iniciativas

Apoyo municipal a iniciativas juveniles de grupos no formales

Los grupos de jóvenes de Zaragoza cuentan con una nueva herramienta para facilitar iniciativas colectivas culturales, de ocio, de participación ciudadana, voluntariado, solidaridad, promoción de la salud o un amplio abanico de ámbitos.

Se trata del proyecto Paraguas, que el Servicio de Juventud del Ayuntamiento ha puesto en marcha con la colaboración del Consejo de la Juventud de Zaragoza (CJZ) para dar cobertura a proyectos y actividades propuestos por jóvenes de entre 12 y 30 años.

El objetivo es dar respuesta a las necesidades de grupos de jóvenes -a partir de dos personas- que desean impulsar sus propias actividades pero que no están constituidos como asociación formal y carecen de los medios o de las facilidades para llevarlas a cabo.

El proyecto Paraguas se enmarca en el 4 Plan Joven de Zaragoza 2018-2021, que incluye el respaldo del asociacionismo informal y esporádico como uno de sus objetivos en el ámbito de Participación y Asociacionismo.

Apoyo logístico y ayudas económicas

El Paraguas ofrece información, asesoramiento, acompañamiento y seguimiento para llevar a cabo la iniciativa; facilita la gestión administrativa en cuanto a solicitud de espacios y permisos; y también préstamo de material e incluso apoyo económico, con pequeñas ayudas para gasto corriente si es necesario.

El Consejo de la Juventud de Zaragoza sirve como ‘paraguas jurídico’, haciendo uso de su personalidad jurídica para las cuestiones requeridas.

A través de este proyecto, los grupos no formales de jóvenes recibirán ayuda para organizar iniciativas no lucrativas de temáticas tan variadas como talleres de baile, juegos, actividades teatrales, poéticas, debates juveniles, acciones de voluntariado, campañas solidarias, reivindicativas o de sensibilización.

El presupuesto municipal es de 15.000 euros al año durante el periodo 2018-2021 que abarca el nuevo Plan Joven.

Harinera ZGZ realizará más de 50 actividades en primer cuatrimestre

Harinera ZGZ, el espacio de cultura comunitaria del barrio de San José, ha presentado su boletín de actividades para el primer cuatrimestre de 2019 con más de cincuenta actividades, talleres y proyectos. Abordarán disciplinas variadas como arte textil, circo, música o artesanía, entre otras. Al mismo tiempo, la entidad ha hecho balance de 2018, un año de impulso gracias a más de 200 actividades y 20.000 participantes y la apertura de dos nuevas plantas, que consolidan a este espacio de cultura comunitaria zaragozano como referente a nivel estatal e internacional.

Un año crucial en el que han conseguido situarse en el puesto número 51 de la clasificación anual que elabora el Observatorio de la Cultura de la Fundación Contemporánea y en el que han comenzado a albergar once proyectos residentes.

Una mirada al pasado a modo de balance y otra al futuro en forma de programación que han presentado este jueves 10 de enero el director general de Cultura del Ayuntamiento de Zaragoza, Saúl Esclarín, junto con Kira Rivarés y José Luis Blasco, del Colectivo Llámalo H; la diseñadora gráfica Sara Monerri y el coordinador de Harinera ZGZ, Diego Garulo (en la imagen superior de zaragoza.es).

Arte textil, circo, música, fotografía, teatro o danza son algunas de las propuestas de la programación del primer cuatrimestre de este espacio de gestión horizontal, que tiene como objetivo que nadie salga de sus actividades sin “mancharse las manos”.

Espacio de creación

Y es que, este singular entorno colaborativo del barrio de San José, ubicado en la antigua harinera, se basa en la premisa de ser no solo un espacio de consumo de cultura, sino también de creación comunitaria.

“A lo largo de este año la comunidad de la Harinera ha crecido, se han multiplicado las actividades y ha tenido un retorno social y cultural más allá incluso de lo que pensábamos”, ha explicado el director general de Cultura zaragozano.

Para Esclarín, la Harinera se ha convertido en el primer espacio municipal público de la ciudad que garantiza que la ciudadanía pueda “ejercer sus derechos culturales”, es decir, “participar en su gestión y crear, producir y validar su propia cultura”.

De esta forma, y bajo la premisa de que “otra forma de hacer cultura es posible”, la Harinera ha presentado su programación para los próximos cuatro meses, recogida en un boletín diseñado por Sara Monerri y centrado en el concepto “transformación”.

En total, más de cincuenta actividades, talleres y proyectos que abordan planteamientos tan singulares como el de “A ciegas”- un proceso de experimentación sensorial con los ojos cerrados-, los “Diálogos de aguja” de los talleres de bordado o el grupo abierto de reutilización de prendas de vestir y costura creativa.

La música seguirá teniendo un protagonismo importante en este cuatrimestre, con los proyectos impulsados por Orquesta Escuela, que incluyen el programa de música comunitaria “Sonemos juntos” o el nuevo “Coro experimental para Jóvenes Audaces” en el que es posible experimentar con la voz nuevos lenguajes poéticos.

“Los domingos jugamos en Harinera”, “Historia de un juguete viejo”, “Películas de papel”, “Cuéntole cuentos” o “Poegráficos” son algunas de las actividades destinadas a la infancia y la adolescencia, que tienen un importante peso en las propuestas culturales del centro.

Además, el proyecto “El vuelo del ibis rojo” acercará este cuatrimestre hasta Harinera ZGZ a unos 300 alumnos de diez centros educativos del barrio de San José y sus alrededores, para trabajar en torno al arte comunitario, la observación de la naturaleza y el cuidado del medioambiente.

Artes escénicas

Las artes escénicas vendrán de la mano del teatro comunitario y de los talleres de la Escuela de Circo Social, que además celebrará el día 23 de febrero “La fiesta del circo”, abierta a todos los públicos.

La reflexión y el diálogo en torno a la cultura comunitaria y a los nuevos modelos de gestión y transformación de la ciudad se plasmarán con la presentación del libro “Escuchar y transformar la ciudad” y proyectos como “Ágora Ciudadana”, “Gestionando la abundancia” o el ciclo de conferencias “La ciudad es para mí”.

Toda la información sobre las actividades está disponible en el boletín impreso que se puede encontrar en la propia Harinera y en diferentes centros y espacios culturales de toda la ciudad, así como en la página web y las redes sociales de Harinera ZGZ.

Unas actividades que despertaron el año pasado un alto grado de satisfacción, tal y como refleja la encuesta “emocional” realizada el año pasado, en la que la totalidad de los usuarios encuestados reconocieron que se lo habían pasado bien, un 96,7 % llegó a reírse y un 94 % conoció a alguien nuevo.

La actividad de este espacio se completa con las once residencias, con incorporaciones este año de La Escuela de Circo Social de Zaragoza, el proyecto Culturas Ciclistas Femenino Plural de La Ciclería, el estudio de diseño y comunicación La Dársena -que continúa después de haber sido seleccionado en la primera convocatoria- y los proyectos de fotografía, maquillaje y alfabetización visual Tropolab, Visaje y Chabi Foto.

Ideas que se unen a las de los que solicitaron dos años de residencia en la primera convocatoria: La Fabricadora, Pixel y Pincel, Pares Sueltos, Neme Mata, Mottainai ZGZ, Laura Guarnieri y Orquesta Escuela.

La lucha por la reapertura del Canfranc “no bajará la guardia”

Bajo el lema “El Canfranc: la lucha de un pueblo”, aragoneses y franceses se han reunido para pedir la reapertura y modernización de la línea originaria Zaragoza-Canfranc-Pau. Durante el acto, las coordinadoras franco-españolas por la reapertura han asegurado que la lucha colectiva no cesará hasta que el proyecto sea una realidad.

La Coordinadora para la reapertura del ferrocarril Canfranc-Olorón (Crefco) ha celebrado sus 25 años con una concentración este domingo, 15 de julio, en el municipio oscense, donde han mostrado un “optimismo moderado” ante el proyecto de reapertura de la línea internacional Zaragoza-Canfranc-Pau.

Así lo ha explicado el portavoz de Crefco, Javier Garrido, en declaraciones a Europa Press, quien se ha mostrado satisfecho de los trabajos e informes que se están desarrollando sobre la línea y ha deseado que “no se paren” para que pueda ser “una realidad”.

Bajo el lema “El Canfranc, la lucha de un pueblo”, centenares de personas se han dado cita este domingo, entre ellas, el consejero de Vertebración del Territorio, Movilidad y Vivienda del Gobierno de Aragón, José Luis Soro.

El objetivo de esta movilización ha sido doble ya que, por un lado, ha servido para celebrar los 25 años de Crefco, con un homenaje a todas aquellas entidades y organizaciones que promovieron movilizaciones antes del nacimiento de la Coordinadora.

Aniversario

La concentración también ha supuesto un reconocimiento a todos aquellos que, a pesar del paso de años, “siguen insistiendo” en la reapertura de la línea internacional y acuden cada año a la convocatoria de Crefco, que engloba a sindicatos, grupos ecologistas, asociaciones vecinales y ciclistas, entre otras (en la imagen superior de Europa Press, un momento del acto a la entrada del túnel ferroviario de Canfranc).

“Los 25 años pueden parecer algo negativo porque no hemos sido capaces de conseguir la reapertura en todo este tiempo, pero hay que estar satisfechos porque ya se está trabajando”, ha considerado el portavoz de la Coordinadora.

Por otra parte, ha hecho referencia al inicio de las obras de actuación urbanística en la plataforma de la Estación de Canfranc que, aunque no están vinculadas directamente con la recuperación del tráfico internacional entre Zaragoza y Pau, se vería muy beneficiado por estos trabajos.

Tren con retraso

La jornada de este domingo, organizada por Crefco junto a su homóloga francesa Creloc, ha contado con un photocall desde las 10.30 horas, en la entrada a la estación, con el objetivo de que todos los visitantes se pudiesen hacer una foto con el fondo del edificio histórico, aún con vías ferroviarias, porque estas van a desaparecer dentro de unos meses fruto de las citadas obras.

En el aparcamiento, ubicado junto a la boca del túnel internacional, ha tenido lugar el acto central reivindicativo. Javier Garrido se ha mostrado “medio contento” con la convocatoria, ya que el tren procedente de Zaragoza ha llegado tarde y algunos asistentes no han podido presenciar la concentración desde el principio.

En este sentido, ha deseado que se hubiesen desplazado hasta Canfranc más personas, aunque ha agradecido a todos aquellos que han llegado desde Zaragoza, Madrid, Valencia, Zamora y otras zonas de toda España para reivindicar la apertura.

Impulso de la Comisión Europea

A las obras en la plataforma de la Estación de Canfranc, se han sumado otras actuaciones que beneficiarán la reapertura de esta línea, según han informado desde Crefco.

Por un lado, se produjo un impulso cuando la región francesa de Nueva Aquitania reabrió 25 kilómetros de vía férrea. Desde el verano de 2016, los trenes franceses llegan a Bedous, ubicado a 33 kilómetros de la estación internacional de Canfranc.

También se ha puesto en marcha el grupo cuatripartito del que forman parte, además de Aragón y Nueva Aquitania, los gobiernos centrales de España y Francia. Esta formación consiguió fondos de la Unión Europea para desarrollar estudios y proyectos sobre la reapertura, que suponen un coste de 15 millones de euros.

A todo ello, se une que la Comisión Europea haya preseleccionado la reapertura del ferrocarril entre los proyectos que podrían recibir fondos europeos entre 2020 y 2027. Pese a estas buenas noticias, desde Crefco han defendido la necesidad de un acuerdo formal entre España y Francia.

Interés económico

Crefco ha añadido a sus reivindicaciones la importancia económica de la reapertura del Canfranc puesto que las empresas aragonesas que importan y exportan productos por ferrocarril se ven obligadas a utilizar itinerarios mucho más largos, pasando por Port-Bou o Irún donde, además, hay que trasbordar las mercancías por las diferencias en el ancho de vía entre España y Francia.

Por esta causa, algunas empresas se han visto obligadas a utilizar la carretera en lugar del tren. Si se produjese la reapertura del Canfranc con ancho de vía estándar europeo hasta Zaragoza, desaparecerían muchos de los actuales inconvenientes de las empresas aragonesas para exportar e importar.

Se calcula que el coste de la reapertura de la línea Zaragoza-Canfranc-Pau sería de unos 500 millones de euros, distribuidos entre Francia y España, han estimado desde la Coordinadora. La línea resultante, a pesar de ser de vía única, tendría una capacidad de entre 1,5 y 3 millones de toneladas.

Respaldo institucional

Por su parte, el alcalde de Canfranc, Fernando Sánchez, y el consejero de Vertebración del territorio, José Luis Soro, han lanzado mensajes de optimismo, ya que esta es una lucha “colectiva” que no cesará “hasta que la reapertura sea una realidad”.

En ese sentido, Soro ha resaltado que la Comisión Europea ha seleccionado el proyecto Canfranc como receptor del paquete de fondos 2020-2027.

Un contexto que desprende cierta esperanza, pero que ha de continuar remolcándose por el incesante empeño de los pueblos implicados a un lado y otro del Pirineo.

Y es que la reapertura se ha convertido en el objetivo de varias generaciones aragonesas y francesas por sus potenciales beneficios económicos, turísticos y medioambientales para ambos países.

La Universidad de Zaragoza traslada la celebración del Día de la Mujer para respetar la huelga

La Universidad de Zaragoza traslada su jornada de celebración del Día de la Mujer para respetar la convocatoria de huelga prevista para el 8 de marzo. El Observatorio de Igualdad de Género, del Vicerrectorado de Cultura y Proyección Social, ha organizado una sesión el viernes día 9 en Paraninfo para analizar una de las principales causas de la brecha salarial, la falta de corresponsabilidad, y el miércoles 7, en Huesca, revisará los fundamentos del lenguaje inclusivo.

El Observatorio quería profundizar en una de las principales causas de la brecha salarial, la falta de corresponsabilidad en la conciliación en la sociedad actual. Aunque no es la única ya que la atención a dependientes y al cuidado del hogar sigue siendo una tarea básicamente femenina, aseguran desde la UZ. “Las mujeres copan los empleos precarios y los trabajos a tiempo parcial, quedándose fuera de los complementos salariales por disponibilidad. También la falta de oportunidades para acceder a cargos directivos y de responsabilidad, donde los sueldos son más elevados, está en el origen de la diferencia de sueldos por sexo”, añaden.

Conciliación

La jornada de Zaragoza, titulada “Conciliación corresponsable: reorganización de tiempos de vida personal y de trabajo”, será inaugurada por la vicerrectora de Cultura y Proyección Social, Yolanda Polo Redondo, y la directora del Instituto Aragonés de la Mujer, Natalia Salvo Casaús, y la directora del Observatorio de Igualdad de Género, Pilar Arranz Martínez, a las 11 de la mañana en la sala Pilar Sinués.

Durante tres horas se revisará el marco jurídico de la conciliación, se repasarán las medidas más efectivas y se analizarán las causas de la brecha salarial, además de barajar las medidas que pueden ayudar a erradicarla.

Ruth Vallejo, decana de la Facultad de Estudios Sociales de la Universidad de Zaragoza; Ángel Dolado, juez de Juzgado de Familia nº 6 de Zaragoza; Pilar Maldonado, de la Oficina de transversalidad de género del Ayuntamiento de Zaragoza y Valle García de Novales, Secretaria General de la Asociación Directivas de Aragón, serán los protagonistas de una jornada para celebrar el día Internacional de la Mujer.