presupuesto

ZeC, PSOE y CHA dotan con 22,6 millones a entidades sociales de la ciudad mientras PP y Cs se abstienen

Los grupos municipales de izquierda, ZeC, PSOE y CHA, han aprobado este miércoles en comisión extraordinaria de Economía la modificación de créditos por valor de 22,6 millones de euros con que el Ayuntamiento garantiza la financiación de los convenios y subvenciones a entidades sociales de la ciudad, así como la subida salarial retroactiva para este año 2019 a los trabajadores de la plantilla municipal. La medida propuesta por el gobierno municipal de Zaragoza en Común para atender las necesidades de estas entidades ante la falta de presupuesto municipal este año ha contado con la abstención de los grupos de la derecha, PP y Cs.

Además de las modificaciones de crédito en el presupuesto prorrogado de 2018 para cubrir la demanda de las entidades sociales, los grupos municipales han dado el visto bueno a otro cambio presupuestario de 1,1 millones de euros con destino a la renovación de la flota de vehículos del servicio de Arquitectura, para responsabilidades subsidiarias de la Policía Local y para cubrir tres partidas de los presupuestos participativos. A esta última medida se ha opuesto el PSOE.

El concejal responsable de Economía, Fernando Rivarés (ZeC), se ha felicitado por la iniciativa aprobada porque a su entender asegura la continuidad de la importante labor desarrollada por las entidades sociales en la ciudad.

Servicios infradotados

Rivarés ha negado que las modificaciones de crédito vayan a dejar sin financiación importantes servicios públicos como el transporte, la limpieza o la recogida de residuos, además de impedir el pago de los intereses de demora por créditos municipales, tal y como han criticado la representante del PP María Navarro y el del PSOE, Javier Trívez.

Éste último ha cifrado en “algo más de cinco millones” los recortes en servicios básicos para financiar a las entidades sociales.

Por su parte, Navarro ha asegurado que las modificaciones de crédito originaban “un agujero” en el presupuesto de servicios básicos, “pero ¿qué íbamos a hacer nosotros?, no nos podíamos oponer a que entidades sociales tuvieran financiación, por eso nos hemos abstenido”.

La concejala del PP ha insistido en que el problema de las entidades sociales debería haberse solucionado con un acuerdo de la izquierda para sacar adelante el presupuesto de 2019, “como han hecho los tres años anteriores”.

Mientras, el responsable municipal de Economía ha insistido en que las modificaciones venían avaladas por los informes de los servicios técnicos municipales y ha asegurado que “hay cero peligro de que se queden infradotadas determinadas partidas para servicios básicos de la ciudad”.

Rivarés ha añadido que en caso de que se produjera algún desajuste de ese tipo, “se solucionará aprobando el presupuesto la próxima Corporación en julio o septiembre”.

Riesgos

El concejal socialista Javier Trívez, a pesar de que su grupo ha acabado votando a favor las modificaciones para garantizar el funcionamiento del tejido social de la ciudad, ha criticado la elección de las partidas presupuestarias para cubrir las necesidades de las entidades ciudadanas.

El concejal socialista ha insistido en que hay más de 7,5 millones de euros sin ejecutar en el presupuesto de 2018 que podrían haberse extraído para dedicarlos a entidades sociales sin poner en riesgo la financiación de servicios básicos. “Con ese dinero se habría evitado detraer un millón de limpieza, otro millón de recogida de residuos o 3,5 millones de transporte”, ha insistido Trívez.

Por su parte, el concejal de CHA Carmelo Asensio, cuyo grupo ha respaldado los cambios presupuestarios, ha reconocido que algunos servicios iban a quedar con los presupuestos muy ajustados pero era necesaria la modificación para atender las necesidades sociales, algo que a su entender no hubiera ocurrido si se hubiera aprobado el proyecto de presupuesto para 2019, como respaldaban CHA y ZeC frente a la negativa de la derecha y de los socialistas que acabó paralizando las cuentas de este año.

La representante de Cs Sara Fernández ha justificado la abstención de su grupo ante los traspasos financieros hacia las entidades sociales, porque los consideran “un apaño” que supone “desvestir un santo para vestir otro”, en referencia a que las nuevas partidas procedían de dinero previsto para cubrir las necesidades de servicios municipales importantes.

El PSOE une su abstención al rechazo de la derecha para tumbar el presupuesto municipal

La abstención del PSOE se ha unido este viernes 15 de marzo al rechazo de los grupos de la derecha, PP y Cs, para tumbar el proyecto de presupuesto municipal, al salir adelante en la comisión de Hacienda sus enmiendas a la totalidad del documento, que ahora es devuelto al gobierno para que elabore un presupuesto alternativo, algo para lo que no hay tiempo antes de las próximas elecciones municipales del 26 de mayo. Es la primera vez en la historia democrática que decae un proyecto presupuestario municipal en Zaragoza y ahora se abre un periodo de incertidumbre sobre la realización efectiva de importantes medidas que afectan a miles de ciudadanos. La ciudad se ve obligada a funcionar con el presupuesto renovado de 2018, con lo que, entre otras cosas, quedan en el aire numerosas inversiones y los convenios con entidades sociales, cuyos representantes han protestado esta mañana a las puertas del Ayuntamiento reclamando la aprobación del documento financiero municipal.

La tensión en la calle por la incertidumbre presupuestaria se ha trasladado al salón de plenos donde se ha producido un duro debate, propio de la época preelectoral en que nos encontramos, lleno de acusaciones mutuas entre los grupos municipales, mientras los representantes del tejido social insistían en que el rechazo presupuestario suponía dejar en el aire 20 millones para financiar la acción social y ponía en peligro mil puestos de trabajo (en la imagen superior, el presidente de la FABZ, Manuel Arnal (dcha) protesta junto con otros representantes de entidades sociales a las puertas de la Casa Consistorial).

Lejos de satisfacer las pretensiones de los representantes de entidades, la comisión de Hacienda se ha iniciado con la propuesta del PSOE de retirada del presupuesto porque la decisión del Ministerio de Hacienda de imputar los 189 millones de la deuda del tranvía al Ayuntamiento convertía en “una falsedad” el proyecto presupuestario de ZeC, donde se contemplaban 84 millones de deuda del tranvía, sin que por tanto se superara el límite legal para solicitar créditos externos, por lo que en ingresos se preveían 31,2 millones provenientes de préstamos bancarios que ahora quedan anulados.

El concejal socialista Javier Trívez ha insistido en que la decisión de Hacienda invalidaba el documento presupuestario de ZeC y ha reclamado su retirada, propuesta que ha sido rechazada con los votos de todos los demás grupos municipales.

Enmiendas a la totalidad

Pero el voto de los grupos de PP y Cs no significaba que defendieran la gestión del proyecto presupuestario. Todo lo contrario. En el orden del día figuraba el debate de dos enmiendas a la totalidad del presupuesto, una de cada grupo, y su devolución al gobierno.

Al final, gracias a la abstención del PSOE, ambas enmiendas a la totalidad han sido aprobadas con los 14 votos a favor de PP y Cs frente a los 12 votos en contra de ZeC y CHA. Nunca hasta ahora había sido tumbado un presupuesto en el Ayuntamiento de Zaragoza.

Ahora, el proyecto se devuelve al gobierno, que debería elaborar un documento alternativo, pero sus integrantes (ZeC), y también CHA, sostienen que no hay tiempo material para elaborarlo antes de las próximas elecciones municipales del 26 de mayo.

Por tanto, la ciudad deberá seguir funcionando con el presupuesto prorrogado de 2018, lo cual impide, entre otras cosas, aplicar la subida salarial del 2,3% a los 5.000 trabajadores de la plantilla municipal, deja en el aire los convenios con las entidades sociales, inversiones en barrios, inversiones en vivienda, la universalización de la asistencia domiciliaria e incluso la gratuidad en el transporte público para menores de ocho años, partidas todas ellas contempladas en el proyecto presupuestario.

El PSOE se justifica

Por parte del PSOE, el concejal Javier Trívez ha justificado la postura de su grupo en el hecho de que “es mejor funcionar con el presupuesto prorrogado que con un presupuesto basado en mentiras”.

El representante socialista ha facilitado datos tanto en comisión como posteriormente en rueda de prensa para tratar de demostrar que con la prórroga se dispone incluso de más dinero en algunos apartados porque la imposibilidad de recibir créditos descarta “65 medidas previstas en el proyecto”.

Tanto el concejal de Hacienda y representante de ZeC, Fernando Rivarés, como el portavoz de CHA, Carmelo Asensio, han rechazado de plano su argumentación y han insistido en que descartar los presupuestos supone un grave perjuicio para la ciudad, obligada a renunciar a inversiones y a rebajar el nivel de las políticas sociales, entre otros muchos reveses.

El escenario que ahora se abre con prórroga presupuestaria está lleno de incertidumbres y cuestiona importantes acciones municipales que afectan a miles de ciudadanos.

A partir de las elecciones del 26 de mayo se planteará un nuevo escenario y la próxima corporación estará en condiciones de elaborar un nuevo presupuesto para 2019, aunque es muy probable que éste no llegue antes del mes de septiembre, en caso de que se propicie.

El PSOE pide la retirada del presupuesto y la dimisión de Rivarés

El PSOE pedirá la retirada del presupuesto de 2019 de la comisión extraordinaria de Economía y Cultura prevista para el 15 de marzo, que debe votar el apoyo a las cuentas, después de que la comunicación del Ministerio de Hacienda al Consistorio de la capital aragonesa confirme que, contando con los pagos pendientes del tranvía, se rebasa el límite legal de la deuda y no se puede acudir a créditos de los bancos.

Los socialistas han asegurado que se ha creado una “situación de especial gravedad” en el Ayuntamiento de Zaragoza y han instado al consejero de Economía y Cultura, Fernando Rivarés, a que “dimita” y a “pedir disculpas a los ciudadanos por tramitar el presupuesto consciente de que se asentaba sobre mentiras”.

El concejal de Economía del PSOE, Javier Trívez (foto superior), ha mostrado su “indignación” por “las maniobras” del consejero Rivarés para sacar adelante un presupuesto a sabiendas de que no iba a cumplir con los requisitos que marca el Ministerio de Hacienda y por lo tanto a sabiendas de que era “un engaño en toda la regla” a los ciudadanos de Zaragoza.

Un presupuesto “imposible”

Trívez ha reiterado su desacuerdo con el apunte de la deuda contable del tranvía, y por eso ha recordado que desde finales de 2015 reclamó a Rivarés que actuase ante el Ministerio de Hacienda para que las tesis del Banco de España que obligan al cómputo íntegro de la deuda no progresasen.

“Al final, la realidad demuestra que el consejero de Economía de la quinta ciudad de España es un bluf, que ha confeccionado un presupuesto imposible de ejecutar, que se apoya en 31,5 millones de créditos que no puede pedir, y que dejan a la ciudad sin inversiones y con el mismo encefalograma plano con que ZeC la ha mantenido estos cuatro años en los que a pesar de tener dinero no ha sabido ejecutarlo”, ha señalado.

El PSOE ha destacado que ha tratado de buscar soluciones para que las entidades sociales no se vieran perjudicadas ni con la prórroga ni con los retrasos que se derivan de la composición de las instituciones tras una cita electoral, que presentó 219 enmiendas al presupuesto por valor de 32,4 millones para “tratar de acomodarlo mínimamente a la realidad de la ciudad”.

ZeC, PSOE y CHA conversan sobre el presupuesto, que Rivarés confía en aprobar la próxima semana

Zaragoza en Común (ZeC) considera asumibles muchas de las 220 enmiendas presentadas por el PSOE a los presupuestos municipales. La principal dificultad estriba en el Plan de Vivienda, al que se oponen los socialistas, pero que ZeC está dispuesto a modificar. Los contactos de este grupo con CHA van más avanzados, por lo que el concejal de Hacienda, Fernando Rivarés (ZeC), espera que el próximo 15 de marzo se produzca en comisión la aprobación provisional de las cuentas municipales.

Rivarés ha precisado este jueves 7 de marzo que tras el estudio pormenorizado de las enmiendas presupuestarias del PSOE, han concluido que muchas de ellas son asumibles y ha subrayado que en ningún caso el gobierno municipal de ZeC contempla la posibilidad de que no haya presupuesto. “No me entra en la cabeza”, ha insistido de forma gráfica el concejal de Economía.

La principal diferencia entre ZeC y PSOE estriba en el Plan de Vivienda 2018-2023 auspiciado por la plataforma progresista y respaldado por 33 entidades sociales de la ciudad, que los socialistas rechazan y al que CHA ya ha otorgado su apoyo.

Rivarés ha señalado al respecto que el concejal de Vivienda, Pablo Híjar (ZeC), “lleva dos años negociando con los socialistas el Plan. Él ha cedido, pero el PSOE no se ha movido un milímetro”.

Optimista

A ese respecto, el concejal de Hacienda ha insistido en rueda de prensa tras la sesión del gobierno municipal (foto superior de zaragoza.es) en que el acuerdo sobre los presupuestos depende de que “los tres grupos implicados cedamos en nuestras posiciones. No puede ser que alguno pretenda imponer sus postulados a los otros dos”, en clara alusión a lo que desde ZeC se considera una postura intransigente por parte de los socialistas.

No obstante, Rivarés se ha mostrado optimista sobre el curso de los contactos y confía en que la próxima semana los tres grupos de izquierda alcancen un acuerdo sobre el presupuesto municipal, que demandan con insistencia las entidades sociales de la ciudad. Un acuerdo que “debe preservar la esencia programática de los tres grupos de izquierda que pueden respaldar el presupuesto”, ha sentenciado el portavoz del gobierno municipal.

El concejal de Hacienda ha informado de que mantiene contactos diarios desde hace varios días con el portavoz de CHA, Carmelo Asensio, y que desde este miércoles los ha iniciado con el concejal del PSOE Javier Trívez, con quien “voy a mantenerlos también a diario”, aunque por ahora no hay fijada ninguna cita negociadora entre los tres grupos que pueden otorgar el visto bueno al presupuesto municipal de 2019.

Cincomarzada multitudinaria, preelectoral y reivindicativa

El buen tiempo ha permitido que miles de personas se dieran cita este martes en el parque Tío Jorge para celebrar el 40 aniversario de la Cincomarzada. Bajo el lema “Cincomarzada. Reivindicación y Fiesta”, la jornada ha estado marcada por el ambiente político preelectoral, por las soflamas en contra del ICA y por las múltiples muestras a favor de la igualdad de la mujer y de la huelga feminista del 8-M.

Zaragoza tenía ganas de reivindicar después de que el año pasado la fiesta fuera suspendida hasta en dos ocasiones por la lluvia, y así lo prueba la multitudinaria afluencia al Parque Tío Jorge, epicentro central de la celebración, empujada también por un día primaveral y soleado con temperaturas superiores a los 20 grados (fotografía superior de zaragoza.es).

Amenizados por las tradicionales dulzainas aragonesas, las diferentes asociaciones de vecinos de la ciudad han desplegado sus pancartas con reivindicaciones de todo tipo: la mejora de la movilidad en Santa Isabel, menos listas de espera en la sanidad pública, la peatonalización del Casco Histórico, el derecho al descanso, la finalización de la reforma de la avenida Cataluña o una solución para la Estación del Norte, entre otras.

Se ha pasado de, en 1979, reclamar que el asfaltado se extendiera a zonas de la ciudad a las que no llegaba, a pedir mejores asfaltados, por lo que no todas las reivindicaciones caen en “saco roto”, aunque muchas sí que se repiten a lo largo de los años, ha reconocido el presidente de la FABZ, Manuel Arnal.

Tres reivindicaciones principales

Pero han sido tres las reivindicaciones que han marcado el 40 aniversario de la fiesta: las de la huelga feminista del 8 de marzo, el rechazo al Impuesto sobre la Contaminación de las Aguas (ICA) y la exigencia a los grupos municipales de aprobar el presupuesto de 2019, paralizado de momento por las objeciones del PSOE y con las entidades sociales como principales perjudicadas.

La casualidad ha querido que, precisamente cuando se leían estos puntos, que aluden especialmente al PSOE, la candidata de este partido a la alcaldía, Pilar Alegría, diera sus declaraciones.

Alegría ha felicitado a la FABZ por su labor y ha reiterado que fue un alcalde socialista (Ramón Sáinz de Varanda) quien recuperó la fiesta y que ellos siempre han recogido estas reivindicaciones, mientras que de la falta de presupuesto ha responsabilizado a ZeC por la baja ejecución de sus enmiendas.

El alcalde interviene, en presencia de la concejala de Participación, Elena G. Minat, y del presidente de la FABZ, Manuel Arnal. Foto: zaragoza.es

Escuchar a la ciudadanía

Por su parte, el alcalde, Pedro Santisteve, ha tenido su oportunidad en el escenario después del manifiesto de la FABZ, donde ha expresado que se reconoce “en la lucha por la mejora de nuestros barrios” y que “no hay nada que hacer” sin una “escucha activa” a los vecinos.

“Muchas gracias, mucho ánimo, mucha fiesta y mucha lucha”, ha concluido Santisteve ante los aplausos de una carpa casi repleta de asistentes.

También ha acudido el portavoz y candidato de CHA, Carmelo Asensio, quien ha destacado el significado del 5 de marzo por haber contribuido a construir “una ciudad mucho más amable” y ha animado a seguir reivindicando.

Distintas siglas pero todos han coincidido en una cosa: en su alabanza al movimiento vecinal y en la necesidad de seguir reivindicando.

El acto principal ha estado precedido de la llamada “Marcha de los barrios”, un paseo lúdico reivindicativo desde la Plaza del Pilar al Parque Tío Jorge, que ha acogido actividades hasta las 19 horas con un escenario infantil, otro para mayores y otro sin alcohol, además del principal.

El PSOE presenta 219 enmiendas al presupuesto de ZeC y se abre a apoyarlo si se las aprueban

El portavoz de Economía del PSOE en el Ayuntamiento de Zaragoza, Javier Trívez, ha presentado 219 enmiendas al presupuesto de 2019 con las que pretende mover 32,4 millones de euros y ha anunciado que lo apoyará si se las aprueban y el interventor dice que el documento es “susceptible de negociación”.

Así, entre la posibilidad de mantener una postura crítica y de oposición frontal al presupuesto o analizar si era posible una “transmutación saludable”, los socialistas han optado por esta segunda opción, si bien Trívez ha recordado en rueda de prensa que cabe la posibilidad de que Intervención manifieste que el proyecto no es “factible”.

Está previsto que ese pronunciamiento se produzca de cara a la Comisión de Economía del próximo 15 de marzo y desde el Grupo Socialista siguen manteniendo sus dudas respecto a la posibilidad legal de que el ayuntamiento se endeude por 31,5 millones de euros, como recoge el proyecto presupuestario.

La cifra total que el PSOE quiere enmendar supera con creces la planteada en años anteriores. Sin ir más lejos, supone casi el triple de la cantidad que movieron en el presupuesto de 2018, que fue de 12,5 millones, de los que Trívez ha denunciado que solo se han ejecutado “2 y pico”.

A este respecto, ha apuntado que esta no era una de las principales preocupaciones de su grupo, ya que se ha mostrado convencido de que “afortunadamente” no va a ser ZeC la que ejecute estas cuentas.

Supresión de partidas

Ha destacado también que, de las 219 enmiendas presentadas, solo 31 suprimen partidas existentes, mientras que el resto se limitan a minorar aquellas que a día de hoy cuentan con remanente.

Entre las que pretende eliminar sobresalen las relativas al Plan de Vivienda, en coherencia con el rechazo de los socialistas a este programa, y las del Plan de Barrios, que incrementó su dotación de 4 a 8 millones a petición de CHA y que el PSOE quiere sustituir por un modelo “más ambicioso” con 12,6 millones.

El resto de enmiendas inciden en el “rescate” de diversas políticas municipales, como el empleo, con 2 millones para un plan para parados de larga duración y menores de 30 años, y el de los mayores que viven en soledad, con un plan de acción valorado en 500.000 euros.

El “rescate” a la movilidad incluye 2 millones para movilidad eléctrica y compartida, mientras que el “rescate” a la cultura contiene medidas para captar grandes eventos, como la gala de los premios Goya, la celebración de un festival de música latina o una apuesta para conmemorar el vigésimo quinto aniversario del Auditorio.

Además, los socialistas añaden 1,2 millones para el desarrollo de proyectos de “Smart City” en materia de tuberías y semaforización inteligente.

Vivienda y barrios

En cuanto al “rescate” de la vivienda y de los barrios, en sustitución de los respectivos planes del equipo de gobierno, Trívez ha planteado invertir 9,1 millones en rehabilitación y recuperación, de los Grupos Sindicales, el doble de lo que recoge ZeC, mientras que las partidas de los barrios contemplan un plan de limpieza, la operación asfalto, recuperación de zonas verdes como el Parque Tío Jorge, acciones en aceras y en mejora del alumbrado.

Proponen también recuperar el proyecto inicial de reforma de la avenida de Tenor Fleta, con 2 millones para este ejercicio y un plurianual que llegaría hasta 8 millones en 2021 (en la foto superior, de izda a dcha, los concejales socialistas Trívez, Pérez Anadón (portavoz) y Aparicio).

Entre las partidas de las que piensa detraer fondos para estas enmiendas, además de los planes de vivienda y de barrios, ha señalado las relativas a la Sección Ciclista de la Policía Municipal, la ermita de Miralbueno, la adecuación de los pabellones de los barrios rurales o los 120.000 euros para un carril bici en la calle Fray José Casanova, que une Delicias con La Almozara.

El concejal socialista ha asegurado que con estas enmiendas no están condicionando la acción de gobierno, al mover únicamente el 4,19 por ciento del presupuesto, y ha apelado a la responsabilidad de todos los grupos políticos, en especial la de ZeC, que cree que mantiene una estrategia “contraria al acuerdo”.

Asociaciones vecinales alertan del “daño irreparable” para entidades sociales por falta de presupuesto

La Federación de Asociaciones de Barrio de Zaragoza (FABZ) y la Unión Vecinal Cesaraugusta han alertado del daño, “irreparable en algunas ocasiones”, que la falta de presupuesto municipal genera entre las múltiples entidades sociales, asociaciones vecinales, deportivas, culturales, de discapacitados y ampas, entre otros colectivos.

Ambas entidades han recordado que todos los grupos municipales son conscientes de ese daño que causaría la ausencia de presupuesto en el Ayuntamiento de Zaragoza para este ejercicio, por lo que les han instado a los 31 concejales a “algo tan sencillo como que se sienten para hablar sobre el presupuesto municipal”.

Labor social amenazada

El presidente de la Unión Vecinal Cesaraugusta, José Luis Rivas, y el presidente de la FABZ, Manuel Arnal, han recordado que el pasado 1 de febrero dieron lectura, durante el pleno municipal (foto superior), a un manifiesto consensuado entre 13 las federaciones y coordinadoras de entidades que representan al tejido social y vecinal de la ciudad.

En su intervención, José Luis Rivas, en representación de cerca de quince colectivos y entidades sociales, aportó el dato de que estos organismos sociales atienden a más de 100.000 personas y la falta de presupuesto “pondría en riesgo dicha intervención inabarcable por los servicios públicos”.

Rivas relató que el trabajo se hace por técnicos y profesionales y no tener presupuesto “obligaría a carecer de ellos y el tercer sector genera miles de empleos que no pueden ser sustituidos por voluntarios”.

Incomprensible

Por ello, instó a que todos los grupos actúen de forma “responsable” con la ciudadanía y aprueben los presupuestos que den continuidad a las acciones de las entidades sociales.

“Ni comprendemos ni compartimos que el acuerdo en este asunto no haya sido posible cuando a lo largo de esta legislatura se ha llevado una línea continuista”.

Rivas abundó en que aprobar los presupuestos garantizará una “mínima estabilidad ante la incertidumbre en la que las personas más vulnerables estarían en peligro y se socavaría el tejido social”.

Finalmente, exigió al Gobierno de ZeC la ejecución de las partidas presupuestarias en los tres primeros meses del año y la convocatoria de todas las subvenciones al abundar en que “afecta a todo el tejido asociativo de Zaragoza y no solo a las entidades”.

ZeC apela a la “generosidad” del PSOE para aprobar el presupuesto porque con CHA “no hay problema”

El 2019 ha empezado en la capital aragonesa sin presupuestos, aunque el Gobierno de Zaragoza insiste en que tiene “la mano tendida”, sobre todo a los grupos de izquierdas, Partido Socialista y Chunta Aragonesista. El alcalde Pedro Santisteve asegura que el borrador que ha elaborado su equipo de gobierno es la propuesta “más generosa” que se ha realizado a Partido Socialista y Chunta Aragonesista en lo que va de mandato y por ello confía en que salgan adelante. Al PSOE le pide que responda “con la misma generosidad” y con CHA, dice, “no hay ningún problema”.

La Ley de Capitalidad permite acortar los plazos de aprobación de las cuentas y, por tanto, tener más margen de negociación. Santisteve tiene claro que la ciudad necesita cuanto antes unos presupuestos y pide al PSOE que responda “con la misma generosidad”.

“Nosotros queremos que haya presupuesto y este es el año de la oferta más generosa a PSOE y CHA para que incluyan sus propuestas”. Apoyar el documento presupuestario, ha dicho Santisteve, “es contribuir al buen funcionamiento de la ciudad y que las entidades sociales puedan acceder a subvenciones y planificarse el año”.

Ejecución

El alcalde ha aseverado que ya se ha ejecutado en torno al 90% del presupuesto de 2018. “El dinero se invierte bien en recuperación del patrimonio, vivienda y derechos sociales”, ha subrayado Santisteve, quien asegura que su gobierno “seguirá trabajando hasta las próximas elecciones, aunque algunos estén ya en campaña”.

El alcalde se ha mostrado también proclive a mejorar las relaciones con el Gobierno de Aragón. Asegura estar “completamente abierto” e insiste en que le ha ofrecido diálogo “en todo momento” al presidente Javier Lambán “para hablar de lo que quiera, cuando quiera y como quiera”.  (en la imagen superior de zaragoza.es, el alcalde durante la presentación de la muestra fotográfica sobre el Mercado Central, momento en el que ha realizado las declaraciones)

Los logros de ZeC

El alcalde de Zaragoza, Pedro Santisteve, ha destacado que su gobierno “está sacando pecho” porque “nos estamos preocupando de muchas cosas”. Entre ellas, ha dicho, la situación de la mujer, la igualdad, la lucha contra la violencia de género, que los autónomos cobren en tiempo y forma… “Estamos haciendo una ciudad mejor”, ha agregado el alcalde.

Santisteve ha destacado como grandes temas de este nuevo 2019 el Plan de Vivienda, la movilidad, el medio ambiente, el desarrollo del transporte público.

El alcalde también ha recordado la rebaja del IBI para reducir los valores catastrales un 7%, lo que implicará una rebaja de entre un 3% y un 15% del IBI en Zaragoza, ha subrayado. “Nos preocupa atender a la ciudadanía, que mejore la calidad de vida y que Zaragoza sea una capital moderna, europea y que tiene en mente avanzar en derechos sociales y calidad de vida”.

La reforma del Mercado Central se encarece 663.000 euros

El Gobierno de Zaragoza ha aprobado este lunes 10 de diciembre la redacción de la modificación del proyecto de reforma del Mercado Central que implica una modificación del coste de la obra en 662.821 euros (algo más de un 9 % como preveían los pliegos de adjudicación).

Entre los motivos del incremento del precio figuran que la reparación del forjado está siendo más complicada de lo previsto debido al deterioro que presenta y que obliga a realizar un forjado nuevo con una losa de hormigón y la reparación de siete pilares metálicos que han aparecido rajados.

También se va a mejorar el sistema de climatización de los puestos, a reconstruir pináculos decorativos que se han encontrado deteriorados en la cubierta, a reparar cerramientos de ladrillos deteriorados y a adaptar los puestos de manera personalizada con los adjudicatarios para no tener que hacer modificaciones con posterioridad.

Por debajo del precio de licitación

Pese a que el precio final de la obra ascenderá a 8.846.631 euros, sigue siendo un 14 % inferior al precio de licitación (10.655.832,79 euros IVA incluido), debido a que en la adjudicación hubo una baja del 23,2 %, informan fuentes municipales en una nota de prensa. 

En la línea de promoción de los mercados y del pequeño comercio, y en concreto en el área de distribución, el Gobierno de Zaragoza, en su sesión del lunes 10 de diciembre, también ha dado luz verde al convenio a suscribir con Atades para el reparto a domicilio de productos alimenticios de mercados y áreas de influencia, recogido en el presupuesto de 2018 a propuesta de CHA.

El convenio, que tiene una dotación total de 225.000 euros, desarrollará actividades con Atades, Mercazaragoza, el Mercado Central, San Vicente de Paúl y Mercado Delicias y se enmarca en las estrategias de alimentación saludable y de distribución de mercancías mediante movilidad sostenible, contemplada en el Plan de Movilidad Sostenible (PMUS).

El Gobierno ha aprobado además someter a trámite de información pública el proyecto básico y de ejecución de las obras de rehabilitación del Parque Torre Ramona, incluido en los presupuestos a propuesta del PSOE, durante el plazo de 15 días hábiles a contar del siguiente a la publicación del anuncio en el Boletín Oficial de Aragón.

El proyecto, redactado por Sers Consultoría de Ingeniería y Arquitectura, contempla un presupuesto de 1.097.705,80 (IVA incluido). 

El PSOE se muestra reacio a negociar el borrador del presupuesto municipal de ZEC para 2019

El grupo municipal socialista no va a negociar el borrador de presupuesto de 2019 presentado por ZeC si no se incrementa el nivel de ejecución de las partidas incluidas por el PSOE en el actual presupuesto de 2018 y hasta que no se cuente con autorización administrativa por parte del Gobierno de Aragón y del Estado para solicitar los 32 millones en crédito externos que prevé el borrador del próximo año. El concejal socialista Javier Trívez ha subrayado esta mañana en rueda de prensa que “no se dan las condiciones para negociar el borrador de presupuesto”.

El representante socialista ha indicado que las enmiendas socialistas del actual ejercicio están ejecutadas “por debajo del 7%” y que antes de sentarse a negociar con ZeC su gobierno debe incrementar sustancialmente la gestión de las propuestas socialistas, “muchas de las cuales no cuentan ni con retención de crédito, lo que muestra una nula voluntad de ejecutarlas”.

Trívez ha explicado también que las cifras del borrador presupuestario “están en el aire”, porque en el capítulo de ingresos se prevén 32 millones por créditos externos, “pero ese endeudamiento todavía no cuenta con la autorización pertinente, por lo que no es seguro que el gobierno municipal pueda contar con ese dinero”.

A esto ha añadido el representante socialista que tampoco están asegurados los ingresos por venta patrimonial (en torno a diez millones) incluidos en el borrador de ZeC .

Ningún contacto

Trívez, que ha informado de que no han mantenido todavía ninguna negociación con ZeC ni hay prevista ninguna cita, ha insistido en que las conversaciones se iniciarán cuando el gobierno municipal ratifique los ingresos previstos para 2019, “en cuyo caso podremos negociar sobre un documento con visos de realidad”, y cuando se desarrolle la ejecución de las partidas presupuestarias del PSOE.

Respecto a este último dato, el concejal socialista ha puesto como ejemplo la posición de IU en las Cortes de Aragón, donde se niega a negociar el proyecto presupuestario de 2019 con el PSOE porque asegura que no se han ejecutado sus propuestas en 2018.
“Aquí nosotros mantenemos la misma postura, que por otro lado es lógica, porque si no se realizan esas partidas, no puede haber confianza entre socios”, ha sentenciado Trívez.

Por otro lado, el concejal socialista ha remarcado que pese a que otros grupos municipales ya han expresado su postura ante el borrador presupuestario presentado por ZeC, el PSOE “lo sigue estudiando” y que por otra parte su aprobación “depende en exclusiva de nosotros” (en la foto superior, Trivez, izda, junto Rivarés (ZeC) y Asensio (CHA), en la firma del acuerdo presupuestario de este año).