exenciones

Sorteados los miembros de mesas electorales para las municipales, territoriales y europeas

El Ayuntamiento de Zaragoza ha celebrado este martes un nuevo Pleno extraordinario para realizar el sorteo que determinará la composición de las 880 mesas electorales para las elecciones municipales, territoriales y europeas del 26 de mayo. En la propia notificación que recibe la persona designada ya se adjunta un documento con las excusas que se pueden alegar al cargo. Para los comicios del pasado 28-A se admitieron en torno al 90% de las solicitudes de exención.

En total se presentaron unas 1.600 peticiones de dispensa, de las que solo 150 fueron rechazadas. La mayoría de los impedimentos que se formulan están relacionados con el cuidado de menores o ancianos, y también hay un elevado número de personas que acreditan tener un viaje programado y pagado antes de la notificación. Aún así, la Junta Electoral de Zona estudia caso a caso, por si se puede cancelar o es de bajo importe. Por ser residente de otra Comunidad Autónoma hay que acreditar que resulta muy gravoso desplazarse para formar parte de la mesa.

Hay algunas excusas que se aceptan de manera automática, como el tener una discapacidad mayor del 33%, pero la mayoría se tiene que deliberar. Una de las exenciones que también se acepta de forma habitual es la coincidencia de que a una persona le haya tocado ya tres veces seguidas formar parte de mese electoral, pero hay que guardarse el justificante del nombramiento para reclamar la dispensa, que por otra parte no es obligatoria a adoptar por parte de la Junta Electoral.

Sorteo mediante proceso informatizado

El sorteo se ha celebrado mediante procedimiento informatizado, con el que se han seleccionado a 14.080 personas, entre presidentes de mesa, vocales, suplentes y reservas (en la imagen superior de Ayuntamiento de Zaragoza, el alcalde (izda), el secretario municipal y técnicos de informática durante el sorteo).

De ellos, el día de las elecciones saldrán los 2.640 integrantes de las mesas electorales: 880 presidentes y 1.760 vocales. Concretamente, mediante el sorteo para cada mesa se designan un presidente y dos suplentes, dos vocales y cuatro suplentes, y siete reservas más para el caso en el que fallen los anteriores por las causas de fuerza mayor contempladas en la Ley electoral.

Así lo ha explicado la jefa del Servicio de Organización y Servicios Generales, Carmen Corral, quien ha concretado que en total hay 880 mesas electorales que se reparten en 149 colegios electorales.

Entre las personas susceptibles de ser designadas en el sorteo hay 502.650 electores extranjeros residentes en España y 17.506 electores españoles residentes en el extranjero.

El total de los electores extranjeros residentes en Zaragoza que pueden votar en las elecciones municipales son 3.632 y el total de los electores extranjeros residentes en la ciudad que pueden votar en las elecciones europeas asciende a 1.828, incluidos los británicos.

La nacionalidad más numerosa es la rumana con 2.068; seguida de franceses, con 274; 310 italianos; 77 ecuatorianos; 90 colombianos; 110 alemanes; 100 ingleses; 102 búlgaros; 150 portugueses; y 69 polacos.

Exigencias

Según la Ley Orgánica establece que la formación de las mesas compete a los ayuntamientos bajo la supervisión de las juntas electorales de zona. El presidente y los vocales de cada mesa se designan por sorteo público entre todas las personas incluidas en las listas de elecciones de la mesa correspondiente, que sepan leer y escribir y sean menores de 70 años.

Al presidente se le exige el título de Bachiller o Formación Profesional de Segundo Grado o, subsidiariamente, el Graduado Escolar o equivalente.

Del mismo modo, se ha procedido al nombramiento de dos suplentes para cada uno de los miembros de la mesa.

El censo en el que se ha basado el sorteo incluye todas las personas de entre 18 y 70 años, si bien los mayores de 65 pueden presentar alegaciones, que sepan leer y escribir y siempre cuando sean elegibles. Es decir, personas que puedan presentarse a las elecciones.

Además, Corral ha apuntado que las personas sordas o con cierto grado de discapacidad auditiva pueden presentar una solicitud para poder contar con un intérprete ese día.

Las familias con escasos recursos podrán acceder con más facilidad a exenciones fiscales

Folleto sobre las exenciones tributarias

El Ayuntamiento de Zaragoza ha acordado en el Pleno de este miércoles 26 de julio modificar el reglamento para acceder a exenciones en tributos municipales por parte de familias en situación económica complicada, con el objetivo de que las rebajas impositivas puedan alcanzar a 21.600 familias más. El pasado ejercicio sólo hubo 728 solicitudes de exenciones tributarias (fueron aprobadas, total o parcialmente, 596, un 76,21 por ciento), lo que se atribuye al excesivo rigor de los requisitos para acceder a ellas y a la falta de difusión de las mismas.

La concejal responsable de Derechos Sociales, Luisa Broto (ZeC), ha explicado que el pasado año el resultado de estas medidas de exenciones tributarias para familias con problemas económicos no fue el esperado. La partida estaba presupuestada con 2,8 millones de euros, pero finalmente sólo se concedieron 66.218 euros.

Este ejercicio de 2017 la cuantía presupuestaria se ha reducido a 1.196.000 euros y al mismo tiempo se ha modificado el reglamento para “abrir el espectro” de las familias con posibilidades de acceso a las exenciones, ha señalado Broto.

Las exenciones se aplican en tributos que “gravan el hogar”, según reza el propio reglamento, entre los que se encuentran el impuesto sobre bienes inmuebles (IBI), siempre que se trate de la vivienda habitual, el Impuesto sobre vehículos de tracción de mecánica, las tasas por ocupación de dominio publico y las tasas por prestación de los servicios de abastecimiento de agua, recogida, tratamiento de residuos, mantenimiento de cementerios y tarifas por prestación de servicios de saneamiento municipal.

Más familias con acceso potencial

La principal modificación para el establecimiento de los baremos de acceso hace referencia a la posibilidad de que familias de sólo dos miembros puedan disponer de las mismas bonificaciones que antes se reservaban a familias de cuatro miembros o más.

Los baremos se van a establecer según los niveles de ingresos de acuerdo con el número de miembros de la familia, de manera que sea más progresivo.

En el reglamento en 2016 se establecía que las unidades familiares eran de entre uno y cuatro miembros y la cantidad se incrementaba un 25 por ciento por cada miembro adicional desde el quinto en adelante.

Este año se considera que la unidad familiar es de uno o dos miembros y aumenta un 20 por ciento por cada miembro adicional, del tercero en adelante.

Además, se han rebajado las cautelas respecto al precio de mercado de las viviendas que ocupen las familias solicitantes.

Además, se han suprimido algunos otros requisitos. E el caso del impuesto sobre vehículos de tracción mecánica se incrementa en un nivel el tipo de vehículos beneficiarios de la ayuda, que serán para coches hasta un máximo de 15,99 caballos fiscales y para motocicletas el máximo pasa de 125 a 250 centímetros cúbicos. Esto supone unos incrementos económicos de 31,15 a 68,65 euros en coches y de 4,40 a 7,57 euros en motos. Esta ayuda corresponde al 50 por ciento del coste del impuesto.

Otro de los cambios es que el beneficiario deberá estar al corriente en el cumplimiento de sus obligaciones con la Hacienda Local del Ayuntamiento de Zaragoza “en el momento en que se realice la solicitud de estas ayudas” y no de forma previa a que se dicte la resolución de concesión como establecía el reglamento en 2016.

Emergencia social

Las modificaciones, que han sido aprobadas con los votos favorables de ZeC, PSOE y CHA, la abstención de C’s y el voto en contra de PP, pueden permitir el acceso potencial a las bonificaciones de 21.600 familias más, ha señalado el concejal de CHA Carmelo Asensio, quien ha solicitado una potente y eficaz campaña de promoción de estos beneficios fiscales, centrada sobre todo en los colectivos sociales más susceptibles de requerirlas.

Desde el PP, la concejal Reyes Campillo ha criticado que estas exenciones “subvencionan la propiedad”, a lo que la vicealcaldesa Luisa Broto ha respondido que de lo que se trata es de habilitar una herramienta para favorecer a familias con economías precarias, “que en su día accedieron a una propiedad y ahora tienen dificultades para mantenerla”.

Broto ha agregado que las bonificaciones son necesarias porque sigue habiendo emergencia social y porque es cada vez más habitual la figura de los trabajadores precarios, “personas que teniendo un empleo y unos ingresos regulares no pueden llegar a final de mes”.