IASS

Los trámites para solicitar la dependencia se simplifican para resolverlos en menos de seis meses

El Instituto Aragonés de Servicios Sociales (IASS) ha modificado el procedimiento para el reconocimiento de la situación de dependencia y el acceso a las prestaciones por dependencia, con el objetivo de que dentro de año y medio el proceso se solvente en menos de seis meses (plazo máximo marcado por la legislación), cuando en la actualidad la gestión en Zaragoza se prolonga más de ocho meses.
La medida entrará en vigor el 10 de junio y supone una simplificación de los trámites, que serán más rápidos y ágiles y se desarrollarán íntegramente por vía informática.
A partir de ese día ya no será necesario personarse físicamente para informarse sobre los requisitos para solicitar la prestación, que se hará por teléfono o telemáticamente, lo que permitirá reducir los plazos del procedimiento, así como también la documentación requerida.
El gerente del Instituto Aragonés de Servicios Sociales, Joaquín Santos, y el jefe del servicio de Coordinación de la Gestión de las Prestaciones, Óscar Embid, han presentado el contenido de la orden que ha salido publicada en el Boletín Oficial de Aragón este lunes 13 de mayo (imagen superior de Gobierno de Aragón).
El anterior procedimiento implicaba que los usuarios acudieran a los centros de servicios sociales primero para recibir orientación e información, posteriormente para presentar la solicitud y parte de la documentación y después para elaborar el plan individual de atención (PIA) y presentar el resto de la solicitud, lo que hacía que el procedimiento se demorarse sin posibilidad de acortar plazos, como ha explicado Óscar Embid.
Todo más fácil y rápido
El nuevo procedimiento se inicia con la petición de cita por teléfono (en adelante también por vía telemática), bien en los centros de servicios sociales o, en el caso de la ciudad de Zaragoza, en la Dirección Provincial del IASS. En esa llamada se le dará cita al solicitante y se le informará tanto del procedimiento como de la documentación que debe llevar para la entrevista con el trabajador social.
En la entrevista con el trabajador social se unifican los principales trámites: información y orientación, formalización de la solicitud, aportación de toda la documentación, indicación de las preferencias de servicios o prestaciones del solicitante e informe social sobre las mismas.
A continuación, un trabajador del IASS acude al domicilio del solicitante para llevar a cabo la valoración del grado de dependencia.
Y finalmente el solicitante recibe en su domicilio la resolución de dependencia y de los servicios o prestaciones que se le reconocen (bien en una resolución única o en dos resoluciones simultáneas).
Más intervención de los profesionales
La nueva orden flexibiliza las posibilidades de intervención de los profesionales del sistema de servicios sociales, que podrán intervenir en cualquier fase del procedimiento para emitir informes adicionales, observaciones o cualquier otra iniciativa que estimen oportuno.
El nuevo reglamento contempla que todo el procedimiento se tramitado por vía telemática, aunque este método no se aplicará de forma inmediata. Desde el 10 de junio, cuando entra en vigor, los expedientes seguirán haciéndose en papel. Pero desde ese momento y de forma progresiva se irá incorporando hasta su totalidad la tramitación informática para cuya implantación total no hay fecha concreta, según ha subrayado Óscar Embid.
La aportación de documentación en el procedimiento también se reduce. Si el usuario da permiso y gracias a la tramitación telemática, el IASS podrá consultar datos en poder de todas las administraciones necesarios para completar la solicitud (DNI, prestaciones públicas, catastro, agencia tributaria…) sin que el usuario deba entregar la documentación. Asimismo, se elimina la necesidad de algunos documentos que se venían exigiendo.
Los expedientes de dependencia, por la propia situación de las personas dependientes, suelen experimentar un gran número de modificaciones, bien por su situación personal o familiar, “que exigen una rápida respuesta por parte de la Administración”, ha precisado Embid.
Por ello, la orden introduce dos alternativas a la tramitación ordinaria: La modificación directa por parte del IASS en todos aquellos supuestos que no conlleven una modificación sustancial del régimen de la prestación que disfruta el usuario y la actualización de los datos en el expediente informático sin necesidad de modificar el PIA (plan individualizado de atención).
Garantías para los usuarios
El nuevo reglamento introduce también dos medidas con importantes repercusiones económicas para los beneficiarios: señala que solo se procederá a la disminución del grado cuando exista una mejoría real de la situación del dependiente (en el 2012 el Gobierno estatal endureció los baremos lo que provocó la reducción de los grados sin que el usuario hubiera mejorado).
Asimismo, la orden también establece que la revisión del PIA no podrá suponer una disminución de las prestaciones económicas que recibe el usuario cuando no se produzca una variación del grado ni de las condiciones de la prestación. Esta medida se lleva a cabo porque, las reducciones de prestaciones aprobadas en 2012 por el Estado conllevaban, en algunos supuestos de revisión de grado de dependencia, que pese a operarse un cambio en éste las prestaciones se reducían.
Por último, la orden publicada este lunes contempla que dado el gran volumen de solicitudes que se registran en la ciudad de Zaragoza (en torno al 43% del total de Aragón), será la Dirección Provincial de Zaragoza del IASS la que se encargue de toda la tramitación y no los centros de servicios sociales municipales.
Dos procesos en uno
El director del IASS, Joaquín Santos, ha explicado gráficamente que la implantación del nuevo sistema suponía “fundir en un solo proceso lo que ahora se hace en dos fases. Por un lado, se realiza la valoración de la persona que ha solicitado la prestación por dependencia. Por otro lado, ayuntamientos y comarcas revisan el expediente para hacer una propuesta de prestación. Ahora, esos dos procesos se funden en uno solo, con evidente beneficio para los usuarios”.
La medida supondrá incrementar las dotaciones materiales y humanas del IASS, “que asumirá más competencias”, ha indicado Santos, quien no ha querido precisar la cuantía presupuestaria que podrían suponer esos refuerzos.
Santos sí ha concretado que los planes del IASS apuntan a que en el plazo de 18 meses “podamos ponernos al día”, lo que significaría que la totalidad de los expedientes fueran tramitados dentro del plazo legal máximo de seis meses.
En la actualidad, en Teruel ya se está cumpliendo ese plazo, “en Huesca se está muy próximo a conseguirlo”, pero en Zaragoza la gestión se prolonga entre ocho meses y un año, ha indicado Santos.
Reducir las listas de espera
El responsable del IASS ha insistido en la necesidad de reforzar las capacidades de los servicios sociales en Aragón porque se produce un incremento paulatino de las solicitudes para prestaciones por dependencia (un 16% más a lo largo de la presenta legislatura), debido al envejecimiento de la población y al ‘efecto llamada’ por la mejora de las prestaciones y la agilización de las concesiones.
Santos ha informado de que actualmente hay 30.321 personas atendidas, 13.554 más que al inicio de la legislatura, si bien el mayor número de solicitudes, 7.130, se han recibido en el último año.

Actualmente 6.730 personas se encuentran en lista esperando la resolución, lo que supone un 54 % menos.

En el siguiente gráfico se resume el nuevo procedimiento para solicitud de prestaciones por dependencia:

El teléfono gratuito de atención a personas mayores comenzará a funcionar en junio

El teléfono gratuito de atención telefónica a mayores comenzará a funcionar el próximo mes de junio. Se trata de un servicio incluido en la Estrategia de atención y protección social para las personas mayores en Aragón diseñada por el Instituto Aragonés de servicios Sociales (IASS).

El teléfono de atención al mayor es un servicio preventivo dirigido, especialmente, a los aragoneses de edad avanzada que viven solos. Este servicio gratuito les proporcionará información, apoyo emocional e información sobre los recursos que el IASS pone a disposición de ayuntamientos y comarcas en todo el territorio aragonés, según ha informado en una nota de prensa el Gobierno de Aragón.

Se trata de un servicio de atención que pretende facilitar la autonomía y bienestar personal y prevenir situaciones de riesgo o de malos tratos que puedan sufrir las personas mayores, así como garantizar su bienestar emocional y seguridad, reducir su soledad y combatir el riesgo de aislamiento y exclusión social, promoviendo y favoreciendo su protección social.

Horarios de atención

La atención será inmediata, derivará de forma urgente los casos a los servicios de emergencia si fuera necesario, proporcionará información sobre los recursos sociales existentes, alertará sobre posibles casos de maltrato al mayor, ofrecerá atención emocional personalizada a las personas solas y para prevenir posibles suicidios.

La línea telefónica estará activa de lunes a domingo en horario continuado de 15.00 a 7.00 del día siguiente (de lunes a viernes) y las 24 horas del día en sábado, domingo y festivos, es decir, cubre el horario en el que no están abiertos los centros de servicios sociales.

Este teléfono está destinado a aquellas personas mayores empadronadas en la Comunidad que conservan su independencia en el hogar familiar y se encuentran en situación de riesgo de pérdida de su autonomía funcional y que carecen de apoyos suficientes de carácter social o familiar.

Conferencia

Este teléfono ha sido el tema principal de la conferencia impartida por el asesor técnico del IASS, Miguel Ángel Morel, “Nuevos programas y servicios de atención para las personas mayores en Aragón”, en el marco de las VI Jornadas de Convivencia de Aragón para mayores que se celebran en la residencia de tiempo libre de Orihuela del Tremedal entre este lunes y el jueves, 9 de mayo.

La consejera de Ciudadanía y Derechos Sociales del Gobierno de Aragón, María Victoria Broto, ha sido la encargada de inaugurar estas jornadas, que reúnen a más de un centenar de representantes de las juntas de gobierno de los hogares de mayores del IASS y del Consejo Aragonés de Personas Mayores.

María Victoria Broto ha agradecido en su intervención la labor que llevan a cabo las juntas de los hogares de mayores, representadas en las jornadas de Orihuela del Tremedal. “Los hogares de mayores mejoran la vida de los pueblos y de las personas, evitan que estén solas”, ha dicho la consejera.

También ha destacado el trabajo que realiza el Consejo Aragonés de Personas Mayores (Coapema) y las aportaciones que ha hecho al Gobierno de Aragón y que han permitido poner en marcha nuevas medidas y programas, algunos de ellos incluidos en la Estrategia de atención y protección social para las personas mayores en Aragón.

El Ingreso Aragonés de Inserción aporta de 491 a 736 euros mensuales a 17.000 personas

Unas 6.800 familias reciben el Ingreso Aragonés de Inserción (IAI), lo que supone en la práctica que 17.000 personas (el 30% niños) cuentan cada mes con entre 491 y 736 euros para ayudarles a salir de su situación de exclusión. De ellas, el 70% son de nacionalidad española, y el 67%, mujeres. Estos datos han salido a relucir en el acto de celebración de los 25 años de esta prestación, en el que la DGA ha querido reconocer la labor que realizan desde entonces los profesionales que la gestionan.

El presidente de Aragón, Javier Lambán, les ha hecho entrega de unos diplomas y ha mostrado su “reconocimiento y gratitud” porque “algunos trabajos requieren de una especial humanidad”.

También ha reconocido que tras la crisis “los gobernantes no estuvimos a la altura de las circunstancias, porque se atendieron antes las necesidades de los bancos, dejando por el camino heridas que tardarán en cicatrizar”.

Y por ello, tras la llegada al Ejecutivo autonómico en 2015 “decidimos ser líderes en políticas sociales”. “Teníamos buenos profesionales para ello”, ha dicho, por lo que “solo hacían falta decisiones políticas para que esta sabiduría se hiciera efectiva”.

Para ejemplificar este cambio, ha destacado que los convenios con el Ayuntamiento de Zaragoza en esta materia “han pasado de 6 a 16 millones de euros”, y que en estos momentos “el IASS cuenta con el mayor presupuesto de su historia”.

Nueva sede del IASS

Este acto ha tenido lugar en los antiguos juzgados de la plaza del Pilar, donde desde hace unos meses se han empezado a trasladar las distintas sedes de los servicios del IASS (excepto el Instituto Aragonés de la Juventud, que se mantendrá en su ubicación actual).

Por el momento trabajan 160 personas y en octubre, cuando terminen las obras de la segunda fase que están a punto de comenzar, lo harán el resto, hasta albergar una plantilla de 500 profesionales.

La consejera de Ciudadanía y Derechos Sociales, María Victoria Broto, espera que esta se convierta en “la casa de los servicios sociales, porque para nosotros es la verdadera casa de las personas que necesitan atención”.

También ha dado las gracias a los profesionales que se ocupan de su gestión por su encomiable labor. “En 2015 familias llevaban diez meses de retraso para recibirla, y en octubre de ese mismo año ya casi estábamos al día”, ha asegurado.

La Dirección Provincial del IASS atiende ya al público en antiguos juzgados de la plaza del Pilar

La nueva sede de la Dirección Provincial del Instituto Aragonés de Servicios Sociales (IASS), en el edificio de los antiguos juzgados de la plaza del Pilar, ha abierto este lunes 25 de marzo sus puertas al público, donde se llevarán a cabo allí las gestiones que sea necesario formalizar de forma presencial.

Hasta ese edificio se han trasladado los servicios que antes atendían en el paseo Rosales y el de Dependencia que se ubicaba en el paseo María Agustín, 16, mientras que Gerencia del IASS permanecerá en paseo María Agustín 16 hasta que se complete la segunda fase de obras, informa el Ejecutivo aragonés.

Los usuarios deben acceder al edificio por la puerta de la plaza del Pilar y deberán recoger número, tengan cita previa o no, en un ‘tótem’ electrónico que les indica la mesa de atención que les corresponde (en la imagen superior de Gobierno de Aragón, ciudadanos realizando gestiones en las nuevas dependencias).

El pasado día 20 de marzo comenzó a funcionar, dentro del nuevo sistema de atención, el teléfono de atención 976 70 17 05 en el que, por una parte, se resuelven posibles dudas o peticiones de información y, por otra, se dará cita previa si esta fuera necesaria.

Tanto el registro como el circuito de información se ubican en la planta calle del edificio, con acceso por la plaza del Pilar.

Nuevo sistema de atención telefónica en Servicios Sociales

El nuevo sistema de atención de la Dirección Provincial del Instituto Aragonés de Servicios Sociales (IASS) en Zaragoza, entra este miércoles en funcionamiento con la puesta en marcha de un teléfono de atención con el objetivo de agilizar los trámites e intentar dar una respuesta más inmediata al ciudadano.

Este nuevo teléfono de atención (976 70 17 05) está gestionado por Fundación DFA que servirá, por una parte, para responder las dudas o peticiones de información de los ciudadanos sobre los servicios y prestaciones que ofrece el instituto Aragonés de Servicios Sociales (en la imagen superior de Gobierno de Aragón, el nuevo centro y sus operarias, ya instalados en plaza del Pilar).

En el supuesto de que la consulta requiera de un trato más personalizado o no se pueda dar la información telefónicamente, al usuario se le asignará una cita para que sea atendido de forma presencial por un técnico, según informa el Gobierno de Aragón en una nota de prensa.

La atención al público de la Dirección Provincial del IASS comenzará el lunes 25 de marzo, en su nueva sede de la plaza del Pilar de Zaragoza en la que dos personas se dedicarán de forma exclusiva a atender las demandas de información de los usuarios, siempre que cuenten con cita previa.

El IASS contrata a 19 valoradores para tratar de aliviar las listas de espera de dependencia

El director gerente del Instituto Aragonés de Servicios Sociales, Joaquín Santos, ha explicado este miércoles 28 de noviembre que la plantilla fija de valoradores que elaboran los programas individualizados de atención de personas dependientes se ha incrementado en ocho personas (un 33 por ciento) y que, además, se ha contratado a otras diecinueve para acabar con la lista de espera, que ha subido especialmente en el último año.

Santos ha comparecido ante la Comisión de Ciudadanía y Derechos Sociales de las Cortes, a petición del PAR, para hacer balance de la actuación del IASS en materia de dependencia.

Ha precisado que en los cuarenta meses de trabajo bajo su responsabilidad, el número de personas atendidas ha subido en 11.708, siendo Aragón la segunda comunidad autónoma en porcentaje de incremento, duplicando la media estatal.

En Aragón el aumento de personas atendidas ha sido desde 2015 de un 12,79 % frente a la bajada del 5,92 % en el conjunto de España.

El director del IASS, Joaquín Santos, durante su comparecencia en las Cortes. Foto: cortesaragon.es

Esfuerzo

Se trata de un “inmenso esfuerzo”, y más teniendo en cuenta que se partía, según ha dicho Santos, de unos datos “horrorosos”, en tanto en cuanto “más de la mitad de las personas con derecho estaban sin prestación”.

Según sus datos, hay 6.260 personas en lista de espera de un PIA (Programa Individual de Atención), frente a los 14.883 del inicio de la legislatura, lo que supone una reducción de 8.623 (un 60 %) y eso a pesar de la “tendencia al alza” de la demanda, con más de 7.000 expedientes de solicitud abiertos, casi la mitad en el último año.

Para Santos, este incremento de la demanda se puede deber a las mayores expectativas de las personas de recibir una prestación o un servicio, lo que obligó a establecer en febrero un “plan de choque” que derivó en la contratación de estas 19 nuevas personas.

El director general del IASS ha destacado que la mejora en la cobertura se debe a que dos de cada tres nuevas prestaciones se han correspondido con servicios y no son ayudas económicas, lo que ha conseguido elevar del 48 al 61 por ciento la proporción de prestaciones de servicios.

Más servicios

De hecho, Santos ha recordado que cuando el PSOE llegó al Gobierno solo se podía elegir cinco de las nueve prestaciones de servicios previstas en la ley, y no había posibilidad de acceder a la teleasistencia, a la ayuda a domicilio, a las estancias nocturnas y a la promoción de la autonomía personal (PAP).

Este Gobierno las ha puesto en marcha “todas”, con 3.500 ayudas a domicilio, 500 en los PAP (el 6 % de las personas reconocidas con grado uno), 2.200 en los programas de teleasistencia y un servicio de estancia nocturna que ha cubierto todas las plazas en Zaragoza y se ha extendido ya a las otras dos capitales de provincia.

Dentro de los programas PAP, ha dicho, se han puesto en marcha equipos de trabajo en veinte centros de día y hogares de mayores que alcanzan al 70 % de la población, y también los denominados Cuidarte, para el apoyo emocional a cuidadores, con más de 2.500 personas atendidas.

Santos ha insistido en que el anterior Gobierno de España no cumplió, ni siquiera reconocía, el compromiso de aportar a las comunidades autónomas el 50 % del coste de la dependencia, y solo transfería el 15 % (31 millones de euros), con lo que la administración autonómica tenía que completar el resto.

Ha insistido, finalmente, en que va a seguir exigiendo “lo mismo” al actual Ejecutivo central.

El IASS contrata a diez educadores para un programa de atención socioeducativa para familias

El Instituto Aragonés de Servicios Sociales (IASS) ha contratado a diez educadores sociales para poner en marcha un programa intensivo de atención socioeducativa con familias con menores a su cargo en situación de desprotección.

Así lo ha anunciado este martes la consejera de Ciudadanía y Derechos Sociales del Gobierno de Aragón, María Victoria Broto, en el transcurso de la inauguración de un centro de día de Aldeas Infantiles en el zaragozano barrio de Delicias, el tercero que tiene la entidad en la capital aragonesa.

En el acto han estado presentes, entre otros, el presidente de Aldeas infantiles SOS España, Pedro Puig, y el gerente del Instituto Aragonés de Servicios Sociales, Joaquín Santos.

Familias en dificultades

Este programa nace al constatarse el incremento de familias con menores a su cargo que se encuentran en dificultades de diversa naturaleza que ponen a los menores en situación de riesgo o desamparo.

Estas dificultades requieren de una intervención socioeducativa intensa con el objetivo de evitar que la situación finalice en una separación de los niños de sus familias.

Este programa también trabajará con aquellos núcleos familiares en procesos de reagrupación familiar para reajustar la convivencia y facilitar la adaptación de los menores a su nuevo entorno familiar, social y cultural.

Por otra parte, se actuará de forma intensiva con aquellas familias con menores tutelados o en guarda por el Gobierno de Aragón para facilitar el retorno lo más rápidamente posible y que las familias recuperen cuanto antes las condiciones para poder tener con ellas a sus hijos.

Proceso participativo

Esta acción nace también de las conclusiones de la Mesa Técnica del Sistema de Atención a la Infancia y la Adolescencia, proceso participativo llevado a cabo el año pasado.

En estas conclusiones se estableció la necesidad de incrementar los recursos de atención preventiva a las familias en situación de riesgo y vulnerabilidad para evitar el desarraigo de los menores de su entorno familiar, social y comunitario.

La consejera ha cortado la cinta de inauguración del centro de día de Aldeas Infantiles junto al alcalde de Zaragoza, Pedro Santisteve. Broto ha recordado la colaboración del Gobierno de Aragón con esta entidad tanto en la concertación de plazas como en la aportación económica para la apertura de este nuevo centro de día.

La inauguración ha coincidido con la celebración este martes, 20 de noviembre, del Día Universal de los Derechos del Niño.

Consejo Aragonés de Personas Mayores e IASS lanzan un ambicioso plan para erradicar la soledad

El Consejo Aragonés de las Personas Mayores (Coapema) ha presentado este miércoles su nuevo proyecto “Abandonando la soledad”, un plan de acción que tiene como principales objetivos informar a los seniors sobre los riesgos de estar en soledad, crear grupos de intervención para prevenirla o realizar un estudio de la situación actual.

El proyecto, realizado conjuntamente junto al Instituto Aragonés de Servicios Sociales (IASS), arrancará con la celebración de doce actividades realizadas en doce centros de hogares de mayores diferentes, cuatro en cada provincia aragonesa.

Esta actividad estará abierta a todo el público, tanto voluntarios como seniors. En charlas de una hora de duración, los dinamizadores pondrán de manifiesto qué es la soledad, dónde está y qué se puede hacer para combatirla.

Durante esta formación, que también se proyectará en directo de manera online a todo el país a través de la plataforma Coapema Digital, se desarrollarán protocolos de actuación, se elaborará conjuntamente un manual del procedimiento del voluntariado y se llevarán a cabo diferentes actividades.

En cuanto a las actuaciones más concretas para las personas mayores, se les informará sobre los riesgos de la soledad y se promoverá, entre todos ellos, la participación en actividades asociativas de los centros, así como su introducción en las redes y entornos sociales.

Captar voluntarios

Otro de los objetivos de este ambicioso plan es el de seguir captando voluntariado de todas las edades. Por el momento, Coapema dispone de 240 personas voluntarias en todo Aragón, quienes serán los primeros en sumarse al proyecto. Asimismo, se publicará una oferta de ayuda y se seleccionará a los voluntarios, según su disponibilidad, actividad laboral o lugar de residencia para luego ofrecerles formación.

La misión, según ha especificado el presidente de Coapema, Javier Iriarte, es “descubrir de qué forma está la soledad, dónde está y que nos hace falta para erradicarla”.

Por su parte, el gerente del IASS, Joaquín Santos, ha señalado que “el Instituto Aragonés de Servicios Sociales lleva tiempo preparando esta estrategia conjunta”. Aunque las actuaciones más concretas se desvelarán en unas semanas, Santos ha afirmado que el IASS ha cedido 12 hogares sociales “para generar dinámica y poder colaborar lo máximo posible”.

Sin embargo, ha destacado que es necesaria la colaboración de los ayuntamientos y el Gobierno de Aragón puesto que son “los que están más cerca de estas situaciones de soledad”.

Ambas instituciones desarrollarán un vídeo-curso de 10 horas de duración para voluntarios que estará disponible en la videoteca de la plataforma y que será un compendio del itinerario formativo global.

Encuesta

Durante la realización del proyecto, tanto el Gobierno de Aragón como el Consejo de Mayores confeccionarán y repartirán unos cuestionarios para, posteriormente, investigar cuántas personas viven en soledad, en qué lugares afecta más o cómo la sufren. Una vez recogidos los datos, Coapema elaborará un plan de actuación para “luchar” donde más sea necesario.

Esta encuesta se repartirá a diferentes agentes colaboradores, entre los que se encuentran los Hogares el IASS, las Asociaciones y Centros de Personas Mayores, los voluntarios o las personas mayores que participen en las actividades.

El objetivo del plan es que participen alrededor de 1.000 mayores en las sesiones presenciales y unas 1.200 personas a través de la plataforma online. Igualmente, se esperan completar más de 1.000 encuestas y la participación de 500 personas en las grabaciones de las actividades.

Peligros de la soledad

Se trata, según ha declarado Iriarte, de un plan “muy ambicioso en el que llevamos trabajando dos años. Es tan sumamente amplio y completo que puede reportar muchísimos beneficios”. El presidente de Coapema ha agradecido, igualmente, el apoyo de la administración pública: “sin ellos no hubiera sido posible”.

Desde Coapema alertan de que “la soledad es factor de riesgo para la depresión, el deterioro cognitivo, la morbilidad y la mortalidad”, es por ello que “prevenir es la mejor receta ante cualquier problema”, tal y como especifican.

Aunque se trata de un proyecto que llevará a cabo su fase principal a partir de este mes de septiembre, cada provincia aragonesa ya ha acogido una sesión presencial de tres horas de duración en la que han participado asociaciones convocadas de cada zona así como personas voluntarias. A todas ellas ya se les presentó el plan y se les mostró el protocolo de actuación para la ejecución de las actividades.

Más de 21.500 personas se han beneficiado este año del IAI

Un total de 21.553 personas se han beneficiado este año, hasta el mes de julio, del Ingreso Aragonés de Inserción, un dato que contabiliza tanto a los titulares de la ayuda como a los miembros de sus familias.

Según ha informado el Gobierno de Aragón, el balance de la gestión que hace el gerente del Instituto Aragonés de Servicios Sociales, Joaquín Santos, es optimista, ya que se mantiene la gestión al día y se confirma una leve tendencia a la baja en cuanto al número de solicitudes.

Los datos confirman este hecho, ya que el número de perceptores en los meses de enero a julio han oscilado entre 7.000 y 7.178.

Lo mismo sucede en el caso de las solicitudes: “En el primer semestre de 2017 bajaron las solicitudes en un 5% respecto al mismo periodo del año anterior y en el primer semestre de este año han bajado un 2% respecto a 2017”, asegura Santos (en la foto superior, junto a la consejera de Derechos Sociales, Mariví Broto).

Así, el número de perceptores registrados en junio de 2018 (7.058) es un 9% inferior al registrado el año pasado (7.688).

Menos solicitudes, más perceptores diferentes

Este dato contrasta con la comparativa entre los meses de junio de 2017 y 2016 en la que se registró un 12% de aumento de perceptores.

Otro de los datos significativos es que, a pesar del descenso de solicitudes, ha aumentado el número de perceptores diferentes, siendo constantes las altas y bajas en el sistema.

Desde el IASS han relacionado esta situación con las circunstancias del mercado de trabajo y han apuntado que los titulares de las ayudas las cobran durante menos tiempo, algo positivo ya que es síntoma de que se está avanzando en la descronificación de la pobreza.

De esta manera, hasta el mes de julio se han registrado 7.795 perceptores del IAI diferentes.

En cuanto al apartado presupuestario, este año asciende a 52 millones de euros, tres millones más que el año pasado.

Aprobada la licencia de obras de reconversión de los antiguos juzgados para Servicios Sociales

El consejo de Gerencia de Urbanismo del Ayuntamiento de Zaragoza ha concedido este miércoles 25 de julio al Instituto Aragonés de Servicios Sociales (IASS) la licencia urbanística y de apertura para la reforma de los antiguos juzgados de la plaza del Pilar para sede del Instituto Aragonés de Servicios Sociales.

La adjudicación de los trabajos, presupuestados por 1.090.879 euros y que ejecutará la empresa Urbamed Infraestructuras, se hará oficial tras el plazo de quince días hábiles por recurso especial de contratación, después se formalizará el contrato para dar comienzo a los trabajos, cuya duración prevista es de 91 días naturales.

Además, se ha adjudicado, por 39.235 euros el contrato de dirección de obras a Magen Arquitectos, firma que también resultó ganadora del contrato de proyecto de obra formalizado en octubre del pasado año por más de 54.000 euros, informan fuentes del Gobierno de Aragón en una nota de prensa (en la foto superior de Gobierno de Aragón, la consejera de Derechos Sociales, María Victoria Broto (dcha), junto a la secretaria general del IASS, Eva Salas, y a la arquitecta del IASS, Esperanza Blanco, en el edificio de los antiguos juzgados de la plaza del Pilar).

Dos fases de obras

Se trata de la primera fase de obras de acondicionamiento para que los antiguos juzgados alberguen la Dirección Provincial del IASS y a sus 141 funcionarios, que empezarán a trasladarse al edificio a principios de 2019.”.

Mientras se trabaja en la planificación de la segunda fase de obras, cuyo proyecto ya fue adjudicado por 66.550 euros, el pasado mes de mayo, a Magen Arquitectos y se está pendiente de licitación de los de dirección y ejecución de obra.

En esa segunda fase se acondicionarán el resto de instalaciones que acogerán las direcciones generales del departamento de Ciudadanía y Derechos Sociales: Gabinete de la consejera; Secretaría General Técnica; Gerencia del Instituto Aragonés de Servicios Sociales; Instituto Aragonés de la Mujer; y las direcciones generales de Participación Ciudadana, Transparencia, Cooperación y Voluntariado; Protección de Consumidores y Usuarios, e Igualdad y Familias.

El volumen de funcionarios que se trasladarán a los antiguos juzgados es de unos 500 y únicamente permanecerá en su ubicación actual, el Instituto Aragonés de la Juventud, que se mantiene en la sede de Franco y López.

Las obras que se van a llevar a cabo (en la zona más nueva de los antiguos juzgados) se centrarán en la climatización de los edificios y en la mejora de la accesibilidad, un aspecto en el que se trabaja con CERMI (Comité Español de Representantes de Personas con Discapacidad), según dichas fuentes.