esquí

Todas las estaciones de esquí del Pirineo abren este fin de semana

Todas las estaciones de esquí del Pirineo oscense estarán abiertas a partir de este fin de semana, el último del mes de enero. Habrá más de 200 kilómetros esquiables.

El sector Panticosa, que se había visto obligado a retrasar su apertura, ha podido estrenar la temporada este viernes. El director de marketing de Aramón Formigal-Panticosa, Jesús Agustín, ha dado a conocer que las intensas nevadas que han caído en los últimos días han dejado más de un metro de nieve en pistas, pero la acción del viento ha obligado a realizar un intenso trabajo.

“Hoy viernes es el primer día de apertura de Panticosa” ha dicho Agustín, que ha añadido que “las últimas nevadas que han dejado más de un metro en algunas zonas nos han permitido abrir Panticosa, pero ahora toca mucho trabajo de máquina pisa-pistas por la gran cantidad de viento que hay”.

De momento, Aramón Formigal Panticosa cuenta con 74 kilómetros esquiables y 63 pistas; Aramón Cerler con 60 kilómetros y 51 pistas y Astún-Candanchú 73 kilómetros y 75 pistas. Estas cifras todavía pueden crecer, ya que el temporal remite pero la nieve va a seguir cayendo.

Puente de San Valero

Además, se espera que el buen tiempo previsto para el fin de semana favorezca la ocupación y las reservas, al igual que el puente festivo de San Valero.

A pesar de lo tarde que ha llegado este año la nieve, todavía quedan tres meses de temporada por delante y las estaciones oscenses confían en recuperar el terreno perdido.

En este sentido, el director de marketin de Aramón Formigal-Panticosa ha trasladado que “está claro que el máximo número de kilómetros esquiables que podamos abrir los abriremos y progresivamente en los próximos días iremos abriendo más pistas y más kilómetros, porque las previsiones meteorológicas siguen dando nieve”.

Aramón y Candanchú lanzan abono de temporada conjunto

El Grupo Aramón y la estación de Candanchú han presentado el abono de temporada más grande de España. Ambos se han unido comercialmente para lanzar una tarjeta conjunta, Ski Pirineos, un abono que sale a la venta este jueves 5 de octubre y que permitirá a los esquiadores deslizarse por más de 300 kilómetros de pistas.

Ski Pirineos es producto del acuerdo comercial de las estaciones de Aramón, pertenecientes al holding de la nieve que conforman Gobierno de Aragón e Ibercaja al 50 por ciento, y de Candanchú, la estación de esquí decana de la nieve en España.

El pase permite esquiar y disfrutar indistintamente en tres de los valles del Pirineo aragonés con estaciones de esquí: el valle del Aragón, donde se ubica Candanchú; el de Tena, con el dominio esquiable de Formigal-Panticosa; y Ribagorza, donde abre sus puertas la estación de Cerler.

Por 98 euros al mes

Los esquiadores que adquieran este abono de temporada de manera anticipada tendrán un descuento del 25 por ciento en la compra del pase, cuyo precio se ha establecido en 827 euros. La oferta estará vigente hasta el 6 de noviembre y permitirá adquirir este producto por 620 euros, que darán acceso a más de 300 kilómetros de pistas.

Los amantes del esquí podrán también fraccionar el pago del abono de temporada hasta en seis meses, pudiendo disfrutar del Pirineo por 98 euros al mes. Además, los clientes de Ibercaja podrán dividir el pago hasta en doce meses.

Las estaciones ofrecerán descuentos a familias numerosas, con un 5 por ciento adicional al precio de venta, y este año, como novedad, se pone en marcha un producto especial para las familias de cuatro miembros en las que se compren como mínimo dos forfaits de adulto combinados con los de niños. Para aquellos que solo pueden calzarse los esquís de lunes a viernes se mantiene el abono ‘días laborales’, que costará 399 euros.

Ski Pirineos lanza también el Season Pass Club, un club de ventajas exclusivas al que puede acceder todo el que adquiera el abono de temporada. Por 69 euros, sus miembros conseguirán múltiples beneficios, como dos forfaits de día para regalar y un alquiler de material de gama alta, así como cuatro pases de superdebutantes con los que obsequiar a quien deseen.

Liderar el mercado

Los detalles de la iniciativa se han dado a conocer en un acto al que han asistido el presidente del Gobierno de Aragón, Javier Lambán; la consejera de Economía, Industria y Empleo, Marta Gastón; y el máximo responsable de la entidad Ibernieve, Fernando de Yarza.

Precisamente Lambán, durante el evento, y según informa el Gobierno de Aragón por medio de una nota de prensa, ha hecho hincapié en la vocación con la que se crea este bono, la de “liderar el mercado nacional de esquí”.

Precisamente la extensión de las pistas, esos 300 kilómetros, es el argumento que ha esgrimido el presidente aragonés para resaltar el que, ha dicho, es “el primer dominio esquiable de España”.

Los retos que se asoman son, para Lambán, “competir con Los Alpes y el resto de estaciones europeas”.

Gastón, por su parte, ha valorado el largo trabajo emprendido para llegar hasta la creación de Ski Pirineos: 26 meses dedicados a desatascar situaciones que permanecían en litigio desde hace diez años.

Según ha señalado, la rentabilidad económica de la iniciativa se mezclará con la rentabilidad social.

De Yarza, por su parte, ha remarcado que el objetivo a medio plazo pasa por extender acuerdos como el ratificado hoy a otros proyectos.