río

Las lluvias provocan una crecida extraordinaria del Ebro

Las precipitaciones registradas entre el martes y la pasada madrugada han provocado incrementos destacados de caudal en los afluentes de la cuenca alta del Ebro que se han trasladado ya al eje en Miranda de Ebro (foto superior), donde hoy el cauce alcanzará niveles extraordinarios y en Logroño hasta el medio día de mañana. En los próximos días se espera que la crecida llegue a Aragón y Zaragoza. La Confederación Hidrográfica del Ebro (CHE) ha realizado un aviso hidrológico por el incremento de caudales en la cabecera del Ebro (Híjar) y los afluentes de la margen izquierda de la zona burgalesa (Nela, Trueba, Jerea y Omecillo) y en menor medida los afluentes navarros. La intensificación de la precipitación entre el miércoles y la madrugada de este jueves ha provocado repuntes en el Ebro, Híjar e Izarilla y de forma destacada en el Nela en Villarcayo y Trueba en la estación de Medina de Pomar (en estos dos casos se ha alcanzado el umbral de aviso rojo) y también en los ríos Jerea y Omecillo. Actualmente, y al remitir desde primeras horas del día las precipitaciones, se están alcanzando los valores máximos de este episodio en estos cauces, informan fuentes del organismo de cuenca en una nota de prensa.  La Confederación Hidrográfica del Ebro, a través de su Comité Permanente de Avenidas, ha realizado hasta el momento (y sigue actualizando) avisos a los servicios de Protección Civil. Esta tarde el máximo de la avenida alcanzará Miranda de Ebro (Burgos) con caudales que se estiman de entre 800 y 900 m³/s (4,90 – 6,10 metros).  Se trata de predicciones con carácter dinámico ya que pueden variar en función de los datos observados y la evolución meteorológica, lo que hace necesario su actualización y un seguimiento de los caudales en tiempo real a través de la web www.saihebro.com, ya que no se puede descartar que se superen los escenarios previstos.  Este seguimiento se recomienda para el resto del eje del Ebro para los próximos días, donde se trasladará esta tendencia.  Los embalses de las zonas implicadas están participando en la gestión de este episodio reduciendo los caudales circulantes como es el caso del embalse del Ebro, que ha incrementado su volumen en más de 16 hm³, al reducir aguas abajo un caudal punta de hasta 400 m³/s.  Lo mismo ha ocurrido con los embalses del sistema del Zadorra, Ullíbarri-Urrúnaga (Álava), que han reducido el caudal máximo circulante aguas abajo (una punta de 250 m³/s), en beneficio, tanto de Vitoria, aguas abajo del embalse de Ullíbarri y de la propia Miranda de Ebro. Con esta modelización y con los datos observados por el Sistema de Ayuda a la Decisión (SAD) del SAIHEbro (Sistema Automático de Información Hidrológica) e Hidrología y Cauces, la Confederación ha seguido sus protocolos de vigilancia y seguimiento de forma coordinada y ha realizado los preceptivos avisos a Protección Civil.  Estos avisos siguen la línea de acción coordinada que recoge el Plan de Gestión de Riesgo

Limpieza del Ebro en la zona del Pabellón Puente durante dos meses

Las actuaciones de reposición de la escollera y limpieza del río Ebro en la zona del Pabellón Puente ya han comenzado y tendrán una duración de dos meses aprovechando los caudales bajos del río en periodo estival.

Los trabajos, encargados por Expo Zaragoza Empresarial y con el acuerdo de la Confederación Hidrográfica del Ebro, limpiarán los depósitos aluviales que permitan el paso del agua, a partir de 80 m3/s, por el vano izquierdo de la zona del Pabellón Puente.

La escollera existente, realizada con piedra para protegerse del agua y afectada por la avenida del río en el año 2015 y 2018, tenía un peso por unidad de 200 kilos.

La intervención que se está realizando contará con bloques de piedra con un peso aproximado por unidad de 1.000 kilos cuya función es proteger la geometría de la isla central.

Nuevo acceso

La escollera que protege las pilas de apoyo del Pabellón Puente -de 3.500 kilos de peso por unidad- se encuentra intacta en el lecho del río, han informado fuentes del Gobierno de Aragón.

Por otra parte, el aparcamiento de Expo Zaragoza Empresarial cuenta con un nuevo acceso por la avenida de Ranillas desde las inmediaciones de la Torre del Agua y el Palacio de Congresos, de forma que se elevan a tres las entradas y salidas al mismo desde esta vía, a las que se suma una cuarta desde la avenida Alcalde José Atarés.

El aparcamiento, abierto desde abril de 2011, cuenta con 2.200 plazas, de las cuales más de 700 están vendidas o arrendadas. Incluye un aparcamiento de rotación gestionado, en régimen de concesión, por la Fundación Disminuidos Físicos de Aragón (DFA).

Desactivado el Plan de Protección Civil por la crecida del Ebro

El Ayuntamiento de Zaragoza ha desactivado hoy el Plan Municipal de Protección Civil puesto en marcha el día 11 con motivo de la crecida del Ebro al disminuir el grado de riesgo y rebajarse el caudal del río a su paso por la ciudad, en torno a 1.400 metros cúbicos por segundo esta mañana.

El director del Plan y Consejero de Servicios Públicos del ayuntamiento de Zaragoza, Alberto Cubero, ha valorado la eficacia del operativo municipal y ha manifestado al personal de los servicios municipales implicados su agradecimiento por el trabajo desarrollado con motivo de esta situación de alarma.

Además, según han informado fuentes municipales, ha incidido en la tarea de gestión posriada que todavía hay que realizar para reponer en su funcionamiento todos los servicios, infraestructuras y equipamientos que han sufrido los efectos de la crecida.

En términos generales, la situación en Zaragoza está mejorando progresivamente a medida que desciende le caudal del río y la mayoría de servicios e infraestructuras han vuelto funcionar con normalidad, destacan las mismas fuentes.

Sin incidencias reseñables

Tanto la Policía Local como los Bomberos (foto superior) han informado de que en las últimas horas no se han producido incidencias especialmente reseñables, salvo algunos achiques de agua en algunos garajes y huecos de ascensores en zonas próximas al río, especialmente en La Almozara.

También se han normalizado los accesos a Monzalbarba y Alfocea, por lo que han finalizado los convoyes de paso a través del Campo de Maniobras de San Gregorio.

La principal tarea se centra ahora en inspeccionar los puntos que han sufrido los peores efectos de la riada, para valorar sus consecuencias.

Los puntos en los que los accesos aún siguen teniendo problemas hasta que desciendan más los niveles del Ebro y del freático son Torre Urzáiz, en Movera, algunos caminos del entorno del Parque Deportivo Ebro, la urbanización Doña Sancha (en La Almozara), y la residencia de ancianos de Monzalbarba.

Sin embargo, esta misma mañana ya se han abierto los accesos a las urbanizaciones de la carretera de Alfocea y del Camino del Mojón, en este mismo barrio rural.

Abre el Parque del Agua

En el Parque del Agua Luis Buñuel se encuentra abierta al público la zona Norte y en la zona Sur, más perjudicada por la subida del nivel freático, se trabaja vaciando las balsas y las zonas afectadas con la previsión de que puedan abrirse mañana, a excepción del aparcamiento de tierra, que presenta una capa de barro y habrá que esperar unos días para poder retirarla.

Los concesionarios de los diferentes negocios y actividades del Parque ya están trabajando para poner en marcha sus respectivos espacios, y el Circo Alegría ha vuelto a instalar sus carpas junto a la Torre del Agua, donde llevará a cabo sus representaciones.

Por su parte, el espectáculo de cabaret The Hole ha decidido mantenerse en el recinto ferial de Valdespartera, donde llevarán a cabo sus representaciones hasta que finalice su estancia en Zaragoza.

El Parque del Tío Jorge sigue cerrado al público, ya que el nivel freático sigue siendo alto y afecta a las raíces de los árboles. De hecho, esta noche ha caído otro pino y cabe la posibilidad de que haya más ejemplares afectados que puedan caer en los próximos días.

Ante esta situación, el Servicio de Parques y Jardines está trabajando sobre el terreno para devolver el parque a su uso normal en cuanto las circunstancias lo permitan.

Por otra parte, el Centro de Interpretación del Galacho de Juslibol recuperará su actividad en los próximos días, una vez que se repongan los elementos expositivos que se retiraron por la crecida y se limpien y habiliten las instalaciones.

Depuradoras funcionando

Las depuradoras de aguas residuales de La Cartuja y La Almozara están volviendo a ponerse en marcha, una vez que el caudal del Ebro está volviendo a sus niveles habituales, con la previsión de que hoy mismo recuperen su funcionamiento, mientras que los bombeos desde Malpica y el Vado del Ebro están todavía parados, pero el de Mercazaragoza ya se ha puesto en marcha.

El Servicio de Instalaciones Deportivas ha tenido durante todos estos días un pabellón municipal liberado y preparado para realojar a personas afectadas por la riada que no ha sido necesario utilizar, y ahora centra su trabajo en recuperar el uso en el Centro Deportivo Municipal y las piscinas de Monzalbarba, que ha sido el equipamiento más afectado.

En cuanto a los museos municipales, el del Puerto Fluvial ha seguido abierto al público funcionando sin incidencias, ya que está preparado para este tipo de eventualidades, y el Museo del Foro de Caesaraugusta está previsto que vuelva a abrirse al público el próximo sábado, una vez que se repongan a su emplazamiento los elementos expositivos y se repase el estado de todas las instalaciones de este equipamiento.

El nivel del Ebro sigue bajando y la crecida llega a Mequinenza

El caudal del río Ebro sigue descendiendo a su paso por la provincia de Zaragoza y la punta de la crecida extraordinaria ya ha llegado a Mequinenza, donde el pantano se encuentra desembalsando agua con cuatro compuertas abiertas desde el pasado sábado (foto superior del Ayuntamiento de Mequinenza).

Según los datos del Sistema Automático de Información Hidrológica (SAIH) de la Confederación Hidrográfica del Ebro, el río circula con un caudal de 926 metros cúbicos por segundo en Castejón (Navarra) y una altura de 5,18 metros; y alcanza los 4,12 metros a su paso por Zaragoza, con un caudal de 1.412,48 metros cúbicos por segundo; en ambos casos con tendencia descendente.

Fuentes de la Confederación Hidrográfica del Ebro (CHE) han explicado a Europa Press que desde los primeros episodios de lluvias del pasado 4 de abril los embalses de Mequinenza, Ribarroja y Flix se encuentran desembalsando agua, “con vertidos que han ido incrementándose en volumen”, hasta situarse en los 1.800 metros cúbicos por segundo en Mequinenza, favoreciendo un efecto de laminación de la avenida.

Normalidad

La alcaldesa de Mequinenza, Magda Godia, ha confirmado que la riada ha llegado a Mequinenza “con normalidad” y “muy controlada” gracias a las maniobras de desembalse realizadas.

Ha detallado, en declaraciones a Europa Press, que estas labores se iniciaron con dos y tres compuertas abiertas “y ahora, desde el sábado, funcionan cuatro compuertas” para dar salida al agua.

“No tenemos constancia de que haya habido ninguna afección ni ningún tipo de percance”, ha comentado, agregando que “con el Ebro no tenemos problemas”. “El único problema que tenemos es en la desembocadura del Segre y el Cinca, cuando en riadas normales los depósitos que arrastra el río se quedan en Mequinenza al perder velocidad y se depositan ramas, troncos y árboles que acaban modificando y alterando la lámina de agua limpia”, ha manifestado.

Se rompe una mota en Quinto, pero se excluye el desalojo vecinal

La rotura de una mota esta madrugada en Quinto hace temer que el agua de la crecida extraordinaria del Ebro pueda entrar en el casco urbano. Por ello, efectivos de emergencias están trabajando en la zona antes de que llegue la punta de la avenida, que podría pasar por el municipio esta noche. El alcalde de Quinto de Ebro, Jesús Morales, asegura que se ha descartado la evacuación de la población pese a la rotura de la mota

El alcalde ha precisado que las actuaciones se centran en reforzar un riego alto que hay en el municipio: “Creo que allí podremos parar el agua y, a lo mejor, no hay mayor problema”.

No obstante, ha incidido en que el caudal va a estar alto durante unas 24 horas, por lo que se han activado todos los dispositivos y efectivos de emergencias para asegurar la zona y por si fuese necesaria la evacuación de los vecinos, de momento, descartada.

Morales ha pedido a los vecinos que no circulen con sus coches particulares por la huerta del municipio para no dificultar el paso de las máquinas y vehículos que están trabajando en la defensa de las motas de esta población para minimizar los daños que pueda causar la crecida extraordinaria del Ebro.

En declaraciones a Europa Press, el alcalde ha asegurado que, a pesar de la rotura de una de las motas esta madrugada y de otra el pasado sábado, se ha descartado la evacuación de la población y ha indicado que, en todo caso, si se rompe el cordón de seguridad sería necesario trasladar a los vecinos de la zona más baja de Quinto a una zona más alta.

“El plan de evacuación total está descartado, no está ni sobre la mesa”, ha recalcado, para insistir en que si fuera necesario se desalojaría a los vecinos “de las cinco calles más hondas y próximas al río” a una parte más alta de la población.

Situación controlada

Serían “pocos vecinos y muy pocos con movilidad reducida”, de modo que la situación estaría “controlada” y “no peligraría la vida de nadie”, ha garantizado, para recordar que están trabajando en el municipio efectivos de la Diputación de Zaragoza (DPZ), Protección Civil, regantes, empresas locales y los vecinos que se están ofreciendo a colaborar en estas tareas.

Hasta el lugar, para ayudar en estas labores, ya se han desplazado maquinaria y efectivos de la Diputación Provincial de Zaragoza y también va a acudir a la zona personal de la Unidad Militar de Emergencias.

Cuatro camiones, una motoniveladora y una retroexcavadora de la Diputación Provincial de Zaragoza (DPZ) trabajan en Quinto para reforzar y mejorar las defensas que protegen el casco urbano de la riada extraordinaria del Ebro.

El servicio de Recursos Agrarios envió tres máquinas el sábado, pero este lunes, a petición del alcalde, se han mandado otros dos camiones y una retroexcavadora.

A lo largo de este episodio de avenidas, la DPZ ha puesto a disposición de los ayuntamientos afectados un total de 25 máquinas: 19 camiones, tres motoniveladoras, dos retroexcavadoras y una retroexcavadora mixta.

Por otra parte, los bomberos de la Diputación de Zaragoza están achicando caudales en dos puntos de la Ribera Alta: una granja de terneros de Remolinos y una zona del casco urbano de Sobradiel a la que entra el agua por un registro.

Además, los bomberos de la DPZ mantienen el dispositivo preventivo que desplegaron el jueves para atender las incidencias o las emergencias que puedan plantearse por la crecida del Ebro.

La carretera provincial VP-017 ha quedado cortada por la riada entre Alforque y Alborge. Por el contrario, se han reabierto la carretera provincial CP-3, que estaba cerrada entre Boquiñeni y Pradilla impidiendo el uso del puente sobre el Ebro, y la carretera provincial CV-601, que se cortó entre Huérmeda y Embid de la Ribera por la crecida del Jalón.

La alcaldesa de Pina descarta la evacuación general del municipio

La alcaldesa de Pina de Ebro (Zaragoza), Marisa Fanlo, ha descartado, de momento, la evacuación del municipio a causa de la crecida del río, cuya cresta llega este lunes 16 de abril a los municipios de la Ribera Baja.

“La evacuación no va a ser necesaria” menos que de “algún susto” alguna de las motas, que hace días soportan una gran presión por el alto nivel del río y las persistentes lluvias, ha explicado a Efe la alcaldesa.

Las personas con movilidad reducida y dependientes ya fueron evacuadas el domingo en previsión de un empeoramiento de la situación, y en cualquier caso la decisión final sobre el desalojo total deberá tomarse en la reunión del Centro de Coordinación Operativa (CECOP).

La Unidad Militar de Emergencias (UME) trabaja desde el sábado en el reforzamiento y recrecimiento de las motas que protegen el caso urbano del municipio.

La que parece que está más en riesgo es una mota de defensa del perímetro norte del pueblo, hacia Osera de Ebro, pero de momento “esta aguantando”, al igual que las que están más cerca del casco urbano, especialmente en el parque, que a pesar de que presentan “algunas rajas”, están resistiendo bien y, además, están siendo recrecidas por la UME.

Incertidumbre y nervios

Pero también por los bomberos de la DPZ y por los propios vecinos, que están “nerviosos”, según Fanlo, a la espera de cómo se desarrollen los acontecimientos.

Las previsiones de la alcaldesa es que finalmente se vean afectadas unas 450 hectáreas, aunque hasta que no baje el nivel del agua no se podrá hacer un análisis de los datos causados, algo que “va para largo”, ha lamentado.

Unos doce kilómetros aguas arriba de Pina se ubica Fuentes de Ebro, cuyo casco urbano no corre ningún peligro al distar unos tres kilómetros del cauce del Ebro.

No obstante, según ha explicado a Efe la alcaldesa de ese municipio, María Pilar Palacín, el río ha anegado ya unas 2.000 hectáreas, además de dañar de forma importante infraestructuras como caminos, acequias y sistemas de riego.

A su juicio, la riada de este año, que parece que en la Ribera Alta ha causado menos daños que la de 2015, ha afectado la misma superficie que entonces en la Ribera Baja. “Tenemos agua por todos los sitios”, ha reconocido.

Palacín ha hecho un llamamiento a la “valentía” de los habitantes de estas zonas para que digan “hasta aquí hemos llegado”. A su juicio, los pueblos ribereños “no pueden ser la escombrera de las ciudades”.

Pina de Ebro, única localidad en riesgo por la crecida del río

El consejero aragonés de Presidencia, Vicente Guillén, ha indicado que el nivel del Ebro no ha subido prácticamente desde este sábado, aunque los técnicos sí que esperan que lo haga durante la jornada del lunes 16 de abril, cuando se prevé que el pico llegue a la Ribera Baja, aunque “no más de 15 centímetros”.

Así lo ha explicado Guillén tras visitar las localidades zaragozanas de Alfajarín y Pina de Ebro, donde se centran ahora todos los esfuerzos, al ser la única en la que su casco urbano puede correr peligro de inundación (en la foto superior de Aragón TV se observa la riada que amenaza al casco urbano de la localidad).

La situación es “difícil”, ha reconocido, ya que el agua ha alcanzado una gran cantidad de hectáreas de los campos de la zona, pero sí que se ha cumplido el objetivo de que la riada no haya llegado a las poblaciones durante el paso de la crecida extraordinaria por la Ribera Alta y solo se mantiene la prevención en Pina.

Para ello, ha informado de que se continúan desarrollando trabajos de prevención en alguna de las motas de contención para evitar que el agua se canalice hacia el pueblo.

Momento del traslado en Pina de las personas impedidas. Foto: Cruz Roja Zaragoza

Traslado de personas

Un total de 33 personas con movilidad reducida o mayor grado de dependencia están siendo evacuadas en la localidad de Pina como medida de prevención ante la punta de la avenida del río Ebro que llegará este lunes a la zona.

Según ha informado el Ayuntamiento de la localidad, se ha decidido “trasladar preventivamente” a estas personas, pero han pedido “tranquilidad al resto de la población”, ya que se descarta una “evacuación general”. “Solo se van a evacuar a las personas con menor movilidad o una mayor dependencia”.

Asimismo, el Consistorio ha dicho que los trasladados permanecerán en viviendas de familiares o en residencias de la zona. La evacuación ha comenzado sobre las 20.00 horas y finalizará “antes de que llegue la noche”.

Centro de coordinación

Ante esta situación, se ha decidido el traslado del centro de coordinación desde Luceni, aguas arriba de Zaragoza, a Pina de Ebro, por lo que los 300 efectivos de la Unidad Militar de Emergencias (UME) y los otros 200 de la Diputación Provincial de Zaragoza, Gobierno de Aragón o Confederación Hidrográfica del Ebro pasan a actuar en la Ribera Baja, lo que “va a evitar afecciones a personas e inmuebles”, ha señalado.

Asimismo, el consejero ha informado de que se ha desalojado “voluntariamente” a cinco personas dependientes en Pina, de las 24 previstas, y ha reiterado que van a seguir contando con los servicios sociales de la comarca, el Ayuntamiento y las familias.

Eso sí, “evidentemente”, si la situación se complicara, se tomarían “otro tipo de decisiones”, que espera no llegar a tomar, ha añadido.

Por su parte, el consejero de Desarrollo Rural y Sostenibilidad, Joaquín Olona, ha reincidido en el hecho de que esta riada está siendo “muy diferente” a las últimas por la lentitud en el avance del río.

Por ello, ha instado a interpretar los caudales en este sentido y ha advertido de que, al contrario que en otros episodios similares, el Ebro va a mantener un nivel importante de agua durante mucho tiempo.

Rotura de una mota

Del mismo modo, ha querido lanzar un mensaje de tranquilidad a los vecinos de la zona después de la rotura, ayer, de una de las motas de contención, que según Olona formaba parte de las “hipótesis previstas” y que por ello ya se habían tomado previamente, el viernes, otra serie de decisiones para defender el núcleo de población.

La “prioridad absoluta”, ha subrayado, es defender las poblaciones, y seguidamente minimizar los daños en el ámbito agrícola, algo que confía en que sea posible lograrlo, al igual que se ha hecho aguas arriba de Zaragoza.

En este sentido, ha agradecido a los agricultores por su “generosidad” a la hora de poner “por encima de todo” dicho objetivo.

Desalojada la parte cercana al río del barrio rural de Alfocea

El consejero municipal de Servicios Públicos y Personal del Ayuntamiento de Zaragoza, Alberto Cubero, ha informado este viernes pasado, ante la evolución de la avenida del Ebro, que se ha procedido a desalojar la parte sur del barrio rural de Alfocea, “la más cercana al río”. Ya el sábado el Ayuntamiento ha informado que desde las 7:00 h de la mañana Alfocea está incomunicada y “se están realizando los trabajos necesarios para poder abrir un camino a la mayor brevedad posible”.

Los planes municipales contemplan iniciar los convoyes en cuatro horarios diferentes: 9, 13, 17 y 21 horas (fin de semana) y 7, 13, 15 y 19 horas (entre semana).

La medida se adopta después de que no haya servido el paso alternativo a través del campo militar de San Gregorio, en coordinación con la Delegación del Gobierno en Aragón y la UME, que pretendía evitar que el barrio quedara aislado y que los vecinos puediran salir hacia Juslibol.

Se prevé establecer una serie de convoyes, escoltados por vehículos militares en su tránsito por el campo de maniobras para evitar posibles peligros, que transportarán a los vecinos de Alfocea para que puedan acceder a la ciudad y disponer de sus servicios –sanitarios, comerciales, infraestructuras– a través de la avenida de la Academia General Militar.

El consejero municipal visitará Alfocea para conocer el estado de la zona junto a la consejera de Participación, Transparencia y Gobierno Abierto, Elena Giner.

Por otro lado, la mota de Juslibol ha sido reforzada y se han desalojado diferentes casetas y una granja, así como urbanizaciones en los barrios rurales en Movera y Peñaflor. Está previsto que la punta de la crecida llegue a la capital aragonesa en la mañana del domingo con “unos 2.500 metros cúbicos”, caudal “similar” al de la crecida de 2015, según ha dicho Cubero.

Los espectáculos de ‘The Hole’ y ‘El circo Alegría’ han sido trasladados al recinto ferial de Valdespartera. En principio se iban a celebrar en el Parking Sur de la Expo y la explanada de la Torre del Agua, respectivamente, pero la crecida del Ebro. Además, se ha suspendido el rastro durante este domingo.

El Parque del Agua Luis Buñuel permanece cerrado desde las 18.00 horas de este viernes hasta nueva orden, por lo que también se han suspendido todas las actividades recreativas y espectáculos programados que se habían organizado en la citada zona.

Precaución

Cubero ha destacado que este sábado tendrá lugar, a las 12.00 horas, la tercera reunión del Centro de Coordinación Operativa (CECOP), en la que participarán “diferentes servicios municipales, Gobierno de Aragón y la CHE” para “conocer las últimas novedades” y determinar los trabajos a llevar a cabo.

 

El concejal ha hecho hincapié en la importancia de cumplir con las indicaciones que se han dado desde Bomberos, Policía y Protección Civil, como “no acercarse al cauce del río, no sobrepasar los límites que se han establecido, no aparcar los vehículos en las zonas colindantes y desalojar los que hay en garajes de Vadorrey, la Almozara y el Actur”.

En este momento, el Ebro a su paso por Castejón, en Navarra, lleva un caudal de 2.417 metros cúbicos por segundo y una altura de 7,49 metros. Asimismo, en la capital aragonesa, el río presenta un caudal de 1.800,56 metros cúbicos y una altura de 4,89 metros.

Cerrado el Parque del Agua y Museo del Foro por la crecida del Ebro

La crecida del Ebro a su paso por Zaragoza ha obligado a cerrar el Parque del Agua y el Museo del Foro Romano y a suspender el Mercado Ambulante de La Almozara previsto para la mañana del domingo y las sesiones del espectáculo “The Hole Zero”, ubicado en el aparcamiento Sur del recinto de la Expo.

Según ha informado el Ayuntamiento de Zaragoza, así se ha acordado en la reunión que a mediodía han mantenido los diferentes servicios municipales afectados por la crecida del Ebro, presidida por el consejero de Servicios Públicos y Personal, Alberto Cubero, en la que se ha analizado la situación y el resultado de las medidas adoptadas y recomendaciones a toda la ciudadanía.

Se prevé que la crecida pueda tener características y afecciones parecidas a las del año 2015, cuando alcanzó un caudal de 2.400 metros cúbicos por segundo y una altura del río de 6 metros a su paso por la ciudad.

Ante la llegada de la punta de la avenida a Zaragoza la noche del sábado al domingo, se ha analizado el refuerzo de la mota de Movera, de manera preventiva, y las afecciones en los accesos a Alfocea y Monzalbarba, así como a las zonas que ya han sido desalojadas, que cuentan con control de Policía Local y Bomberos, y las riberas del Ebro con carácter general.

Actividades suspendidas

El Parque del Agua es una de las zonas de la ciudad donde se van a producir afecciones significativas, al estar diseñado como zona inundable, y a la vez que se trabaja en proteger instalaciones y evitar daños, se ha acordado su cierre y el de todos sus accesos, salvo para el personal de seguridad y emergencias y trabajadores del propio parque.

Como consecuencia de esta medida se suspenden todas las actividades y actuaciones que estaban previstas en el Parque del Agua durante el fin de semana en todos los recintos y concesiones del Parque.

La única excepción es la actividad ferial prevista en el recinto del Palacio de Congresos de la Expo, que de momento se mantiene, aunque todos los aparcamientos del Parque del Agua, salvo el de pago de la Expo, estarán cerrados.

Además, se advierte a la ciudadanía del peligro que conlleva acercarse a las orillas del río y a las zonas inundables, tanto en el Parque del Agua como en el resto del cauce, por la fuerza de arrastre del agua y por el propio estado de las orillas, también afectadas por las lluvias de los últimos días.

También se ha reforzado la mota de Juslibol junto al Parque del Agua, así como el acceso al camino del Galacho de Juslibol, para evitar posibles afecciones al Parking Norte de la Expo. El centro de interpretación también se encuentra cerrado.

Por otro lado, también se ha acordado suspender la celebración del Mercado Ambulante de La Almozara, prevista para el próximo domingo, así como las sesiones del fin de semana del espectáculo “The Hole Zero”, cuya carpa está instalada en el recinto del Parking Sur de la Expo, ya que se prevé que toda esta zona se verá directamente afectada por la crecida.

Trasladado a Valdespartera

La productora LETSGO se ha visto obligada a suspender las funciones del espectáculo “The Hole Zero” del fin de semana y del próximo miércoles en Zaragoza por la crecida del Ebro y retomará las sesiones a partir del jueves, al trasladar la carpa desde el recinto de la Expo a Valdespartera.

Las funciones de este fin de semana -viernes 13, sábado 14 y domingo 15 de abril- y del miércoles 18 de abril se han tenido que cancelar y se reanudarán el próximo jueves 19 de abril en esta nueva ubicación.

Según ha informado la productora, el público por la suspensión de estas sesiones será reubicado en otras funciones.

La productora se pondrá en contacto con todos aquellos que compraron sus entradas a través de la web y quienes lo hicieron en taquilla podrán gestionar la reubicación a partir de mañana sábado por la tarde en la habilitada en Valdespartera.

LETSGO lamenta las molestias ocasionadas y espera que el público continúe disfrutando de este espectáculo desde el próximo jueves hasta el 13 de mayo.

Una mujer observa la crecida del Ebro desde el paseo Echegaray. Foto: zaragoza.es

Desalojo de viviendas

Con carácter preventivo esta mañana se han desalojado varias viviendas en la zona de la Huerta de Movera, concretamente en las urbanizaciones de Torre Carretón, Torre Peirona y Torre Virreina Urdán, que se suman a las desalojadas ayer.

Los servicios municipales también estudian las acciones a tomar en el caso de que, como sucedió en la crecida del año 2015, se quede aislado el barrio rural de Alfocea, para garantizar en todo momento la seguridad de las personas con el objetivo de que, si es posible, puedan permanecer en sus viviendas habituales.

También como consecuencia de la crecida del Ebro se ha decidido cerrar al público el Museo del Foro Romano, ya que sus instalaciones se verán afectadas por las aguas del freático del río, mientras que el Museo del Puerto Fluvial, que ya está diseñado previendo las posibles crecidas del Ebro, de momento se mantiene abierto.

Para los próximos días 27, 28 y 29 de abril está prevista la celebración en Zaragoza de la recreación histórica de Los Sitios, pero se trasladará de la ubicación inicialmente prevista, el parque de Macanaz, a otras zonas más elevadas.

El Ayuntamiento de Zaragoza pide que se respeten escrupulosamente las señalizaciones de prohibición de accesos instaladas tanto por la Policía Local como por los demás servicios municipales, así como las indicaciones de agentes y personal de Policía, Bomberos y Protección Civil.

La avenida extraordinaria del Ebro llega este viernes a Aragón y podría obligar a evacuar poblaciones

La Comunidad aragonesa se prepara para recibir una avenida extraordinaria del Ebro a partir de este viernes, que podría obligar a evacuar poblaciones. En Zaragoza capital, la punta máxima se prevé para el domingo y podría rondar los 2.500 metros cúbicos por segundo.

Así lo han explicado el consejero de Presidencia del Gobierno de Aragón, Vicente Guillén, y la directora general de Justicia e Interior del Ejecutivo autonómico, María Ángeles Júlvez, tras participar en la segunda reunión del Centro de Coordinación Operativa con motivo de esta riada, en la sede del 112 Aragón.

Júlvez ha precisado que la crecida llegará a Novillas, primer municipio ribereño del Ebro en la Comunidad, “no antes de las tres de la tarde” de este viernes por lo que “tenemos 24 horas para que toda la planificación se haga de forma tranquila, ordenada y no genere más alarma social de la necesaria”.

Por su parte, el consejero de Presidencia ha indicado que se ha activado el nivel 2 de emergencia, que implica solicitar a la Delegación del Gobierno en Aragón que esté activada la Unidad Militar de Emergencias (UME), igual que el resto de medios de todas las Administraciones, local, autonómica y del Estado, en este último caso a través de la Confederación Hidrográfica del Ebro (CHE).

Consecuencias como la riada de 2015

Guillén ha indicado que “las cosas han ido a peor” y esta avenida extraordinaria “va a tener consecuencias similares a la 2015” por lo que “el nivel de alertar de las poblaciones afectadas tiene que ser máximo, como ya está en las Administraciones”.

El consejero ha detallado que “lo duro va a empezar la noche del viernes y continuará hasta el domingo, que es cuando la punta máxima de la crecida llegará a la ciudad de Zaragoza”.

Guillén ha señalado que “hay riesgo para poblaciones y todas las evacuaciones que se tengan que hacer se harán de manera coordinadora a través del 112”. Con esta finalidad, se va a celebrar este jueves, a las 18.00 horas, una reunión con los alcaldes de los 30 municipios ribereños del Ebro en Aragón.

Al respecto, la directora general ha apuntado que los municipios que más preocupan son los tres primeros, Novillas, Boquiñeni y Pradilla (en la foto superior de Aragón TV, su caso urbano amenazado por la riada). Asimismo, ha dicho que este jueves se van a iniciar las evacuaciones de granjas y de ganado de explotaciones próximas al cauce y que “pueden correr peligro”.

Colaboración ciudadana

Por lo que se refiere a las poblaciones, ha comentado que se abordará en la reunión con los alcaldes ya que los acuerdos que se adopten derivarán en acciones “que tienen que ser coordinadas”.

El consejero ha incidido al respecto en la necesidad de que haya “coordinación absoluta” entre todas las Administraciones, al tiempo que ha pedido “toda la colaboración posible” de la ciudadanía y de los afectados porque “no hay que alarmar, pero viene una riada grave”.

Guillén ha precisado que esta tarde se van a aportar a los alcaldes de los municipios de aguas arriba y aguas abajo del Ebro “todas las explicaciones oportunas” y también se analizarán las acciones que se han de desarrollar “para salvaguardar a las personas, los bienes y las infraestructuras de los municipios”. Ha añadido que el Centro de Coordinación Operativa se volverá a reunir este viernes.

La directora general de Justicia e Interior del Ejecutivo autonómico ha explicado que la CHE ha trasladado que las motas aguas abajo del Ebro “no presentan problemas”. El organismo de cuenca las está supervisando.

Precipitaciones

Asimismo, el Departamento de Desarrollo Rural y Sostenibilidad del Gobierno de Aragón se ha puesto en contacto con la CHE “para prestar la ayuda que necesaria con los medios propios, si hay que reforzar”, y también la Diputación Provincial de Zaragoza “está en ello”, ha relatado Júlvez.

Igualmente, ha comentado que en Aragón ha dejado de llover y se prevé que este viernes no se acumulen más de 10 litros por metro cuadrado, si bien en Navarra pueden alcanzarse los cien, y aunque parte sea en la vertiente cantábrica, habrá aportaciones a la Cuenca del Ebro y el suelo ya “está saturado de agua” por lo que “la laminación es poco eficaz”.

La directora general ha precisado que en los ríos Arbas el caudal está “de bajada” y el río Jalón “puede aportar algo, pero mínimamente”, mientras que el río Gállego “no ha rebasado la mota de los 400 metros”, si bien de forma preventiva se evacuó una urbanización que está próxima al cauce. También ha señalado que esta será una avenida extraordinaria “relativamente rápida”.