguos de Pignatelli, tal y como pretende el PSOE, porque la licitación de esa actuación ya está en marcha. Por otro lado, técnicos de Urbanismo han asegurado que no se podrán gastar en 2018 los 2,5 millones que los socialistas quieren dedicar a renovación de la red de abastecimiento de agua. Estas dos enmiendas y la relativa a la subvención al Real Zaragoza bloquean la negociación entre ZeC y PSOE para lograr un acuerdo sobre las cuentas del próximo año.

Socialistas y progresistas han mantenido varias reuniones a lo largo de esta semana sobre el proyecto de presupuesto municipal de 2018, pero siguen en desacuerdo sobre esas tres modificaciones exigidas por el PSOE: Pignatelli, tuberías y Real Zaragoza.

El próximo 3 de enero tienen previsto un nuevo encuentro para tratar de desencallar las conversaciones y poder llevar un acuerdo a la comisión de Economía prevista para el 8 de enero, en la que se quiere dar una aprobación provisional al documento financiero para refrendarlo definitivamente en el Pleno municipal de finales de enero.

Trabas socialistas al proyecto del Pignatelli

El plan de reforma de los antiguos depósitos del Pignatelli (foto superior) en un gran centro cívico de ocio, cultural y social vio el visto bueno definitivo en el Pleno municipal del pasado 30 de octubre. Para ello fue necesario que ZeC y CHA, impulsores del proyecto, transigieran con la exigencia socialista de dedicar parte del terreno a promoción de vivienda libre para financiar la actuación, a cambio de votar favorablemente la propuesta.

Ahora, el PSOE ha ido un paso más allá al pedir en una de sus enmiendas al proyecto presupuestario del equipo de gobierno de ZeC la supresión de una partida de 796.603,16 euros destinada al plan del Pignatelli. Fuentes socialistas explican que la pretensión se ajusta a su  tesis de que la iniciativa no se financie con fondos municipales.

ZeC rechazó desde el primer momento la enmienda y ahora se escuda en un un informe del propio interventor municipal, que en otras ocasiones ha echado por tierra proyectos de la plataforma, el último, el de la municipalización del servicio de Parques y Jardines.

El citado informe del interventor, al que ha tenido acceso Ten! Zaragoza, señala que a finales de octubre el Gobierno de Zaragoza aprobó el expediente de contratación de las obras de adecuación de los antiguos depósitos de Pignatelli “y dado que dicho expediente se encuentra en fase de apertura de plicas no puede admitirse dicha supresión” (la de la partida presupuestaria exigida por el PSOE).

Las tuberías, otro escollo

Otro asunto que empantana las negociaciones ZeC-PSOE es el del ambicioso plan plurianual de modernización de la red de abastecimiento de agua propuesto por los socialistas. Estos exigen que el presupuesto de 2018 incluya una partida de 2,5 millones de euros para iniciar la actuación, que continuaría con partidas millonarias en presupuestos subsiguientes.

El concejal de Economía, Fernando Rivarés (ZeC), explicó hace algunas semanas que su grupo estaba de acuerdo con el proyecto de renovación de tuberías, pero veían excesivo dedicar una partida de 2,5 millones en 2018 “porque no va a haber tiempo de ejecutarla. Entre redacción y exposición de proyectos, nos iremos al inicio de obras a casi octubre”, aseguró Rivarés. El concejal y su grupo proponían habilitar una partida más reducida en 2018 y actuaciones por 3 millones en cada uno de los años siguientes.

Ahora, un informe de técnicos del área de Conservación y Explotación de Infraestructuras les da la razón. En dicho informe, al que ha tenido acceso Ten! Zaragoza, se explica que incluso gestionando los proyectos por el más ágil y rápido sistema de proyección, contratación y ejecución de las obras “es casi imposible que el contrato pueda estar en vigor hasta después del verano del año que viene, por lo que en el mejor de los casos se dispondría de 4 meses para renovar tuberías y lo más adecuado sería poner en el presupuesto de 2018 una partida plurianual con una anualidad de 1 millón de euros en 2018 y de 3 millones el resto de los años”.

Y el Real Zaragoza…

Respecto a la propuesta del PSOE de introducir una partida en el presupuesto de 2018 de 800.000 euros para un convenio con el Real Zaragoza de “promoción de la ciudad”, ZeC se ha mostrado totalmente opuesto a la misma y este viernes 29 de diciembre ha lanzado una alternativa consistente en acordar con el Real Zaragoza un plan de promoción del fútbol base, dotado con 200.000 euros.

En el seno de ZeC hay concejales que consideran rotas las negociaciones presupuestarias por el empeño del PSOE de sacar adelante estas tres enmiendas, aunque tanto el concejal Rivarés como el propio alcalde y su círculo de ediles más próximo consideran que en la próxima reunión todavía es posible limar diferencias y alcanzar un acuerdo de mínimos con los socialistas.

El entendimiento con el PSOE garantizaría los votos necesarios para salvar el proyecto presupuestario de ZeC, que hace más de quince días llegó a un acuerdo con CHA, el otro grupo municipal dispuesto a apoyar el proyecto presupuestario de la plataforma progresista, tras asumir ésta las principales enmiendas defendidas por los aragonesistas.

El PSOE quiere dar 800.000 euros al R. Zaragoza y recortar el proyecto de los depósitos del Pignatelli

El grupo municipal del PSOE en el Ayuntamiento de Zaragoza ha presentado una enmienda para otorgar en el presupuesto del próximo año una subvención de 800.000 euros al Real Zaragoza y otra para dotar con 2,5 millones la renovación de la red de abastecimiento de agua a costa de recortar en casi 800.000 euros la partida para la rehabilitación de los antiguos depósitos del Pignatelli y otros 700.000 euros del programa de ahorro de energía y lucha contra el cambio climático. Ambas peticiones están dificultando la adopción de un acuerdo para la aprobación de los presupuestos de 2018 con ZeC, que no transige con ninguna de ellas.

En el debate del estado de la ciudad y en posteriores comisiones municipales o comparecencias ante los medios el portavoz socialista municipal, Carlos Pérez Anadón, ha insistido en la necesidad de que el Ayuntamiento subvencione al Real Zaragoza, porque su grupo lo considera un gran activo para promocionar la ciudad (en la foto superior, el presidente del Real Zaragoza, Christian Lapetra, interviene en un acto en el Ayuntamiento, en presencia de los concejales Cubero e Híjar de ZeC).

Los socialistas fijan en 800.000 euros la ayuda que debe recibir el Real Zaragoza como representante y promotor de la ciudad, una cantidad que supera ampliamente todas las subvenciones que el Consistorio otorga a las restantes entidades de deporte de élite o al conjunto de clubes de fútbol base.  Además, la citada ayuda colocaría al Real Zaragoza como la tercera entidad en el ranking de subvenciones municipales concedidas, sólo por detrás de la Fundación Ozanam y la Asociación Aragonesa de Empresas de Inserción (AREI), que juegan un papel fundamental en la formación, el empleo, la inclusión y la inserción sociolaboral en la ciudad.

El Real Zaragoza es una entidad privada gestionada por la Fundación Zaragoza 2023 de la que forman parte, entre otros, el expresidente de Telefónica, Cesár Alierta, y la familia Yarza, dueña de la empresa Henneo, editora de Heraldo de Aragón.

El club utiliza en exclusiva deportiva el estadio de La Romareda, de propiedad municipal y en la actualidad está inmerso en una difícil situación económica, con importantes deudas  con Hacienda (unos 80 millones) y con proveedores, además de que milita desde hace cinco años con escaso éxito deportivo en Segunda División, lo que limita mucho su proyección mediática.

ZeC no transige

Fuentes del equipo de gobierno de ZeC han señalado que la formación no está dispuesta a transigir con esta demanda socialista, que consideran un favoritismo injustificado hacia una entidad privada como el Real Zaragoza, cuya popularidad no ponen en duda, pero que disienten en que deba ser objeto de un apoyo financiero tan notable, en virtud de una supuesta promoción de la ciudad a través del club deportivo.

Además, desde ZeC se discrepa con el recorte de partidas que propone el PSOE para financiar la subvención al Real Zaragoza y que implicarían desestimar captación de préstamos bancarios por valor de 800.000 euros, un dinero que se pretende destinar a inversiones en mejoras para la ciudad.

Otra de las enmiendas polémicas que defiende el PSOE hace referencia al recorte de la partida prevista para el proyecto de rehabilitación de los antiguos depósitos del Pignatelli y del parque anejo, uno de los programas estrella de ZeC, que ya contó en su momento con serias trabas por parte del grupo socialista. El PSOE obligó a incluir promoción de vivienda libre en esa zona de la ciudad con el fin de financiar en parte el proyecto de zonas verdes y servicios defendido por la plataforma progresista y por CHA.

Ese recorte de 796.605 euros al proyecto del Pignatelli iría acompañado de otro de 703.395 euros a la Estrategia 20/20 de ahorro de energía y lucha contra el cambio climático (otro proyecto estrella de ZeC), así como un recorte de un millón de euros a la ampliación del servicio Bizi, paralizada por una sentencia judicial tras un recurso del PP.

Obras en la red de abastecimiento de agua en el puente La Almozara

Renovación de la red de agua

Los 2,5 millones obtenidos de esas partidas se destinarían al plan de renovación de la red de abastecimiento de agua que propugnan los socialistas con una acción plurianual, que incluiría otras partidas de tres millones en 2019 y 3,5 millones en 2020.

El concejal de Economía, Fernando Rivarés (ZeC), explicó en una comparecencia la pasada semana que su formación estaba dispuesta a asumir la renovación de tuberías, pero mantiene que en 2018 no es necesaria dotarla con tanto dinero porque no se podrá gastar, ya que el próximo ejercicio se consumirá en buena medida en elaboración y exposición de los proyectos, quedando muy poco margen de tiempo para la ejecución de los mismos y por tanto para gastar el dinero previsto.

Además, ZeC rechaza de plano que el dinero destinado a la renovación de la red de agua provenga del proyecto del Pignatelli y de la estrategia de ahorro de energía y mejora medioambiental.

Drástico recorte a la FABZ

Entre las enmiendas que negocia el grupo socialista con ZeC también destaca una que supone un recorte de 250.000 euros en el servicio de prestaciones domiciliarias y teleasistencia para destinarlo a ayudas para el pago de tributos municipales relacionados con la vivienda.

También es remarcable la reducción de 300.000 euros que propone el PSOE en el plan de renovación de la flota de vehículos municipales, que ZeC pretende electrificar, cuando por otro lado reclama 500.000 euros para la implantación de cargadores de vehículos eléctricos en la vía pública.

Los socialistas requieren también un impulso de 400.000 euros en el presupuesto de 2018 a la implantación de la Administración municipal electrónica, a costa de recortar igual cuantía en el reconocimiento de obligaciones de ejercicios anteriores.

En el ámbito de la representación vecinal, llama especialmente la atención el drástico recorte de 103.000 euros a los convenios municipales con la Federación de Asociaciones de Barrio de Zaragoza (FABZ) propuesta por el PSOE, para destinarlos a equipamientos e inversiones en centros cívicos y al programa de solidaridad y cooperación al desarrollo. Por contra, y también en el ámbito vecinal, el PSOE propone dotar con 25.000 euros un convenio con la Unión Vecinal Cesaraugusta, un dinero que se detraería de la oficina técnica de participación.

ZeC, PSOE y CHA avanzan en un pacto para el presupuesto municipal, que aparca la ampliación de Bizi

El acuerdo entre ZeC, PSOE y CHA para aprobar los presupuestos del Ayuntamiento de Zaragoza de 2018 parece próximo. Hoy se ha cerrado el plazo para la presentación de enmiendas al proyecto del equipo de gobierno de ZeC. Los socialistas han planteado cambios por valor de 12 millones de euros, mientras las modificaciones de CHA se sitúan en los 13 millones. ZeC acepta todas las propuestas de CHA y casi la totalidad de las del PSOE. Las enmiendas dejan sin partidas la ampliación del servicio Bizi, cuyo bloqueo se asume tras la paralización decretada por el Tribunal de Contratos.

Las tres fuerzas políticas que ya el año pasado pactaron el presupuesto municipal se han reunido este viernes para analizar las enmiendas que PSOE y CHA han presentado al proyecto de ZeC, y seguirán conversando en los próximos días.

El concejal de Economía, Fernando Rivarés (ZeC), ha asegurado que el acuerdo con CHA “es del cien por cien y ZeC votará a favor todas sus enmiendas”, mientras que con el PSOE el entendimiento lo ha cifrado en “un 90%”, a la espera de solventar cuestiones “que afectan al cuánto y al cómo se ejecutan las enmiendas”.

A este aspecto, el concejal del PSOE Javier Trívez, que se ha mostrado más cauto respecto a un posible pacto, ha añadido una exigencia “insalvable” que debe cumplir el gobierno de ZeC para que su grupo apruebe los presupuestos: la presentación de un cronograma con los hitos a seguir en el cumplimiento de sus propuestas para que facilite el seguimiento de las mismas y comprobar su ejecución por parte de ZeC.

Trívez ha indicado que este año sólo se ha cumplido un 55% de las partidas promovidas por el PSOE (Rivarés lo ha cifrado en un 90%) “y no nos conformamos con eso”.

Confianza

En cualquier caso, la actitud y las palabras de Rivarés auguran un final feliz a la negociación, emprendida ya hace unos días por los grupos de la izquierda municipal. “Estoy tranquilo. Va a haber acuerdo”, ha sentenciado.

Por su parte, el portavoz de CHA, Carmelo Asensio, ha confirmado los avances en la negociación de las modificaciones propuestas por su grupo, que se centran sobre todo en el área de Urbanismo y Movilidad, donde proponen cambios por una cuantía de 4,5 millones para dotar de infraestructuras a los nuevos barrios y acometer demandas de los barrios tradicionales.

En este área destaca el impulso al proyecto de las supermanzanas (300.000 euros), el centro deportivo del distrito Sur (6,1 millones), el centro cívico Parque Goya (1,1 millones), el Espazio Choven en los antiguos juzgados de plaza del Pilar (1,1 millones), así como importantes actuaciones en Oliver, Miralbueno, Valdefierro, El Rabal o Actur.

Los aragonesistas también plantean rectificaciones importantes en el área de Derechos Sociales, donde proponen varias obras en instalaciones deportivas y “un empujón a la convocatoria de subvenciones de acción social”.

Casi una decena de las enmiendas planteadas por CHA en Urbanismo y Movilidad planea dotarlas con partidas previstas para la ampliación del servicio Bizi, cuya paralización da por hecha, lo mismo que ZeC al admitir las propuestas de los aragonesistas, pese a que Rivarés haya insistido en que “no renunciamos a la ampliación y por eso hemos recurrido el fallo del Tribunal de Contratos”.

En esa misma línea, el PSOE plantea mover hasta un millón de euros de partidas previstas para Bizi para dedicarlas a otras actuaciones en materia de movilidad, en especial a la promoción del vehículo eléctrico con la instalación de cargadores (500.000 euros), modernización de la flota de taxis (150.000 €) y renovación de la flota de buses (1,5 millones).

Los socialistas también mueven partidas por valor de 2,7 millones para actuaciones en barrios, otros dos millones para infraestructuras deportivas y postula dedicar 2,5 millones para la renovación de la red de abastecimiento de agua.

Diferencias

Precisamente este punto es uno de los que más alejan a socialistas y ZeC. Los primeros lo consideran un proyecto prioritario, mientras Rivarés explicaba que “es absurdo dedicarle más de un millón en el presupuesto de 2018, porque entre la elaboración y ejecución de los proyectos, no dará tiempo a invertir más. Eso no quita para que en los presupuestos de próximos años se introduzcan partidas plurianuales hasta completar los 9 millones en que cifra el plan de tuberías el PSOE”.

El representante de ZeC se ha mostrado optimista respecto a la consecución de un acuerdo presupuestario, aunque ha reconocido que “hay un entendimiento total con una de las partes y falta culminarlo con el tercer implicado, que es el PSOE”. Rivarés ha incidido en que las enmiendas debían ser “realistas, constructivas y ejecutables como las de CHA”.

Respecto a la presentación de un cronograma solicitado por el PSOE para seguir la ejecución de sus propuestas, Rivarés ha asegurado que “ya nos hemos comprometido a entregárselo antes del 8 de enero” (fecha en que se prevé la aprobación inicial del proyecto presupuestario en la comisión de Economía).

El socialista Trívez ha corroborado el compromiso de ZeC, pero ha expresado su escasa confianza al respecto: “no lo creeremos hasta que lo tengamos efectivamente en nuestras manos”. A esto ha añadido que duda de que algún grupo político de los que integran la plataforma de ZeC quiera realmente aprobar el presupuesto, algo que ha desmentido de forma tajante Rivarés.

Por su parte, el aragonesista Asensio ha confirmado la buena sintonía con ZeC y se ha mostrado satisfecho con el 75% de la ejecución de las partidas propuestas por su grupo durante el presente ejercicio.