Ministerio de Defensa

El Hospital Militar amplía las consultas externas y el servicio de día a toda la semana

El Hospital de la Defensa ampliará el servicio de Día Polivalente y la atención de pacientes pasará de dos días a la semana a cinco, de lunes a viernes, según ha anunciado este martes el presidente de Aragón, Javier Lambán, en una visita al centro.

Este servicio funcionaba hasta ahora dos días a la semana en horario de mañana y ahora lo hará de lunes a viernes en horario de mañana y tarde, con lo que se evitarán hospitalizaciones innecesarias.

El Hospital de la Defensa pasó a considerarse un centro sanitario del Sector Sanitario II de Zaragoza en virtud de un convenio de colaboración con el Ministerio de Defensa que para el presidente está funcionando de una manera “impecable”, como referencia de unos 80.000 zaragozanos de los barrios de Casablanca, Valdepartera y el Seminario, que cuentan con un servicio “de una altísima calidad”.

Además, ha apuntado que se van a estudiar con el Ministerio y el hospital las posibilidades de uso de espacios del centro que están vacíos, aunque ha admitido que “quizá haya que esperar a tiempos mejores, cuando haya disponibilidades presupuestarias”.

No obstante, ha insistido en que esta cuestión se planteará “tarde o temprano”, dada la expansión que va a experimentar Zaragoza hacia el sur.

Además, ha señalado la buena voluntad que existe para resolver la “disfunción” que siempre produce la confluencia de dos administraciones, como este caso, y se ha mostrado seguro de que los desajustes que pueden producirse en la plantilla por jubilaciones se solventarán “sin ningún tipo de duda”.

Espacios vacíos

Lambán ha visitado el centro junto a la consejera de Sanidad, Pilar Ventura, acompañados por el general médico Manuel Cesáreo López, quien ha apuntado, respecto a los usos de espacios vacíos, que es una cuestión que se tiene que abordar por medio de un plan director y un proyecto común, que está “en pleno debate”, y que requiere personal y dinero de Defensa y del Salud, y no es fácil obtenerlo.

En todo caso, ha destacado la vocación de permanencia del centro y el objetivo de hacer lo posible por mantenerlo, para que se beneficie la población civil.

Por su parte, la subdirectora médica del Salud del hospital, Paloma González, ha asegurado que el sistema informático del Salud en la red de Defensa ha llevado un tiempo, pero se ha hecho “con éxito”, y ya está en funcionamiento “sin novedad” el sistema de citaciones y admisión.

Actualmente, en el hospital hay 148 profesionales del Salud del total de 525 trabajadores con los que cuenta el centro, pertenecientes a todas las categorías.

Instalaciones

El centro dispone de 136 camas funcionantes, UCI, cinco quirófanos, un hospital de día polivalente de 10-15 puestos, un hospital de día con cuatro puestos para el paciente crónico complejo y 10 camas de hemodiálisis.

El hospital cuenta además con servicio de Urgencias y, como característica distintiva, servicio de Medicina Subacuática (cámara hiperbárica, que es la única en Aragón y de referencia para otras comunidades) y la Unidad de Reconocimientos Periciales (tribunal médico para circunstancias relacionadas con las Fuerzas Armadas y la Guardia Civil), que en este caso cuenta con las especialidades de Psiquiatría y Psicología.

Según ha informado el Gobierno de Aragón, está prevista la creación de una consulta específica de heridas crónicas, que será atendida por personal militar perteneciente al equipo que trabaja con la cámara hiperbárica, y la ampliación del horario de consultas externas para permitir una mejor atención a la población.

El palacio de la antigua Capitanía General albergará con regularidad eventos culturales

El edificio de la antigua capitanía general militar de la plaza Aragón, propiedad del Ministerio de Defensa y sede de la Comandancia Militar, albergará iniciativas culturales impulsadas por el Ayuntamiento de la ciudad. Ambas instituciones ultiman la redacción de un convenio de colaboración para tal fin.

Así lo recoge en su cuenta de Facebook el concejal de Economía y Cultura del Consistorio zaragozano, Fernando Rivarés, quien asegura que en los próximos días se harán públicos el acuerdo entre Defensa y el Ayuntamiento, así como la programación cultural que se tiene previsto desarrollar en este espacio.

El edificio de la antigua Capitanía General se levantó entre 1879 y 1893, en una época de crecimiento de Zaragoza, en la prolongación del paseo Independencia hacia la plaza Pignatelli, hoy plaza Aragón. Presenta una planta irregular condicionada por la forma elíptica de la antigua glorieta. La fachada en piedra es una de las más logradas del neoclasicismo tardío zaragozano.

Su interior alberga numerosos detalles artísticos de corte ecléctico, entre los que destacan su patio, su escalinata y algunos de sus amplios salones.

Larga reivindicación

Tras la reorganización de las regiones militares, el edificio perdió hace ya tiempo su carácter de sede militar activa y el Ejército apenas sigue utilizando algunos de sus despachos. Por ello, la ciudad reclamaba la recuperación de este espacio como centro cultural y social.

A lo largo de la presente legislatura, el alcalde, Pedro Santisteve (ZeC), se había dirigido en varias ocasiones a la ministra de Defensa, María Dolores de Cospedal (PP), para solicitarle la cesión del palacio.

La insistencia del alcalde y sus colaboradores y la buena disposición del ministerio han permitido que finalmente las negociaciones hayan dado fruto y la antigua Capitanía “será un nuevo espacio cultural para la ciudad”, asegura Rivarés, quien añade que “ya estamos negociando una programación anual estable y su conversión parcial en co-sede de proyectos culturales del Ayuntamiento”.

Danza, música,literatura, teatro

El concejal precisa que se tiene previsto desarrollar iniciativas culturales relacionadas con la danza, la música, la literatura y el teatro, especialmente en el patio del edificio, en la escalinata y en el salón principal del primer piso, también denominado de Corte o de recepciones, con proyectos que pretenden ser “de acceso libre y adaptado”, indica Rivarés en su nota.

El responsable municipal de Cultura agrega que en las próximas semanas se dará a conocer la programación prevista, así como las condiciones del convenio pactado por el Ayuntamiento con Defensa, para concluir en tono eufórico que “la cultura gana un espacio nuevo e histórico en Zaragoza tras años de soñarlo, gracias a la colaboración institucional y el empeño municipal”.